Demanda y Coyuntura

Estructura del PIB por sectores y por componentes del gasto

En cuanto al PIB por componentes del gasto, cabe destacar que el crecimiento de la economía de Uganda viene representado por un aumento progresivo del comercio internacional gracias a las nuevas medidas de apertura aprobadas por el gobierno y el creciente interés de Uganda como socio comercial.

Tradicionalmente la principal fuente de actividad económica de Uganda ha sido la agricultura y la pesca, principalmente de subsistencia, la cual ocupa hasta el 64,6% de la población activa pero con una aportación al producto nacional de apenas el 21,9% en 2018/19 y que va reduciéndose año tras año en favor del resto de sectores. Respecto al sector industrial, este creció un 5,5% en 2018/19 y supuso un 27,1% del PIB. Sin embargo, el sector con más peso en la economía y con un mayor crecimiento es el sector terciario, con un peso de los servicios cercano al 43,3% del PIB en 2018/19 (en 2017/18 supuso el 51,2%). Mientras que la construcción ha ido ganando peso hasta aportar un 6,5% al PIB en 2018/19, con un crecimiento del 10,16%. Esto es un reflejo de las mejoras en las infraestructuras de transporte que impulsan instituciones multilaterales y regionales, y un incipiente despegue del sector inmobiliario en la capital del país.

Dentro del sector terciario, el comercio y reparaciones y el sector inmobiliario, son los sectores con mayor peso y relevancia con un 8,7% y 6,4% del PIB.

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Cuadro de PIB por sectores de actividad y por componentes del gasto

 

PIB (por sectores de origen y componentes del gasto) (% PIB) 2015/16  2016/17  2017/18 2018/19
POR SECTORES DE ORIGEN (AL COSTE DE LOS FACTORES)        
AGROPECUARIO  22,4 23,5 22,8 21,9
Agricultura 13,3 14,7 14,2 12,6
Ganadería 3 3 3,2 3,5
Silvicultura 3,9 3,7 3,8 3,8
Pesca 2,2 2 1,6 2,1
INDUSTRIA  22,2 22,7 21,7  27,1
Manufacturas 16,4 15,5 15,8 15,5
Construcción 5,4 5,6 5,9 6,5
Agua y electricidad 3,5 3,7 3,7 3,7
Minería 1,1 1,2 1,2 1,4
SERVICIOS  52,0 51,9 51,2  43,3
Comercio y reparaciones 9,3 9,1 9 8,7
Transporte y comunicaciones 3,4 3,3 3,4 3,6
Servicios financieros 2,8 2,6 2.5 2.6
Inmobiliario 6,2 6 6,2 6,4
Administración pública 2,2 2.5 2,5 2,3
Información y telecomunicaciones 2,3 2 2 2,1
Alojamiento y restauración 2,5 3 3,1 2,9
Profesionales, científicos y actividades técnicas 2,2 2,1 2,2 2,1
Actividades de administración y servicios de apoyo 1,8 1,8 1,7 1,8
Salud y trabajo social 3,2 3 3,3 3,2
Artes, entretenimineto y recreación 0,1 0,1 0,2 0,2
Trabajadores del hogar 0,8 0,8 0,8 0,8
Educacion 4,9 4,4 4,3 4,3
Otros servicios 2,9 2,7 2,5 2,4
IMPUESTOS NETOS DE SUBSIDIOS 6,8 7 7,2 7,7
PIB AL COSTE DE LOS FACTORES 100 100 100  100
         
POR COMPONENTES DEL GASTO        
CONSUMO 79,4 78,9 80,4 78,7
Consumo Privado 68,1 67,0 67,9 66,6
Consumo Público 11,3 11,9 12,5 12,1
FORMACIÓN BRUTA DE CAPITAL FIJO 24,8 24,1 24,2 25,8
 FBCF 25,4 24,6 24,7 26,5
 Var. existencias 0,5 0,6 0,6 0,6
EXPORTACIONES NETAS (X-M) DE BIENES Y SERVICIOS -11,2 -7,5 -7,9 -10,1
            Exportaciones 12,5 16,7 15,2 19,4
            Importaciones 18,9 20,2 21,7 26,7
Discrepancia estadística 1,6 0,0 1,4 2,1
TOTAL 100 100 100 100

Fuente: Uganda Bureau of statistics.

Última actualización: junio 2020.

 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Evolución de las principales variables económicas: crecimiento, inflación…

PIB: tras recuperar la estabilidad política en la década de los 90, Uganda creció a partir de unos niveles de desarrollo muy bajos a fuerte ritmo durante los 20 años siguientes, quintuplicando su PIB per cápita que pasó de 6 billones USD en 1999 a algo más de 30 billones en 2018, reduciendo la incidencia de la pobreza entre la población (de 66,9% en 1999 a 41% en 2016), ello apoyado por unas políticas macroeconómicas sólidas y favorecedoras de la actividad del sector privado, incluyendo un programa de privatización de empresas públicas.

En los últimos cinco años PIB de Uganda aumentó a una media de 4,8%, con una variación de 4,97% en 2017 respecto a 2016, y de 6,2% en 2018. Esta tendencia se mantuvo en 2019, aunque a una tasa de 4,9%. El mayor impulso al crecimiento provino del sector servicios, que supone más de la mitad del PIB registrando un crecimiento del 7,2% en el último ejercicio fiscal 18/19; por su parte, el sector industrial aumentó un 5,8% ligeramente por debajo del 6,1% del ejercicio fiscal anterior (sus principales subsectores son construcción y minería), y finalmente el sector primario, creció un 3,8% igualando la tasa del anterior ejercicio.

En 2020 el FMI proyecta una evolución positiva del PIB de Uganda de +3,5% incluso después de la revisión por el impacto económico negativo del Covid 19, y un aumento de +4% para 2021 en el escenario de control de la pandemia.

Cuentas públicas: los ingresos públicos son modestos en términos de PIB, 13% en el año fiscal comprendido entre julio 2018 y junio 2019 por lo que las cuentas públicas presentan habitualmente números rojos con un déficit de -7,2% en 2019/2020 y una proyección de -8,9% para 2020/2021. De cara a contener el déficit, y siguiendo las recomendaciones del FMI, se diseñó la "Domestic Revenue Mobilization Strategy 19/20 - 23/24", cuyo objetivo es incrementar anualmente la recaudación impositiva un mínimo anual de 0,5% sobre el PIB durante cinco años.

La deuda pública ha aumentado desde el 19% sobre PIB en 2009 hasta el 42,2% del ejercicio fiscal 18/19 o el 45% del ejercicio fiscal 19/20, siendo la proyección para 2020/2021 de un 51,5%.  En las consultas con FMI en 2017 se fijó, como objetivo prudente un tope para la deuda del 42% del PIB, sin embargo el Gobierno de Uganda estimó que las necesidades de financiación de infraestructura la elevarían hasta el 51% del PIB antes de comenzar a declinar. En las últimas consultas del Art. IV en marzo de 2019, el FMI insistió en la conveniencia de fijar un tope del 50%. La deuda externa alcanzó el 28,8% en términos de PIB en el ejercicio 18/19 y se estima alcance 31,3% en 20/21, representando más del 66% del total de la deuda pública.

Política monetaria e inflación: la inflación media anual se ha ido controlando desde el 15% en 2005, su máximo de los últimos veinte años, para moverse en torno al 5% en los últimos diez años, hasta un mínimo de 2,6% en 2018. La inflación media anual en 2019 fue de 2,9%, por debajo de las previsiones del FMI de 3,6%. Tienen gran influencia en este indicador el nivel de precio de los alimentos, función de la calidad de las cosechas, dependientes a su vez de las condiciones meteorológicas del año, así como del precio de las importaciones de productos energéticos.

Desde abril de 2016, el Banco Central de Uganda implementa una política monetaria expansiva a través de sucesivas reducciones en el tipo de interés de referencia, habiéndolo llevado del 17,5% en dicha fecha hasta el 9,5% en octubre de 2017 y 9% en febrero de 2018. En la reunión del Comité de Política Monetaria de octubre 2018 se incrementó en un punto el tipo de referencia hasta el 10%, en previsión de un aumento de la inflación subyacente, lo que no llegó a suceder, y su Comité de Política Monetaria redujo nuevamente el tipo de interés de referencia del 10% al 9% en su reunión de octubre 2019. En 2020 dentro de las medidas acomodaticias de respuesta institucional a los efectos económicos de Covid 19 se redujo el tipo de referencia al 8% abril, y otro 1% en junio 2020 para situarlo en el actual 7%.

Sector exterior: La balanza por cuenta corriente presenta tradicionalmente saldo deficitario. Tanto la balanza de mercancías como la de servicios y la de rentas primarias presentan saldos negativos que no llegan a ser cubiertos por el saldo positivo de la balanza de rentas secundarias. El buen comportamiento de las exportaciones y la caída de las importaciones redujeron el déficit del -6,2% en 2015 al -2,8% en 2016, sin embargo volvió a repuntar hasta el -4,5% en 2017, y al -7,2 en 2018. En 2019 el déficit aumentó nuevamente hasta el -9,5% en 2019 (datos medidos en términos de PIB).

Las reservas de divisas cerraron 2019 en 3.241 MUSD ó 4,1 meses de importaciones, y en 2020 el deterioro de la balanza de pagos ha llevado al Gobierno de Uganda a solicitar ayuda financiera al FMI - Rapid Credit Facility.

El tipo de cambio del chelín ugandés, UGX, presenta una tendencia a largo plazo de depreciación frente al dólar, desde 2009. Las oscilaciones durante 2019 fueron reducidas, fijándose a final de año en 3.670 UGX/USD. Durante 2020 ha continuado depreciándose debido al impacto económico de Covid 19, hasta un 6% en marzo, aunque las inyecciones de divisas de los programas de apoyo del FMI han ayudado notablemente a su recuperación para mostrar sólo un 2% de caída a principios de junio. 

 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Cuadro de principales indicadores macroeconómicos

 

 

 

PRINCIPALES INDICADORES ECONÓMICOS 2016 2017 2018 2019
PIB
PIB (MMUSD a precios corrientes) (1) 29,35 31,8 33,69 34,86
Tasa de variación real (%) (1) 4,6 4,8 4,5 3,9
Tasa de variación nominal (%) 8,34 7,7 5.94 3,47
INFLACIÓN
Media anual (%) (1) 5,5 5,6 2,6 3,2
Fin de período (%) (1) 5,7 3,3 2,2 3,5
TIPOS DE INTERÉS DE INTERVENCIÓN DEL BANCO CENTRAL
Media anual (%) (1) N.D. N.D. N.D. N.D.
Fin de período (%) (1) 11 9,5 10 9
EMPLEO Y TASA DE PARO
Población M personas (3) 36,6 37,8 39 39,821
Población activa miles personas (4) 19.379 20.202 21.052 16.658
% Desempleo sobre población activa (3) 2,0 2,1 2,2 1,8
DÉFICIT PÚBLICO
% de PIB (3) -4,9 -3,1  -3,1 N.D.
DEUDA PÚBLICA
en MUSD (1) 8,29 9,31 11,52 15,19
en % de PIB (1) 37,1 39,7 42,2 43,6
EXPORTACIONES DE BIENES, fob (BP)
en M USD (2) 2.921,3 3.449,9 3.641,6 4.095,65
% variación respecto al período anterior 7,4 17,2 5,8 12,4
IMPORTACIONES DE BIENES, cif
en M USD (2) 5.470,57 6.253,71 7.414,84 8.285,92
% variación respecto al período anterior 16,6 16,6 26,1 11,7
SALDO B. COMERCIAL
en M USD (2) -1.708,2 -2.131 -3.031,6 -3.415,82
en % de PIB -6,7 -7,6 -10,9 -11.1
SALDO B. CUENTA CORRIENTE
en M USD (1) -830,8 -1.491,2 -2.564,7 -3.524
en % de PIB -3,3 -5,8 -9,4 -11,4
DEUDA EXTERNA
en M USD (3) 5.392,69 6.902,71 7.698,37 8.157,15
en % de PIB (3) 21,2 24,9 28,2 26,6
SERVICIO DE LA DEUDA EXTERNA
en MUSD (1) 844,7 188,9 N.D. N.D.
en % de exportaciones de b. y s. (3) 5,2 5,2 4,6 N.D.
RESERVAS INTERNACIONALES
en MUSD (1) 3.556 3.654 3.414 3.380
en meses de importación de b. y s. (1) 5,2 4,5* 4,1** 4,08
INVERSIÓN EXTRANJERA DIRECTA
en MUSD (5) 626 803 1.337 2.560
TIPO DE CAMBIO FRENTE AL DÓLAR
media anual (2) 3.420 3.611 3.727 3.705
fin de período (2) 3.610 3.635 3.713 3.665
         

Fuente: (1) FMI, (2) Bank of Uganda, (3) Uganda Bureau of Statistics, UBS (4) Banco Mundial, (5) UNCTAD
Última actualización: junio, 2020.

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Principales objetivos de política económica

En la actualidad está vigente el Second National Development Plan II (2015/16-2019/20). Es uno de los seis planes quinquenales que forman la Uganda Vision 2040 y que esperan reducir la pobreza y convertir al país en un país de renta media.

Los principales objetivos estratégicos son:

  • Incrementar los ingresos de las familias y promocionar la igualdad: la evolución de este objetivo se medirá a través de los ingresos per cápita, la distribución de la renta, nivel de empleo, la productividad agrícola.
  • Mejorar la formación del capital humano: medido a través de la calificación en la mano de obra, el nivel de ingreso, diversidad profesional, inversión industrial, producción y productividad
  • Mejorar la calidad y el número de infraestructuras económicas: carreteras, electricidad, ferrocarriles, servicios de telecomunicaciones, transporte público, servicios bancarios asequibles.
  • Aumentar el acceso a servicios sociales de calidad: reduciendo la tasa de mortalidad infantil, acceso a agua potable, reducción de la mortalidad en el parto.
  • Promocionar la ciencia, tecnología e innovación.
  • Fortalecer la buena gobernanza, defensa y seguridad: mejorando la calidad de la democracia.
  • Mejorar el uso de los recursos naturales: mejorar el nivel de salud de las personas, recuperación de ecosistemas degradados, gestión de residuos y mejora de los asentamientos urbanos.

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Previsiones macroeconómicas

El FMI prevé que la crisis de la Covid-19 tenga un menor impacto en Uganda que en los países de la región, estableciendo las previsiones de crecimiento en 3,5% del PIB en 2020 y un 4,3% en 2021, siendo previa a la crisis del 6,3 y 6,2 respectivamente; y una tasa media de inflación que tras alcanzar 2,6% en 2018 se incrementará al 3,9% en 2020. En cuanto al saldo por cuenta corriente, espera que la necesidad de financiación del país siga aumentando por el empuje de las importaciones, incrementándose un 1,8% entre los años 2019 y 2020.

El BAfD, en sus previsiones anteriores a la crisis del Covid-19 fue más positivo y ha previsto un crecimiento de 6,19% en 2020 y espera que para 2021 de 6,09%. El déficit por cuenta corriente según este organismo será -10,41% y -11,04% respectivamente en 2020-2021.

Por último, el BM espera que el crecimiento del PIB pueda aumentar hasta el 6% en 2020, aunque advierte de posibles factores desestabilizadores como la inestable situación de Sudán del Sur o la falta de créditos al sector privado.

Las perspectivas de crecimiento en el medio plazo son todavía más elevadas debido a que está previsto que en los próximos años se ponga en marcha la exportación de crudo.

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Política fiscal y presupuestaria

La política fiscal de Uganda tiene como objetivos la reducción de la pobreza y el incremento de la equidad en la distribución de la renta, a través de inversiones en infraestructuras para fomentar el desarrollo económico; y de programas específicos en los campos de la educación y la salud.

Su efectividad, sin embargo, viene limitada por la estrechez de la base impositiva y las deficiencias en el sistema recaudatorio. Consecuentemente, los ingresos fiscales, a pesar del incremento en cuatro puntos registrado desde 2012, apenas superan el 15% del PIB, nivel que se compara desfavorablemente con el del resto de países de la East African Community.

Según datos del FMI, la recaudación impositiva supone el 99% de los ingresos públicos (el 1% restante correspondiendo a tasas y dividendos de empresas públicas y programas de ayudas), siendo su principal componente los impuestos indirectos, que en el año fiscal 2018/2019 (datos provisionales) supusieron el 54% del total. Seguido por los impuestos directos, 27%. De menor importancia son las tasas aduaneras, 11%, y la Infrastructure Levy, tasa del 1,5% que se aplica a determinadas importaciones.

Los ingresos públicos se ven complementados por las donaciones recibidas en concepto de ayuda al desarrollo, que en los últimos años han representado entre el 1% y el 1,5% del PIB. Parte de las mismas toma la forma de apoyo presupuestario, 0,3% del PIB en el último año fiscal, mientras que el resto se dirige a la financiación de proyectos de desarrollo específicos, 1,2%.

La ejecución de los presupuestos se ve también afectada por la falta de capacidad de gestión en los diversos ministerios públicos, por lo que es habitual que no se alcancen los objetivos de gasto previstos, especialmente en lo referente a los proyectos de infraestructura. Como consecuencia, los atrasos en los pagos a proveedores se han ido aumentado de forma considerable en los últimos años, de forma que en el último año fiscal, en un esfuerzo por reducirlos, se dedicó un 0,4% del PIB.

Por último, los gastos corrientes representan el 54% del total, de los que un tercio corresponde a sueldos y salarios y algo más del 24% al pago de intereses de la deuda según datos del FMI.

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Política monetaria

Por otra parte, la política monetaria es ejecutada por el banco central, el Bank of Uganda, BOU. El marco actual de ejecución de la política monetaria quedó establecido en julio de 2011, cuando se abandonó el sistema de fijación de objetivos de crecimiento para los agregados monetarios por el de mantenimiento a medio plazo de la media anual de la inflación subyacente en el 5%. Además de este objetivo principal se fija como objetivo secundario la consecución de unas tasas de crecimiento del PIB lo más próximas posible a los niveles de crecimiento potencial de la economía.

Para la consecución de estos objetivos el BoU fija un tipo de interés, denominado Central Bank Rate (CBR), que debe servir como guía de la evolución de los tipos de interés a corto plazo en el mercado interbancario. El nivel del CBR se fija en las reuniones del Comité de Política Monetaria del BoU, que se celebran cada dos meses, y que se hace público inmediatamente después de las mismas.

Para asegurar que el tipo interbancario a 7 días se mantiene lo más cerca posible del CBR el BoU interviene regularmente en el mercado monetario.

Una de las medidas de mitigación del impacto de la crisis del Covid-19 fue el establecimiento del CBR en 7%, además Uganda ha tomado las siguientes medidas fiscales y monetarias:

  • Aprobación de 80 M USD de financiación suplementaria para el sector sanitario, seguridad y población vulnerable
  • Utilización de 1,3 M USD del Fondo de Contingencia del presupuesto de 2019/20
  • Pago de los atrasos del Gobierno a sus proveedores
  • El Uganda Development Bank (UDB) fomentó el crédito asequible para las empresas del sector privado.
  • Aplazamiento de las obligaciones de pago de impuestos.
  • Exenciones fiscales para los artículos de uso médico
  • Apoyo en los suministros de agua y electricidad
  • Ampliación de los programas de otras públicas intensivas de obras públicas
  • El Bank of Uganda (BoU) estableció las siguientes medidas:
    • Compromiso de prestar asistencia excepcional en materia de liquidez durante un período de hasta un año a las instituciones financieras que pudieran necesitarla
    • Velar por que los planes de contingencia de las instituciones financieras supervisadas garanticen la seguridad de los clientes y el personal
    • Establecer un mecanismo para reducir la probabilidad de que las empresas de declaren insolventes
    • Renunciar a las limitaciones a la reestructuración de los servicios de crédito en las instituciones financieras que puedan correr el riesgo de caer en dificultades
    • Concesión de un permiso excepcional a las instituciones financieras internacionales para reestructurar los préstamos de las empresas y los particulares que se hayan visto afectados por la pandemia, caso por caso, a partir de abril de 2020.
    • Compra de bonos del Tesoro en poder de instituciones microfinancieras y crediticias para aliviar sus problemas de liquidez.

Uganda obtuvo 491,5 millones de dólares de los EE.UU. en financiación de emergencia del FMI el 6 de mayo de 2020 en el marco del Servicio de Crédito Rápido.

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Políticas estructurales (programas, reformas, etc.)

En el marco del Programa que Uganda ha firmado con el FMI, existen diversos objetivos de carácter estructural, referidos en gran parte a la mejora de la gestión de sus ingresos públicos y a una mayor eficiencia en el control de sus partidas de gasto.

La futura explotación de sus yacimientos de petróleo exige medidas legislativas que permitan aprovechar al país este recurso sin originar distorsiones en su economía o en sus instituciones. Para ello, el Parlamento ha aprobado dos normas que han de regular todas las actividades de esta industria de forma transparente: la Ley de 2012 sobre Explotación, desarrollo y producción petrolera, y la Ley de 2013 sobre refino, conversión de gas y petróleo.

Volver a índice de Demanda y Coyuntura