Demanda y Coyuntura

Estructura del PIB por sectores y por componentes del gasto

Destaca la importancia del sector público en el conjunto de la actividad económica y de los servicios. En particular el comercio y el transporte juegan un papel importante en la economía danesa que cuenta con empresas líderes a nivel internacional en el transporte de mercancías por vía marítima. Por su parte, el sector de la construcción tiene una escasa participación en la formación del PIB, ya que apenas llega al 6,0% del total.

El consumo interno, tanto público como privado, representa el 70,3% del PIB, siendo la partida más importante el consumo privado (45,7%).

Dinamarca ha sido tradicionalmente un país exportador neto, lo que se refleja en la formación del PIB por componentes del gasto donde las exportaciones de bienes y servicios suponen aproximadamente un 54,5% del PIB y las importaciones un 49,5%. 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Cuadro de PIB por sectores de actividad y por componentes del gasto

PIB (por sectores de origen y componentes del gasto) 2015
%
2016
%
2017
%
2018
%
POR SECTORES DE ORIGEN        
AGRICULTURA Y PESCA 1,3 1,3 1,6 1,5
MINERÍA 1,5 1,2 1,3 1,2
MANUFACTURA 14,4 15,4 14,8 14,6
CONSTRUCCIÓN 4,7 4,9 5,0 5,8
COMERCIO, TRANSPORTE  21,1 20,1 20,6 20,2
COMUNICACIONES 4,8 4,6 4,3 4,5
INTERMEDIACIÓN FINANCIERA 5,7 5,5 5,6 5,5
ADMINISTRACIÓN PÚBLICA 22,8 22,6 22,1 21,9
OTROS SERVICIOS 23,7 24,4 24,7 24,8
TOTAL 100 100  100  100
         
POR COMPONENTES DEL GASTO 2015
%
2016
%
2017
%
2018
%
CONSUMO 72,7 72,8 71,9 70,3
Consumo Privado 47,1 47,4 46,9 45,7
Consumo Público 25,6 25,4 25,0 24,6
FORMACIÓN BRUTA DE CAPITAL FIJO 20,0 21,0 21,2 23,3
EXPORTACIONES DE BIENES Y SERVICIOS 55,7 53,6 55,1 54,5
IMPORTACIONES DE BIENES Y SERVICIOS 48,4 47,4 48,1 49,5

 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Evolución de las principales variables económicas: crecimiento, inflación…

Dinamarca registró un crecimiento del 1,5% del PIB en 2018, muy por debajo del 2,3% del año anterior, pero en línea con las previsiones de la OCDE y la UE. El consumo privado y la inversión empresarial fueron las variables que en mayor medida impulsaron la economía y que continuarán haciéndolo en 2019. La Comisión Europea considera que el PIB aumentará un 1,7% en 2019, en línea con las previsiones del Gobierno, en tanto que el último informe de la OCDE estima que este crecerá en torno al 1,9%. En el segundo trimestre de 2019, el PIB ha crecido un 0,9% en relación al primer trimestre de este mismo año.

En 2018 las cuentas públicas mostraron un superávit del 0,5% del PIB, inferior al 1,4% contabilizado en 2017, pero que se espera se mantenga en 2019, con una ligera caída  hasta el 0,2% del PIB (FMI). La deuda pública representaba el 34,1% del PIB a finales de 2018, sensiblemente por debajo del 80,0% promedio de la UE 28. 

En 2018 el IPC creció un 0,7 % interanual, con una ligera caída respecto al 1,1% registrado en 2017. Se espera un repunte en los próximos años, con una inflación media anual hasta el año 2020 en torno al 1,5%. En agosto de 2019, la inflación interanual se ha situado en el 0,5%.

El nivel de paro (EPA) en diciembre de 2018 fue del 5,2% de la población activa, cifra exacta a la de diciembre de 2017. La escasez de mano se está manifestando como una restricción al crecimiento por lo que el gobierno está promoviendo iniciativas para incrementar la oferta laboral. En junio de 2019 la tasa de paro según EPA ha sido del 4,8%.

En lo que se refiere al sector exterior, las exportaciones de bienes aumentaron un 1,6% en 2018 hasta alcanzar los 91.308 millones de euros, en tanto que las importaciones, con un importe de 85.833 millones de euros, se incrementaron un 5,0%. El saldo de la balanza comercial en el año 2018 se mantuvo positivo, alcanzando los 5.475 millones de euros, contribuyendo al saldo también positivo de la balanza por cuenta corriente que en 2018 representó el 6% del PIB. Entre enero y julio de 2019, las exportaciones han sido de 56.375 millones de euros (con un 17 % de crecimiento en relación al volumen importado hasta junio), en tanto que las importaciones han sido de 50.154 millones de euros (incremento del 16% con respecto al mes anterior).

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Cuadro de principales indicadores macroeconómicos

PRINCIPALES INDICADORES ECONÓMICOS 2015  2016 2017 2018
PIB
PIB (Millones € a precios corrientes) 273.342 281.906292.362 298.403 
Tasa de variación real (%) 2,3 2,4 2,3 1,5
Tasa de variación nominal (%) 2,8 3,1 3,7 2,1
INFLACIÓN
Media anual (índice; 2015=100) 100,0 100,0 101,1 101,8 
Fin de período (%) 0,2 0,0 1,1  0,7
TIPOS DE INTERÉS DE INTERVENCIÓN DEL BANCO CENTRAL*
Media anual (%) 0,20 0,05 0,05 0,05 
Fin de período (%) 0,20 0,05 0,05 0,05 
EMPLEO Y TASA DE PARO
Población (x 1.000 habitantes) 5.699 5.745 5.7795.806 
Población activa (x 1.000 habitantes) 2.832 2.860 2.907  2.947
% Desempleo sobre población activa** 6,0 6,1  5,3 5,0 
DÉFICIT PÚBLICO
% de PIB -1,3 -0,1  1,4 0,5 
DEUDA PÚBLICA
en Millones € 108.716 104.863 103.740  101.670
en % de PIB 39,9 37,2 35,5 34,1 
EXPORTACIONES DE BIENES
en Millones € 85.38785.97689.894 91.308 
% variación respecto al período anterior 2,5 0,7 4,6  1,6
IMPORTACIONES DE BIENES
en Millones € 76.92077.03681.663  85.833
% variación respecto a período anterior 3,2 0,2 6,0  5,1
SALDO B. COMERCIAL
en Millones € 12.973 16.592 16.515 14.376 
en % de PIB 4,7 5,9  5,6  4,8
SALDO B. CUENTA CORRIENTE
en Millones € 22.537 22.318 23.256  17.034 
en % de PIB 8,27,97,9 5,7 
DEUDA EXTERNA
en Millones € 418,4 444,7 454,8 426,2 
en % de PIB 0,15 0,15 0,15 0,14 
SERVICIO DE LA DEUDA EXTERNA
en Millones € nd nd nd nd
en % de exportaciones de b. y s. nd nd nd nd
RESERVAS INTERNACIONALES
en Millones € 59.758 60.819 62.698 62.080
en meses de importación de b. y s. 5,4 5,5 5,4  5,0
INVERSIÓN EXTRANJERA DIRECTA
en Millones € 3.262 -295 -1.530 1.517 
TIPO DE CAMBIO FRENTE AL EURO
media anual 7,46 7,45 7,44 7,45 
fin de período 7,46 7,43 7,44 7,47 

 Fuentes: DANMARKS STATISTIK

*Tipos de interés deudor

**Corregido estacionalmente

Última actualización: agosto de 2019

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Principales objetivos de política económica

Las líneas generales de la política económica del actual gobierno podrían resumirse en lo siguiente:

1. Activación de la economía a través de un adelanto de las inversiones que ya estaban planificadas y que se pretenden acelerar en los próximos años. En esta línea se encuadrarían las inversiones ya comentadas referidas a la modernización y mejora de las infraestructuras, especialmente puentes, carreteras y líneas ferroviarias, así como aquellas otras dirigidas a mejorar los procesos de digitalización de la Administración Pública.

2. Intento de distribuir los costes de los ajustes entre todos los grupos sociales. 

3. Intento de llevar a cabo una serie de reformas para aumentar el tamaño de la fuerza laboral y su productividad. Para conseguir dicho propósito, una de las medidas presentadas durante el debate de los últimos Presupuestos Generales del Estado de 2018, fue precisamente la reducción de la presión fiscal. Aunque la medida fue rechazada en su momento, seguirá siendo centro del debate político en el futuro.

4. Drástica reducción en la concesión de permisos de residencia y estatus de refugiado. 

También habría que hacer especial mención a los esfuerzos del Gobierno por impulsar el sector de las energías renovables. Para ello, se aprobó a finales de junio de 2018 un acuerdo que incluye entre otros, el compromiso de construir 3 nuevos parques eólicos marinos, el incremento de los fondos públicos destinados al desarrollo del biogás y la promesa de invertir 67 millones de euros anuales en el periodo 2021-2024 con el objetivo de financiar proyectos que favorezcan el ahorro energético del sector empresarial.

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Previsiones macroeconómicas

Las previsiones económicas realizadas por el Gobierno danés en agosto de 2018, sitúan el crecimiento del PIB para este año en el 1,7%. Según los cálculos del Fondo Monetario Internacional, el sector público registrará este año un superávit del 0,1%,

El mercado de trabajo será el que se enfrente, en 2018, a mayores tensiones, si se cumplen las previsiones del Gobierno. En la actualidad el país se encuentra en zona muy próxima al  pleno empleo, pudiendo este alcanzarse, según sus cálculos, a finales del año, cuando la tasa de paro sobre la población activa se sitúe en el 3,3%. 

Las previsiones del Gobierno en lo que se refiere a la evolución de los precios, es que el año cerrará con una inflación del 1,0%.

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Política fiscal y presupuestaria

El país ha ido gradualmente formalizando y reforzando su política fiscal desde principios de los años 90. Las normas comunitarias sobre el déficit y la deuda pública han impulsado este proceso.

La relación entre la deuda pública y el PIB ha crecido durante los años de crisis pero se ha mantenido por debajo del 60% y tuvo un mínimo histórico del 27% alcanzado en 2007. En la actualidad (2018), el nivel de deuda en relación con el PIB es del 34,1% y las cuentas públicas registraron un superávit del 0,5%.

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Política monetaria

Dinamarca forma parte del Mecanismo del tipo de cambio europeo (ERM II) desde su creación el 1 de enero de 1999. Bajo este mecanismo, cada moneda tiene una banda de fluctuación en relación con el euro que, en el caso danés, es del +/- 2,25% sobre un valor del euro en relación a la corona fijado en 7,46038. Esta política supone que el valor mínimo del euro en relación a la corona sería de 7,29252 coronas y el máximo de 7,6284 coronas. En la práctica, la banda de fluctuación ha estado en el entorno del +0,5% sobre el cambio de 7,46038 coronas/euro.

El Banco Central es el organismo encargado de aplicar la política monetaria del país. Su principal objetivo es mantener el tipo de cambio casi fijo frente al euro sin tener en cuenta otros posibles objetivos de política económica. 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Políticas estructurales (programas, reformas, etc.)

Periódicamente el Gobierno danés lanza planes e iniciativas con el fin de estimular la economía o realizar reformas estructurales. Las más relevantes llevadas a cabo recientemente en el ámbito de las infraestructuras son las siguientes:

Iniciativas destinadas a mejorar la infraestructura hospitalaria y la asistencia sanitaria en general, sobre la base de un acuerdo de financiación con las regiones que son, en última instancia, las responsables de esta competencia. En general, la idea gira en torno a concentrar el servicio en un número menor de super-hospitales, que asumirían mayores competencias y que contarían con una mayor capacidad de atención al ciudadano. En total el plan establecido ha supuesto asumir  la construcción o ampliación de 32 hospitales en todo el país, estando ya la mayoría de los proyectos en fase avanzada de construcción o licitación.

Iniciativas dirigidas a mejorar las infraestructuras de transporte. Debido a la orografía del país, la complejidad de las obras de infraestructuras se concentra en puentes y túneles para salvar bahías, estrechos y fiordos. La gran parte de estas infraestructuras fueron construidas en 4 etapas: 1935- 1943, 1962-1972, durante la década de los 80 y 1996-2000. De hecho sólo 10 de las 33 construcciones son posteriores a 1980 por lo que necesitan una urgente modernización. Aparte de esa necesidad de mantenimiento y mejora, el Gobierno danés ha incluido también entre sus proyectos emblemáticos la construcción de un enlace -túnel sumergido en el estrecho de Femer, de 18 km. de longitud- entre la ciudad danesa Rødby y la alemana Puttgarden. Los contratos principales para esta obra ya han sido adjudicados, pero habrá que tener en cuenta que alrededor de la misma se deberán construir accesos y autovías que lo conecten con Copenhague

Habría que considerar además, las inversiones que se han ido ejecutando a lo largo de todo el país relacionadas con el transporte por ferrocarril. En particular, los proyectos de la autoridad danesa propietaria de las líneas férreas, consisten en la electrificación de 1.400 kms. de vía (con una asignación presupuestaria de 1.600 millones de € para el periodo 2014-2026), la sustitución de los sistemas de comunicación y señalización y la modernización de 200 pasos a nivel. También en este caso, la gran parte de los proyectos están ya prácticamente ejecutados, pero no hay que olvidar la intención de las principales ciudades danesas de invertir en nuevas líneas de metro y tranvía.

Por último, es necesario mencionar el interés que tanto el Gobierno como las regiones y ayuntamiento daneses tienen en liderar el desarrollo de las TIC, sobre todo en aplicaciones que sean de utilidad para mejorar la digitalización del sector público y el desarrollo de las Smart cities. 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

  • Movilidad Internacional
  • Barreras Comerciales
  • ICE
  • Datainvex