Uzbekistán participará en un nuevo gasoducto que conectará la región
El papel de la república asiática en la región aumenta, al igual que lo hacen sus posibilidades de ofrecer oportunidades de negocio a empresas extranjeras como las españolas.
Fuente:  Eurasianer , ICEX  -  04/05/2018
Uzbekistán y España han relanzado sus relaciones bilaterales

El Gobierno de Uzbekistán se ha comprometido a participar en la construcción del oleoducto de gas natural que se está realizando desde Turkmenistán hasta la India, y que atraviesa también Afganistán y Pakistán. El presidente de la república asiática, Shavkat Mirziyoyev, señaló durante una rueda de prensa celebrada poco después de reunirse con su homólogo turkmeno que todavía se está estudiando cómo pueden contribuir a un proyecto cuya viabilidad se ha puesto en duda en varias ocasiones anteriormente.

El gasoducto Turkmenistán-Afganistán-Pakistán-India, conocido como TAPI, está diseñado para recorrer más de 1.800 kilómetros y unir el importante campo de extracción de Galkynysh con la ciudad de Fazilka, ubicada en el estado indio de Punjab. Esta tubería podría transportar hasta 33.000 millones de metros cúbicos de gas cada año. De ese total, la India y Pakistán comprarían unos 14.000 millones de metros cúbicos cada uno y la parte restante sería comercializada en Afganistán.

Precisamente, la parte afgana siempre se ha visto como el elemento más desestabilizador, debido a la grave situación económica y social que atraviesa el país. No obstante, varios líderes locales y talibanes podrían haber dado ya su apoyo al proyecto.

Tal y como destaca el medio regional Eurasianet, si el problema de seguridad pudiera resolverse de alguna manera satisfactoria, dejaría solo la “pequeña cuestión” de la financiación. Turkmenistán ha llevado desde el principio la iniciativa de la construcción del gasoducto, pero ha sido un tanto hermético a la hora de ofrecer los detalles concretos sobre su presupuesto y materialización.

Algunos medios han llegado a hablar de que serían necesarios unos 10.000 millones de dólares para poner en marcha una infraestructura de este calado, una cantidad que, sin duda, está bastante lejos de las posibilidades reales e intereses actuales de los países implicados.

En cualquier caso y a pesar de que el compromiso de Uzbekistán todavía no se ha materializado, el gesto del presidente uzbeko supone un claro respaldo a las políticas de su homólogo turkemeno, Gurbanguly Berdymukhamedov, con quien acaba de firmar una serie de acuerdos comerciales y económicos valorados en unos 200 millones de dólares.

Un país en expansión y con oportunidades
Con un mercado configurado por más de 30 millones de personas, Uzbekistán es la segunda economía de Asia Central. También es la que más rápido está creciendo en toda la región. Después de disfrutar de un aumento del 6,8% en 2017, consiguió que su PIB superara los 67.200 millones de dólares y el Banco Asiático de Desarrollo espera que su crecimiento llegue al 7,5% durante el año en curso.

Tras la muerte del histórico presidente Islam Karimov, el Gobierno de Shavkat Mirziyoyev ha comenzado a desarrollar una agenda de reformas económicas. Así, permitió la libre flotación de su moneda y el acceso sin restricciones al mercado de divisas por parte de los operadores económicos. La atracción de la inversión extranjera y el refuerzo de la confianza empresarial para la construcción de un clima de negocios adecuado se han convertido igualmente en prioridades en la estrategia nacional.

Estas medidas han conseguido el respaldo del sector privado y de la comunidad internacional, pues han servido para facilitar las transacciones comerciales y la repatricación de beneficios y de dividendo de las empresas foráneas.

También se ha reforzado el proceso de aproximación entre España y Uzbekistán y ya a finales de 2017 se firmó un Acuerdo de Cooperación Económica e Industrial que creó una Comisión Mixta Intergubernamental. Su primera reunión tendrá lugar en junio de este año y se espera que ambos países firmen un ambicioso Programa de Cooperación Financiera, que incluirá 150 millones de euros de créditos concesionales para la financiación de proyectos de interés mutuo.

Ese mismo mes se celebrará además en la ciudad de Tashkent la primera edición de las Jornadas de Partenariado Multilateral organizadas por ICEX España Exportación e Inversiones junto con la Oficina Económica y Comercial de la Embajada de España en Moscú, de la que depende esta república asiática, con el fin de abordar la múltiples oportunidades de negocio y de colaboración que presenta este mercado en expansión.

Partenariado Multilateral Uzbekistán 2018 

El BAsD financiará una central de ciclo combinado en Uzbekistán 

Añadir un comentario

ICEX se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que, entra otras cuestiones: