Sectores más interesantes para nuestro comercio

Teniendo previamente muy en cuenta las barreras comerciales señaladas anteriormente, la economía venezolana ofrece muchos sectores de interés para las empresas españolas, al contar con: 30 millones de habitantes y el quinto PIB de Latinoamérica; las mayores reservas comprobadas de crudo del mundo y las octavas de gas; una necesidad imperiosa de desarrollar infraestructuras, industria y servicios de todo tipo (viarias, ferroviarias, carcelarias, portuarias, aeroportuarias, vivienda, hospitalarias, municipales, energéticas, eléctricas, agrícolas, industriales, tratamiento de residuos, suministro y potabilización de agua, energías limpias, turismo, agroalimentación, bienes de equipo, desarrollo turístico, transporte masivo, material de defensa…); y unos invaluables y, tal vez, excesivamente ambiciosos planes gubernamentales que conforman gran parte de la “política económica bolivariana” diseñada por el Presidente Chávez. Cabe mencionar al respecto  la Gran Misión Vivienda, que persigue construir en siete años 2 millones de viviendas, o el Plan Siembra Petrolera 2005-2030, cuyo objetivo es el de desarrollar un sistema integral de los recursos petroleros y gasísticos del país mediante la actuación en varias áreas productoras, comprendiendo no solo la explotación, refino, transporte y comercialización de los recursos sino también la urbanización y construcción de ciudades completas para albergar a los trabajadores de muchas de las zonas afectadas, actualmente despobladas, con lo que ello lleva consigo en términos de oportunidad de negocio

Un segmento más específico que ofrece gran potencial para la exportación española es el de maquinaria y equipos para la industria en general, y particularmente para la del petróleo, construcción, obras públicas, minería y agricultura, que están experimentando crecimientos notables recientemente.

Del resto de los sectores, destacan los grandes proyectos de construcción de viviendas sociales ya mencionados; los de infraestructuras, con importantes proyectos incluidos en el Plan Ferroviario Nacional; y en materia de puertos los promovidos por el Instituto Nacional de Espacios Acuáticos. Asimismo, destacan los relacionados con el transporte masivo de pasajeros, carreteras, materiales y equipos para la generación y transmisión de energía eléctrica, desalinizadoras, proyectos relacionados con la formación profesional y educativa, la industria editorial, la industria alimenticia, sistemas de riego y vehículos automóviles y componentes de automoción.

También conviene tener en cuenta tanto las compras directas de empresas del Gobierno de maquinaria e implementos, así como los insumos agropecuarios por parte de la Corporación Venezolana Agraria.