La UE aprueba incrementar las importaciones de ternera estadounidense
La UE aumenta la cuota a los productores de Estados Unidos y abre una puerta a la reducción de las tensiones comerciales.
Fuente:  US News  -  05/12/2019
La cuota aumentará hasta las 35.000 toneladas en siete años

El Parlamento Europeo aprobó a finales de noviembre, por 457 votos a favor y 140 en contra, permitir el aumento de las importaciones de carne de res estadounidense a la UE dentro del sistema de cuotas establecido. Según destaca US News, también se introdujo una resolución en la que se insta a la eliminación de los aranceles de Estados Unidos sobre el acero y el aluminio de la UE y a la retirada de las amenazas de Trump de incrementar los gravámenes a la importación de automóviles y componentes de automoción europeos.

El acuerdo sobre la carne de vacuno está diseñado para resolver una disputa que se remonta a 1981, cuando la UE prohibió el uso de hormonas de crecimiento en el ganado para todos sus socios y también en las importaciones. Ya en 2019, el grupo europeo y  Estados Unidos concluyeron un acuerdo con el objetivo de otorgar una cuota para las importaciones de carne de res libre de estas sustancias, que actualmente es de 45.000 toneladas.

Sin embargo, y conforme a las normas de la OMC, esa cuota también debía ponerse a disposición de proveedores no estadounidenses. Gracias a ello, los exportadores de Australia y Uruguay, y más recientemente de Argentina, pudieron también participar en el sistema de cuotas, lo que implicó una reducción significativa de la participación de los proveedores de Estados Unidos, que pasó de casi el 100% a poco más del 30%.

A partir de la nueva revisión, que los otros países también tuvieron que acordar, los exportadores estadounidenses obtendrán una cuota propia inicial de 18.500 toneladas, que aumentará hasta las 35.000 toneladas en siete años.

La UE ha abierto así una puerta para reducir las tensiones comerciales con Estados Unidos. Los legisladores europeos aprovecharon además la ocasión para solicitar a Washington que trabaje con Bruselas para encontrar una solución a la larga disputa sobre los subsidios a los fabricantes de aviones.

Su último capítulo supuso el establecimiento por parte de Estados Unidos de aranceles por valor de 7.500 millones de dólares a las importaciones de la UE, con un grave impacto sobre las exportaciones españolas de productos agroalimentarios, y posiblemente continuará el año que viene cuando la OMC se pronuncie sobre los subsidios estadounidenses a Boeing y posibilite la adopción de contramedidas arancelarias por parte del bloque europeo.

Añadir un comentario

ICEX se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que, entra otras cuestiones: