Sistema financiero

Sistema financiero

Las bases del sistema bancario ruso se encuentran en las siguientes leyes federales:

  • Ley No. 395-1 sobre Bancos y Actividad Bancaria, de 2 de diciembre de 1990. Se trata de la ley general que regula el sistema bancario por lo que también es denominada la Ley Bancaria.
  • Ley No. 40-FZ sobre la Reestructuración de las Organizaciones de Crédito, de 25 de febrero de 1999
  • Ley No. 86-FZ sobre el Banco Central de la Federación Rusa, de 10 de julio de 2002.
  • Ley No. 177-FZ sobre el Seguro de los Depósitos de los Individuos, de 23 de diciembre de 2003.
  • Ley No. 115-FZ sobre las Medidas de Prevención de Blanqueo de Capitales y Financiación al Terrorismo, de 7 de agosto de 2011.
  • Ley No. 353-FZ sobre los Créditos y Préstamos a los Consumidores, de 21 de diciembre de 2013.

El Banco Central de la Federación Rusa (BCR) es responsable de regular las actividades bancarias. Este banco establece las reglas, pautas, y requisitos obligatorios para los bancos y entidades de crédito en todo el territorio ruso.

La Ley Bancaria distingue entre dos tipos de entidades de crédito, las cuales solo podrán comenzar a operar si el BCR les ha expedido la licencia. Los dos tipos son:

• Los bancos

Entidades de crédito, que se dedican a todo tipo de actividades bancarias, sujetos a la obtención de las correspondientes licencias. Por eso, en la Federación Rusa no existe un sistema especializado de instituciones bancarias (p.ej: bancos de inversión, bancos hipotecarios).

• Entidades de crédito no bancarias

Entidades que sólo pueden realizar cierto tipo de operaciones bancarias que especifica el BCR.

La participación de los bancos extranjeros en el mercado ruso está sujeta a importantes restricciones. Una de estas restricciones es el requisito para los bancos extranjeros no residentes de obtener la aprobación del BCR antes de poder adquirir el 10% o más de las acciones de un banco ruso o entidad no bancaria rusa. En el caso de adquirir un porcentaje menor del anterior, simplemente habrá que notificar dicha compra al BCR.

Los bancos extranjeros pueden establecerse en Rusia a través de una subsidiaria. No obstante, con restricciones. Hay un límite legalmente establecido sobre el porcentaje de participación de capital extranjero permitido en el sector bancario, no pudiendo ser este superior al 50% de todo el capital invertido.

En la actualidad, se considera que el sistema bancario en Rusia es estable. En enero de 2016, los activos totales del sector bancario alcanzaron la cifra de 82.999 miles de millones de rublos, lo cual supone un 103,2% del PIB ruso y un incremento de un 6.9% respecto al año anterior. Sus fondos propios superaron los 9.008 miles de millones de rublos (un 11,2% del PIB).

Los últimos años han sido difíciles para la mayoría de los ciudadanos rusos dado que, a pesar del aumento de los salarios, los niveles de inflación han resultado en unos salarios reales bajos. No obstante, las persona físicas han ido progresivamente aumentando los depósitos bancarios hasta ser en enero de 2016 unos 23.219 miles de millones de rublos (un 25% más que el año anterior).

Este dato significa que de la renta total percibida por la población, un 43,6% ha ido a parar a un depósito bancario.

A pesar de los avances registrados, la banca rusa está todavía poco desarrollada a la vez que ha sido uno de los sectores afectado por las sanciones de Estados Unidos y la Unión Europea a Rusia.

Las entidades crediticias registradas a febrero de 2016 han sido 1.018, de las cuales solo 728 pueden desarrollar actividades bancarias. La tendencia general es hacia la reducción del número de bancos, concentrándose en la zona de Moscú (más del 45% de las entidades se ubican en dicha región). Igualmente, dentro de las entidades crediticias operativas, solamente las cinco primeras ya reúnen el 54,2% de los activos del sector y las veinte primeras el 76,6%.

Tradicionalmente, los bancos han tenido una función muy limitada en la economía. Hace unos años, sólo un 40% de las transacciones entre empresas estaban intermediadas por establecimientos de crédito debido, en parte, a la economía sumergida. De igual forma, los rusos desconfiaban de los bancos si bien poco a poco han ido cambiando su mentalidad y utilizan cada vez los depósitos bancarios.

La tradicionalmente insignificante labor de intermediación llevada a cabo por los bancos rusos ha estado en parte ligada a la escasez de recursos disponibles a largo plazo, debido a que Sberbank posee la mayor parte de los depósitos de ahorro, limitándose así los recursos del resto de entidades para financiar inversiones. No obstante, ha sido el elevado nivel de riesgo asociado a la inversión en Rusia el principal freno a la actividad de canalización de recursos financieros hacia los agentes inversores de la economía. A pesar de los progresos de las últimas reformas, el nivel de protección de los derechos de los acreedores todavía es insuficiente.

Para aumentar la confianza de la población en el sistema bancario, quebrantada tras las sucesivas crisis sistémicas de los años noventa del pasado siglo, la Ley Federal de Seguro de Depósitos Bancarios en la Federación Rusa, de finales de 2003, establece una garantía del 100% de los depósitos de particulares hasta la suma de 100.000 rublos (unos 2.800 euros). El banco estatal Sberbank (que posee la mayoría de los depósitos) mantendrá garantizada la totalidad de sus depósitos durante un período de transición de cuatro años.

Los principales bancos son:

  • Sberbank.
  • VTB (Vneshtorgbank): banco de comercio exterior. Propiedad del Banco Central Ruso en un 99,9%.
  • Gazprombank: propiedad del grupo energético ruso.
  • VTB24 Group.
  • Bank Otkritie Financial Corporation (NOMOS-Bank)
  • Bank of Moscow: filial de VTB.
  • AlfaBank.
  • PSB (PromSvyazBank)
  • UniCredit Bank
  • AO Raiffeisenbank
  • Rosvneshtorgbank.
  • Rosbank. 

Volver a índice de Sistema financiero

Líneas de crédito, acuerdos multilaterales de financiación

No existe un mecanismo específico para la financiación de operaciones comerciales de empresas españolas en la Federación Rusa, pero las empresas interesadas pueden acogerse a los diversos programas de ICEX, ICO y COFIDES. Por otra parte, la cobertura de CESCE está abierta sin restricciones para todos los plazos.

La presencia de empresas españolas en concursos con financiación multilateral es muy escasa.

Volver a índice de Sistema financiero

  • Movilidad Internacional
  • Barreras Comerciales
  • ICE
  • Datainvex