Demanda y Coyuntura

Estructura del PIB por sectores y por componentes del gasto

El PIB maltés sigue los parámetros de las economías desarrolladas. Su aportación del sector agropecuario es tan solo del 0,4% y el sector servicios supuso el 85,2%  del PIB en 2021, más de tres cuartas partes del producto interior bruto maltés. La industria es un sector menor de la economía de Malta, suponiendo el 14,3% del PIB, de los que el 4,5% es construcción.

El consumo supone un 63,4% del PIB en Malta,con un consumo privado del 41,5%. Las exportaciones de bienes y servicios alcanzan el 148,4% del PIB y las importaciones el 135%.

 

 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Cuadro de PIB por sectores de actividad y por componentes del gasto

PIB (por sectores de origen y componentes del gasto) 2018 %  2019 %  2020  % 2021 (IIIT)  %
POR SECTORES DE ORIGEN        
AGROPECUARIO 0,8 0,5 0,5 0,3
MINERÍA, MANUFACTURAS, ELECTRICIDAD, GAS Y AGUA 9,7 9,8 10,1 7,9
 de los cuales CONSTRUCCIÓN 3,9 4,2 4,6 3,4
COMERCIO Y HOSTELERÍA 20,5 20,2 14 15,5
INFORMACIÓN Y COMUNICACIÓN 8 8,5 9,8 4,8
FINANZAS Y SEGUROS 8,8 8,6 9,8 8,8
ACTIVIDADES INMOBILIARIAS 6,1 6,1 6,3 0,5
ACTIVIDADES PROFESIONALES, CIENTÍFICAS Y TÉCNICAS 16,9 17,3 17,3 14,6
ADMINISTRACIÓN PÚBLICA 16,5 16,7 18,2 27,9
OTROS SERVICIOS 8,6 8,1 9,3 9,1
TOTAL 100 100 100 100
         
POR COMPONENTES DEL GASTO        
CONSUMO 60,2 63,2 64,9 65,1
Consumo Privado 42,8 44,5 42,7 43,5
Consumo Público 16,3 17,6 20,9 20,4
FORMACIÓN BRUTA DE CAPITAL FIJO 18,4 18,9 23,2 25,9
EXPORTACIONES DE BIENES Y SERVICIOS 144,6 139,9 142,8 131,4
IMPORTACIONES DE BIENES Y SERVICIOS 123,2 122,3 130,9 122,5

Fuente: NSO, Central Bank of Malta

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Evolución de las principales variables económicas: crecimiento, inflación…

El plan de recuperación económica de Malta después de la crisis epidémica de 2020 se basa en la reducción de costes comerciales, el estímulo de la demanda y el consumo interno y el apoyo a las empresas, salvaguardando los puestos de trabajo.

Hasta 2020, la alta tasa de crecimiento económico del país, impulsada por una sólida demanda interna, junto con la reforma de las finanzas públicas, habían convertido tres décadas de déficit en un superávit anual en el periodo comprendido entre 2016 y 2019, reduciendo la deuda al 43% del PIB.

El crecimiento del PIB fue del 5,9% en 2019 y en 2020 el PIB disminuyó un 8,3% en términos de volumen. En 2021 el PIB ha vuelto a aumentar, un 11,3%, un 9,4% en términos de volumen, con €12.921,8 millones. 

En 2021 la tasa anual de precios al consumo fue del 2,6%, en aumento comparado con el 0,2% de 2020, mientras que la tasa promedio de los últimos 12 meses con fecha de diciembre fue del 0,7%. En febrero de 2022 la tasa de precios al consumo aumentó un 4,2% con respecto al año anterior y un 0,7% con respecto al mes anterior, habiéndose incrementado los precios de la energía un 5,2% en un año.

En cuanto al mercado de trabajo en el cuarto trimestre de 2021 los registros administrativos indican que el empleo aumentó un 2,2% respecto al mismo trimestre del año anterior, registrando 274.110 personas. La tasa de desempleo en marzo de 2022 fue del 3%, en descenso del 0,8% respecto al mismo mes de 2021.

El déficit público en 2020 se cifró en el 9,7% del PIB, cambiando la tendencia del 2019 (+0,5%). La relación entre el PIB y la deuda aumentó hasta el 53,4% del PIB. En el tercer trimestre de 2021 el déficit aumentó al 8,5% y la deuda alcanzó el 59,1% según el Banco de Malta. 

En 2021 se registró un descenso de las exportaciones (-1,8%), mientras que aumentan las importaciones un 19% en comparación con 2020, por un valor de €6.526,6 millones. Las exportaciones, por su parte se cifraron en €3.499 millones. La balanza comercial fue negativa (-€3.027,6 millones) aunque el déficit disminuyó un 57,4% en comparación con 2020. En este ejercicio, la exportación hacia países de la UE registró un saldo de €1.224,9 millones, un 35,4% del total, lo que supone un descenso del 1,7% con respecto al año anterior, así como hacia los países extra UE que descendieron un 4,4%, registrando €2.234,2 millones. Las importaciones aumentaron un 18,4% con respecto al 2020 desde países de la UE, cifrándose en €3.453,2 millones, un 53,8% del total, mientras que desde países de fuera de la UE se incrementaron un 18,9% registrando €2.964,9 millones.

En el periodo de enero-febrero 2022 se registró un aumento de las exportaciones (+16,6%), así como en las importaciones (+41,6%) en comparación con el mismo periodo de 2021. La balanza comercial fue negativa (-€433 millones) aunque el déficit disminuyó un 106,3% en comparación con 2021.

El saldo de la balanza por cuenta corriente fue negativo en 2021 registrando un valor de -€854,4 millones (-5,9% del PIB). La cuenta de capital presentó un saldo positivo de €90,1 millones, mientras que el saldo de la cuenta financiera se cifró en este periodo en -€139,2 millones. 

Según los últimos datos publicados por el NSO, el flujo de Inversión Directa Extranjera en Malta en el periodo de enero a junio de 2021 se cifró en €1.512 millones, un 10,8% menos que en el mismo periodo del año anterior, de los que el 85,8% se destinó a actividades financieras y seguros.  En 2020 el flujo se cifró en €3.429,2 millones, un 0,4% por encima del año anterior, de los que el 90,5% perteneció al sector de actividades financieras y de seguros. El stock de Inversión Directa Extranjera en Malta a junio de 2021 ascendió a €200.163,6 millones, un 4,3% mayor que en 2020, siendo el sector más importante (con el 97,5% del total) el de actividades financieras y de seguros.

El flujo de Inversión Directa maltesa en el periodo de enero a junio de 2021 se cifró en €3.174,9 millones, un 0,1% más que en el mismo periodo de 2020. En el ejercicio 2020 se cifró en €6.341,1 millones, en aumento del 0,4% con respecto al 2019. El stock de Inversión Directa maltesa en el extranjero en a junio de 2021 ascendió a €58.484,7 millones, descendiendo un 1,3% con respecto 2020, debido a desinversiones en el sector de manufacturado, en el de actividades financieras y de seguros y sobre todo en el de información y comunicación y actividades profesionales, científicas y técnicas, arte y ocio. El sector más importante sigue siendo el de actividades financieras y de seguros con el 99,5% del total, un porcentaje similar al del flujo de inversión.

 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Cuadro de principales indicadores macroeconómicos

PRINCIPALES INDICADORES ECONÓMICOS 2018  2019 2020 2021
PIB        
PIB (M€ a precios corrientes) 12.172,40 12.885,90 11.810,10 12.921,80
Tasa de variación real (%) 6 5,9 -8,3 9,4
Tasa de variación nominal (%) 8,4 8,4 -7 11,3
INFLACIÓN        
Media anual (%)  1,2  1,3  0,2 2,6
Fin de período (%)  1,7  1,5  0,8 0,7
TIPOS DE INTERÉS DE INTERVENCIÓN DEL BANCO CENTRAL        
Media anual (%) 0 0 0 0
Fin de período (%) 0 0 0 0
EMPLEO Y TASA DE PARO        
Población  475.701  493.559  514.564 516.100
Población activa (en miles)  248,1  266,6 271,9 283
% Desempleo sobre población activa  3,5  3,2 4,4 3,4
DÉFICIT PÚBLICO        
en M€  268,5  82,2 -1.237,70 -1.161,70
% de PIB  2,1  0,6 -9,5 -8
DEUDA PÚBLICA              
en M€  5.662,1  5.720,2 6.798,50 8.284,40
en % de PIB  43,7  40,7 53,4 57
EXPORTACIONES DE BIENES        
en M€ 3.256,10  3.611,4 3.562,.9 3.499
% variación respecto a período anterior -11,2  5 -17,8 -1,8
IMPORTACIONES DE BIENES        
en M€ 6.114,50 7.318,10 5.486,30 6.526,60
% variación respecto a período anterior -0,1  16,6 -28,8 19
SALDO B. COMERCIAL        
en M€ -2.858,50  -3.706,7 -2.159,80 -3.027,60
en % de PIB 23,1  28 16,8 23,4
SALDO B. CUENTA CORRIENTE        
en M€ 1.377,50  1.286,6 -508,1  -854,4
en % de PIB 11,1  5 -2,9 -5,9
DEUDA EXTERNA        
en M€  91.683,5  92.549,5 88.605,30 93.183,30
en % de PIB  741,4  700   691 721,1
SERVICIO DE LA DEUDA EXTERNA           
en M€        
en % de exportaciones de b. y s.        
RESERVAS INTERNACIONALES        
en M€  815,5  834,3 846,3 1.014,60
en meses de importación de b. y s.  -  -  -  -
INVERSIÓN EXTRANJERA DIRECTA           Ene-jun
IED recibida (M€)  3.581,6  3.275,2 3.408,40  1.512
IED emitida (M€)  6.274,3  6.390,5 6.344,20  3.175
TIPO DE CAMBIO FRENTE AL DÓLAR        
media anual  1,14  1,11  1,14 1,18
fin de período  1,13  1,10  1,22 1,13

Fuente: National Statistics Office y Central Bank of Malta

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Principales objetivos de política económica

La crisis de la epidemia de coronavirus empujó reformas estructurales necesarias para el país como la inversión en I+D para impulsar la productividad e invertir en capital humano, la mejora del marco de gobernanza para garantizar la estabilidad financiera. Los subsidios salariales aprobados para combatir la pandemia han sido extendido al menos hasta mayo de 2022 y ha aumentado el umbral de exención del IVA de 20.000 a 30.000 euros.

El PNRR en Malta financiará inversiones y reformas que se espera que tengan un efecto transformador en la economía y la sociedad del país. Los proyectos incluyen asegurar la transición verde (al que destinan el 54% de la asignación total del plan), apoyo a la transición digital (con una inversión de 34 millones de euros en los sistemas de IT del gobierno) y reforzar la resiliencia económica y social (49,9 millones de euros para promover la integración y el bienestar de los trabajadores de la salud extranjeros es una de las medidas).

 



Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Previsiones macroeconómicas

En 2022, se espera que la demanda interna sea el principal motor del crecimiento, reflejando un fuerte aumento del consumo privado y gubernamental. Además, se prevé que las exportaciones netas también contribuyan este año al crecimiento, ya que se acelerarán, mientras que las importaciones se prevé que crezcan a un ritmo más lento. La desaceleración de las importaciones refleja a su vez la caída esperada de la inversión en 2022, a raíz de los desembolsos excepcionales en algunos sectores en 2021.

El FMI ha revisado en abril de 2022 las estimaciones en las que prevén que el PIB maltés aumentará en 2022 un 4,8%. Pronostica que el desempleo, que ha disminuido al 3,6% en 2021, seguirá descendiendo al 3,5% en 2022, mientras que la inflación pasará del 0,7% de 2021 al 0,7% en 2021 al 4,7% en 2022. La balanza de la cuenta corriente pasará del -5,1% del PIB en 2021 al -1,7% en 2022 y -1,4% en 2023. 

Según las previsiones de febrero de 2022 del Banco Central de Malta, el PIB crecerá un 6% en 2022, un 5,3% en 2023 y un 3,8% en 2024. El Banco proyecta que las finanzas públicas registrarán un déficit del 6,2% del PIB en 2022, mientras que en 2023 el déficit se reducirá al 4,3%, para disminuir hasta el 3,3% en 2024. Se prevé que la relación deuda pública/PIB aumente del 58,7% en 2021 al 60,9% en 2024.

 

 

 

 

 

 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Política fiscal y presupuestaria

El gobierno de Malta adoptó una amplia gama de medidas para mitigar el impacto negativo de la pandemia de COVID-19 en la economía. Se incrementó la financiación de las autoridades sanitarias para aumentar su capacidad y se proporcionó asistencia financiera a las empresas, autónomos y empleados por lo que el presupuesto fiscal se deterioró debido a que los factores cíclicos relacionados con la recesión provocaron un gran déficit en los ingresos, mientras que un estímulo fiscal sin precedentes condujo a un aumento significativo del gasto. El déficit llegó al 9,7% del PIB en 2020. La mejora de la situación fiscal en 2021 provendrá del aumento de los ingresos públicos y se prevé que en 2022 las medidas de estímulo restantes se eliminen gradualmente.

En octubre de 2021 se presentaron los presupuestos de 2022, que incluyen varias medidas fiscales destinadas a incentivar la inversión e impulsar otros puntos de la agenda del gobierno, como la solidaridad social y el medio ambiente, entre otros.  Se espera que el déficit en 2021 sea de alrededor del 11,1% del PIB (originalmente estimado en 5,9% del PIB); en 2022, actualmente se estima que se reducirá al 5,6% del PIB. La deuda del gobierno alcanzará el 61,3% del PIB en 2021 (en comparación con la estimación inicial de 58,6%).

Los presupuestos prevén una serie de incentivos fiscales con el objetivo de apoyar la recuperación de empresas a nivel local debido al impacto de la pandemia de COVID-19 que incluyen medidas como la ampliación a un mayor número de empresas del subsidio de alquiler, la puesta en marcha por parte de Malta Enterprise de un plan que concede a las empresas beneficios fiscales calculados en función de las ganancias reinvertidas en sus negocios o la ampliación de la reducción del derecho de transmisión sobre la transmisión de empresas familiares al 1,5%.

En el frente de la inversión, las propuestas incluyen la del mecanismo a medida para PYMES emitido por el Banco de Desarrollo de Malta para cubrir préstamos destinados a proyectos ambientales y sostenibles dentro del sector privado o el lanzamiento de una nueva plataforma de startup creada para atraer a empresarios locales y extranjeros, el "Blue Med Hub".

Con efectos a partir del 1 de junio de 2022, el tipo de interés del Impuesto sobre Sociedades y los saldos de IVA serán del 7,2% anual.

Malta ha suspendido recientemente el plan de "pasaportes dorados" para los ciudadanos rusos y bielorrusos tras la invasión rusa de Ucrania, aunque continúa con el mismo para todos los demás ciudadanos y no ha expresado ninguna intención de detenerlo. La Comisión Europea considera que el sistema viola el principio de cooperación leal y le ha enviado un dictamen. Malta dispone de dos meses para responder al dictamen; si la respuesta no es satisfactoria, la Comisión podrá llevar este asunto ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea.

Entre el resto de medidas se encuentra el anuncio de que el transporte público será gratuito para todos los ciudadanos y residentes de Malta a partir de octubre de 2022.

 

 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Política monetaria

El Banco Central de Malta ha continuado implementando las decisiones de política monetaria del Eurosistema a través de facilidades permanentes, operaciones de inyección de liquidez y compras de activos. Las entidades de crédito establecidas en Malta participaron en operaciones principales de financiación (MRO) realizadas por el BCE por un importe total acumulado de 84 millones de euros, muy por encima del millón de euros utilizado en 2020. En 2021, el sistema bancario también hizo un uso significativo del Instrumento TLTRO -III (Targeted long-term refinancing operations), participando los bancos nacionales en este tipo de operaciones por un importe agregado de 520 millones de euros, frente a los 63,5 millones de euros del año anterior, debido al atractivo precio de dicho instrumento. La contratación de operaciones de refinanciación a largo plazo (PELTRO) de emergencia por la pandemia también aumentó durante 2021, pasando de 45,0 millones de euros a 75,4 millones de euros.

Durante 2021, el Banco compró bonos soberanos malteses por valor de 216,1 millones de euros en el marco del programa de compras del sector público (PSPP), más del doble de la cantidad comprada en 2020. Mientras tanto, las compras de bonos soberanos en el marco del PEPP alcanzaron los 235,2 millones de euros. Además de comprar bonos soberanos para sus carteras PSPP y PEPP, el Banco realizó compras adicionales para las carteras del BCE.

 

 

 

 

 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Políticas estructurales (programas, reformas, etc.)

Según el Programa Nacional de Reformas publicado en abril de 2022 la prioridad del gobierno maltés sigue siendo asegurar un crecimiento económico sostenible manteniendo la sostenibilidad de las finanzas públicas a medio y largo plazo. Los principales desafíos del país son la transición verde y digital; resiliencia del sistema de salud; cobertura, adecuación y sostenibilidad del sistema de protección social; educación de calidad e inclusiva; El plan contempla medidas para mejorar el marco de gobernanza en todos los sectores, en particular, la independencia y eficacia del sistema de justicia, y cuestiones relacionadas con la corrupción, el estado de derecho, el lavado de dinero y las medidas fiscales.

Esta estrategia general surge como telón de fondo del Plan de Recuperación y Resiliencia de Malta evaluado por la Comisión y aprobado por el Consejo en 2021. El objetivo del plan de Malta es contribuir a un mundo sostenible, equitativo, verde y digital. 

El RRP de Malta identifica seis componentes:
1. Abordar la neutralidad climática a través de una mayor eficiencia energética, energía limpia y
una economía circular;
2. Abordar la neutralidad de carbono mediante la descarbonización del transporte;
3. Fomentar una economía digital, inteligente y resiliente;
4. Fortalecimiento de la resiliencia del sistema de salud;
5. Mejorar la educación de calidad y fomentar la sostenibilidad socioeconómica; y
6. Fortalecimiento del marco institucional.

El apoyo fiscal del gobierno maltés ha ayudado a la recuperación de la actividad económica con un aumento del PIB en 2021 del 9,4%. 

Las medidas presupuestarias para 2022 presentadas en octubre prevén que el déficit disminuya al 2,9% del PIB para el año 2024, lo que se traduce en una relación deuda/PIB del 62,4% en el 2024. A pesar del impacto de la pandemia de COVID en un año que dio como resultado la reducción de la economía en un 8,3%, el gobierno maltés espera que la economía crezca un 4,8% en términos reales y un 6,5% en términos nominales en ese ejercicio y que la relación entre la deuda y el PIB sea del 61,8%.

Otras medidas incluyen incentivos en el mercado laboral, para pensionistas, además de otras de carácter social y de apoyo a los hogares. También prevén incentivos fiscales para el mercado inmobiliario como la rehabilitación de edificios de más de 20 años y los ubicados dentro de las áreas de conservación urbana que conserven el "estilo tradicional maltés". 

En cuanto a las empresas, el gobierno extenderá a 2022 una tasa reducida del 1,5% en la transferencia del negocio familiar a los descendientes. También podrán traspasar la capitalización de las subvenciones de las agrupaciones que hayan sido negativamente impactadas durante la epidemia a otras agrupaciones que sigan funcionando con fines de lucro. 

Cobran especial importancia las medidas a favor del ambiente, como los incentivos al transporte limpio o el apoyo a la compra de paneles solares, calentadores de agua, bombas de calor y otros dispositivos.

El Plan Nacional de Energía y Clima (NECP) definitivo para 2021-2030 incluye medidas relacionadas con la descarbonización, la eficiencia energética, la seguridad energética, la energía del mercado interno, investigación, innovación y competitividad.

El Gobierno sigue comprometido a trabajar activamente en el desarrollo e implementación del Gasoducto Melita TransGas (MTGP) que conectará Malta con la red europea de gas y está trabajando en la formulación de su estrategia de desarrollo con bajas emisiones de carbono. En agosto de 2021 el gobierno ha lanzado una convocatoria para la realización de un estudio de viabilidad sobre la posibilidad de rediseñar el oleoducto con el fin de permitirle transportar hasta el 100% de hidrógeno.

 

 



 

 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura