Sri Lanka recibió en 2017 más inversión extranjera que nunca
Las empresas inversoras más activas en el país durante el último ejercicio fueron las procedentes de China, la India y Singapur.
Fuente:  Junta de Inversiones de Sri Lanka  -  06/02/2018
El objetivo de las autoridades para este año es captar unos 2.500 millones de dólares

La llegada de inversión extranjera directa (IED) a esta república asiática alcanzó un máximo histórico de 1.630 millones de dólares el año pasado y duplicó la cifra de 802 millones de dólares registrada en 2016.

De acuerdo con la Junta de Inversiones de Sri Lanka, este fuerte crecimiento es una consecuencia directa de la reorientación del Gobierno local hacia una política económica que valora la inversión y el desarrollo basado en las exportaciones, en lugar del gasto en infraestructuras públicas financiado con deuda.

Entre los sectores de mayor crecimiento durante esa etapa se situaron la manufactura orientada hacia los mercados exteriores, que captó un 27% más de inversiones; los servicios, que incluyen el turismo y la informática, con un crecimiento del 50%; y las infraestructuras, actividad que captó un 190% más de IED.

El ministro de Estrategias de Desarrollo y Comercio Internacional, Malik Samarawickrama, señaló que, si bien su país había logrado importantes resultados a la hora de atraer el interés del capital foráneo, Sri Lanka solo ha arañado la superficie de todo su potencial.

“Este no es un momento para la complacencia”, destacó el dirigente, “sino que es necesario un enfoque renovado que sirva para fortalecer las reformas que mejoren nuestras calificaciones en cuanto a la facilidad para hacer negocios”.

También consideró importante “continuar con los esfuerzos para atraer inversores de alta calidad de países con los que hemos renovado las relaciones bilaterales”.

El objetivo de las autoridades para este año es conseguir captar unos 2.500 millones de dólares de inversión extranjera directa y duplicar esa cantidad en 2020.

Por todo ello, están implementando una serie de reformas de amplio calado que pretenden facilitar el trabajo de las empresas foráneas. Son los casos de la nueva Ley de Ingresos Internos, que otorga permisos de inversión acelerados, o de la renovada Ley de Divisas, un nuevo paso hacia la liberalización del régimen cambiario para mejorar el clima de inversión.

Además, la Junta de Inversiones ha comenzado a trabajar en la puesta en marcha de nuevas zonas de promoción de exportaciones, incluidas Bingiriya, Mawathagama, Milleniya y Weligama. Estas serán las primeras de tipo integral que se desarrollarán en Sri Lanka desde el año 2000.

Sri Lanka planea cambiar su política sobre IED

Sri Lanka ratifica el Acuerdo sobre Facilitación del Comercio

Añadir un comentario

ICEX se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que, entra otras cuestiones: