Yibuti lanza la mayor zona de libre comercio de África
Las autoridades esperan que el proyecto impulse el PIB del país en un 11% y sirva para fomentar el comercio internacional y la diversificación económica.
Fuente:  Digital Journal  -  12/07/2018
Yibuti es una escala fundamental en la Ruta de la Seda marítima

El presidente del Gobierno, Ismael Omar Guelleh, destacó durante la ceremonia de inauguración de la primera fase de la Zona de Libre Comercio de Yibuti (DIFTZ, por sus siglas en inglés) que esta iniciativa servirá para alcanzar el objetivo de convertir al país en un centro global de comercio internacional y logística. 

Ubicado en el Cuerno de África, en la desembocadura del Mar Rojo y al sur del Canal de Suez, Yibuti disfruta de una estratégica posición en el corazón de una red que provee acceso a las principales rutas marítimas, así como a algunas de las economías más dinámicas del continente, como la de Etiopía, que no cuenta con salida al mar.

Según informa Digital Journal, la primera fase del proyecto comprende la construcción de unas 240 hectáreas, pero se espera que dentro de 10 años esta iniciativa, presupuestada en unos 3.500 millones de dólares, se amplíe hasta las 4.800 hectáreas y se convierta en la zona de libre comercio más grande del continente.

El Ejecutivo también desea que esta obra sea capaz de atraer a empresas extranjeras para que establezcan sus plantas de fabricación en la zona, en lugar de ser un simple punto de paso para la exportación e importación de materias primas.

El director de Puertos de Yibuti y de la Autoridad de las Zonas Libres, Aboubaker Omar Hadi, señaló a los medios que esta instalación “es un lugar de oportunidades y un punto de acceso tanto para la comunidad empresarial internacional, como para la gente del país”.

El Gobierno también emprendió en febrero la construcción de tres nuevos puertos -Doraleh, Tadjourah y Ghoubet-, con un presupuesto cercano a los 15.000 millones de dólares. Cuando todos ellos estén completados, servirán para conectar al comercio marítimo al mayor grupo de países sin salida al mar del mundo.

La Franja y la Ruta
Yibuti es una escala fundamental en la Ruta de la Seda marítima que forma parte del gran proyecto chino de la Franja y la Ruta y, por eso, está siendo un destino prioritario de la inversión procedente de la república asiática que, en buena medida, está financiando todos estos procesos de ampliación. De hecho, la nueva zona de libre comercio será administrada por Yibuti como accionista mayoritario, pero contará también con la participación de tres grandes empresas de China.

El problema es que la deuda pública ha aumentado de forma importante y ya el FMI señaló hace unos meses que esta había pasado de representar el 50% del PIB en 2014 a superar el 85% en 2017. En concreto, la Administración de Yibuti podría tener una deuda con China superior a los 1.300 millones de dólares.

No obstante, Aboubaker Omar Hadi restó importancia a esas preocupaciones en una reciente entrevista, pues considera que será el comercio quien realmente la financiará. Expresó igualmente su confianza en la rentabilidad de los puertos y del nuevo ferrocarril que desde enero une la capital con Addis Abeba. 

Añadir un comentario

ICEX se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que, entra otras cuestiones: