Sala de Prensa

ICEX muestra las oportunidades para el sector ferroviario en Bolivia

12/02/2018
El sector ferroviario de Bolivia se está reactivando poco a poco
El sector ferroviario de Bolivia se está reactivando poco a poco
El 20 de febrero va a tener lugar una jornada simultánea en Madrid y La Paz sobre el proyecto del Corredor Bioceánico de Integración


ICEX España Exportación e Inversiones, en colaboración con la Oficina Económica y Comercial de España en La Paz, organiza una jornada sobre el proyecto de construcción del Corredor Ferroviario Bioceánico de Integración que se celebrará a la vez en Madrid y en La Paz el próximo 20 de febrero.

La jornada está dirigida a las empresas españolas del sector de las infraestructuras de transporte, especialmente del ferroviario. Los participantes podrán obtener información de primera mano de las autoridades bolivianas sobre el gran proyecto de construcción del Corredor Ferroviario Bioceánico de Integración que persigue unir los países de Brasil, Bolivia y Perú. Pero además se tratará el mercado ferroviario en Bolivia en general, con sus distintos proyectos en marcha, su financiación y las oportunidades y amenazas del mercado.

Desde la sede central de ICEX, en Madrid, habrá conexión directa con La Paz desde donde se contará con la presencia de Enrique Ojeda Vila, embajador de España en Bolivia; Milton Claros Hinojosa, ministro de Obras Públicas, Servicios y Vivienda, y Ariel Mauricio Torrico, director general de la Unidad Desconcentrada de Concesiones y coordinador general de la Unidad Técnica de Ferrocarriles. Una vez finalizadas las ponencias, las empresas tendrán posibilidad de reunirse con Luis Barranco Duque, consejero comercial en La Paz, que estará presente en el Auditorio en Madrid.

El proyecto central de esta jornada, el Corredor Ferroviario Bioceánico de Integración (CFBI), afecta a los países de Brasil, Bolivia y Perú. El Corredor uniría el puerto de Santos (Brasil) en el océano Atlántico, con el puerto de Ilo (Perú) en el océano Pacífico pasando por Bolivia. El costo del proyecto se estima en 10.000 millones de dólares para el tramo boliviano, que comprendería 1.894 km, de los 3.755 que se estima que va a tener la red.

El proyecto presenta grandes dificultades, las principales serían su financiación, la armonización legal, la coordinación entre países y la seguridad empresarial. Pero a la vez, ya se han llevado a cabo grandes avances en el mismo, con la articulación de un grupo de trabajo (Grupo Operativo Bioceánico), el consenso en diferentes aspectos legales y distintos estudios técnicos, sociales y económicos que han permitido avanzar en la definición del proyecto.

 

Puede consultarse el estudio: El mercado del ferrocarril en Bolivia.