Los datos y la privacidad de los consumidores están desprotegidos en un tercio de los países durante el COVID-19
La UNCTAD resalta que los retrasos en la adopción de leyes cibernéticas dejan a muchos consumidores vulnerables durante la crisis.
Fuente:  UNCTAD  -  06/05/2020
El informe constata que los países menos desarrollados se están quedando atrás en el desarrollo de leyes

Los resultados de la encuesta de la UNCTAD sobre la adopción mundial de una ley sobre comercio electrónico muestran que, a pesar de que se ha producido un aumento de 11 puntos porcentuales en la adopción de medidas de protección en el período comprendido entre 2015 y 2020, solo el 66% de los países salvaguarda los datos y la privacidad de las personas y que la proporción, con un 43%, es aún menor entre las economías menos desarrolladas.

“Dado el aumento del cibercrimen, las estafas y el fraude en línea durante la pandemia del COVID-19, los resultados de la encuesta son preocupantes”, destacó al respecto Shamika N. Sirimanne, directora de la división de Tecnología y Logística de la institución, durante la celebración de la eWeek en la que se presentó el estudio.

Sirimanne abundó en la idea de que para que el comercio electrónico siga apoyando de manera efectiva el desarrollo, los consumidores deberían sentirse protegidos. “Esto es especialmente cierto en estos tiempos difíciles, cuando las herramientas digitales son cada vez más el único vehículo para acceder a bienes y servicios”, resaltó.

La UNCTAD ve fundamental para recuperar la confianza el establecimiento de marcos legales destinados a proteger al consumidor, pero también considera vital que estos se cumplan y esto es a menudo complicado en países en desarrollo con recursos insuficientes.

Además, la constante evolución de los delitos cibernéticos amplía el desafío al que se tienen que enfrentar los organismos encargados de la vigilancia y de la aplicación de la ley para hacer su trabajo, y este es particularmente más difícil en los casos transfronterizos.

Asimismo, la UNCTAD recomienda que cuando los países adopten nuevas leyes cibernéticas opten por una normativa neutral en tecnología cuando sea posible. Esta medida serviría para evitar la necesidad de revisiones periódicas y garantizaría la compatibilidad entre los diferentes sistemas legales.

El análisis realizado sobre el desarrollo de leyes relevantes en las cuatro áreas legales consideradas como esenciales (transacciones electrónicas, cibercrimen, protección del consumidor y protección de datos y privacidad) refleja una amplia disparidad de resultados entre regiones, con un despliegue mucho mayor en Europa y la constatación de que los países menos desarrollados se están quedando atrás, sobre todo en la implementación de leyes para la protección de datos y de los consumidores.

El coronavirus revela la necesidad de cerrar la brecha digital, según la UNCTAD 

La UNCTAD y la Unión Africana desarrollan una plataforma ‘on-line’ para eliminar las barreras comerciales en África 

Añadir un comentario

ICEX se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que, entra otras cuestiones: