Información del mercado

El mercado (nivel de vida, rasgos de la demanda, centros económicos)

Francia es un mercado de 66 millones de consumidores, con un poder adquisitivo elevado y tendencia a un crecimiento moderado, pero regular. Su PIB per cápita en 2017 era de 34.200 €, aproximadamente un 40% superior al de España, aunque en términos de poder adquisitivo, las diferencias son inferiores. Según EUROSTAT, en términos de poder adquisitivo, el PIB per cápita de Francia es un 9% superior a la media comunitaria.

Francia es un país con muchas reglamentaciones, fruto de una larga tradición de profesiones, oficios y normas que se han consolidado a lo largo de los años, fruto de los pactos. Existen por ello numerosas barreras de entrada, no siendo a veces las legales las más importantes o disuasorias.

Aunque existen otras ciudades y regiones que pueden ser clave para muchas PYME's españolas, sobre todo por razones de proximidad, hay que tener en cuenta que Francia es un país enormemente centralista. Todo empieza y acaba en París.

COMERCIO INTERIOR

El Código de Comercio regula la mayor parte de lo que podríamos denominar el comercio interior en Francia. Sin embargo, las normas que regulan los distintos sectores vienen determinadas por órdenes ministeriales u otras normas de rango inferior. Toda la información se puede consultar en ESTE enlace del Código de Comercio francés.

El Código de Consumo regula las obligaciones que tienen las empresas respetar la legislación en cuanto a información del consumidor (etiquetado de los productos), denominaciones de origen, precios y condiciones de venta, plazos de entrega, publicidad, promociones, saldos, garantías, crédito al consumo, etc. Toda la información se puede consultar en el enlace del Código de Consumo francés. Las traducciones en castellano de ambos se pueden consultar  AQUÍ

Las traducciones parciales al castellano de estos y otros códigos franceses se pueden consultar en TRADUCCIONES

El consumidor francés es muy exigente en cuanto a calidad de los productos y su presentación. Prueba de ello es el retroceso de las ventas de los “Hard discount” como LIDL durante estos últimos años. La causa según los profesionales es el descenso de los precios en la red de las grandes “enseignes” y supermercados, manteniendo la calidad e imagen.

El francés no suele comprar el producto más barato, sino aquel que considera que tiene un precio correcto, una buena presentación y buena calidad.

 

 

Volver a índice de Información del mercado

Canales de distribución. Estructura y marco legal de la distribución comercial

1    Estructura y Marco legal

1.1 Marco legal

La Ley Macron n° 2015-990 para el crecimiento, la actividad y la igualdad de oportunidades económicas fue adoptada el 6 de agosto de 2015. Su principal objetivo es contribuir a la liberalización de la economía y ha introducido numerosos cambios en el sector de la distribución, con siete artículos dedicados al comercio.

 Dos artículos son particularmente determinantes, en primer lugar el referente a la venta forzosa de tiendas en caso de posición dominante en las zonas de influencia, lo que afecta principalmente a la cadena de distribución Casino por su posición en París, y en segundo lugar, la limitación a nueve años de los contratos de afiliación entre las cabeceras de red y las tiendas. El objetivo es impedir a los distribuidores superponer contratos con distintos vencimientos, lo que impide a un operador salir libremente de la enseña a la que está adherido, ya sea en cooperativa (E. Leclerc), grupo (Intermarché) , o franquicia (Carrefour, Casino).

 Por otro lado, esta ley ha realizado también varias aportaciones al derecho de prácticas restrictivas de la competencia con nuevas sanciones. La sanción de 2 millones de euros ha sido sustituida por el 5% de la facturación realizada en Francia.

Asimismo, la Ley Macron también contempla la posibilidad de abrir los negocios hasta doce domingos al año, frente a los cinco establecidos anteriormente, y la posibilidad de apertura hasta medianoche de los comercios presentes en las estaciones y las zonas turísticas internacionales.

En materia agroalimentaria, en 2018 se ha aprobado la conocida como ley de Alimentación (EGALim) “Ley para el equilibrio de las relaciones comerciales en el sector agrícola y alimentario y para una alimentación sana, sostenible y accesible para todos”, que contempla disposiciones para las relaciones industria-distribución sobre venta a pérdida, promociones, precios. https://www.legifrance.gouv.fr/affichTexte.do?cidTexte=JORFTEXT000037547946&categorieLien=id

En cuanto a la publicidad en TV, a partir de diciembre 2006, la televisión se convirtió en el escaparate de las marcas de distribución, enseignes, puesto que se ha levantado una prohibición que ha durado 39 años, desde el comienzo de la publicidad en la televisión el 1 de octubre de 1968. Hasta ahora, la distribución se tenía que contentar con algunas rendijas en los canales regionales, o el patrocinio de emisiones y programas cortos. En la actualidad, los industriales dedican a este medio TV un 65% de los sus presupuestos para publicidad y se estima que la distribución le destina un 15% de sus gastos publicitarios. Sin embargo, esta autorización sigue siendo relativa en la medida en la que este tipo de publicidad debe quedar limitada al mensaje institucional, mientras que la comunicación relativa a las “operaciones comerciales de promoción” de los distribuidores se mantiene proscrita en la televisión. Queda excluida la comunicación relativa a promociones temporales de productos o a operaciones temporales como, por ejemplo, las rebajas.

Las radios de servicio público tienen un régimen particular contemplado en el capítulo 4 del decreto del 13 de noviembre de 1987, que establece que la publicidad está autorizada en France Inter, France Info et France Bleu (nacionales y locales), a excepción de las bebidas alcohólicas de más de 1,2 grados y operaciones comerciales del sector de la distribución.

Las condiciones de venta se recogen en el código del consumo (traducción en castellano.

También es conveniente consultar las fichas prácticas de la competencia y el consumo redactadas por la Dirección General de la Competencia, del Consumo y de la Represión de Fraudes del Ministerio de Economía francés en ESTE enlace.

1.2  Canales de distribución

El circuito más apto a la penetración del mercado francés para una empresa será función del producto y de la talla de la empresa. Los circuitos habituales son los mayoristas-distribuidores tradicionales, los mayoristas especializados, la gran distribución y los minoristas, sin olvidar el e-comercio, siempre ligado a la logística, y la cada vez mayor presencia de empresas como Amazon o Vente Privée.

Su empresa también puede efectuar ventas a distancia, directamente a particulares, en Francia a través de su portal de Internet desde España, facturando el IVA español, hasta un importe anual inferior a 35.000€ IVA no incluido. Si supera esta cantidad tendrá que facturar el TVA francés y abonarlo al estado francés para la totalidad del importe facturado. Para ello debe de darse de alta en la TVA en Francia en:

DIRECTION DES RESIDENTS A L'ETRANGER ET DES SERVICES GENERAUX
CENTRE DES IMPOTS DES NON RESIDENTS
SERVICE INSPECTION TVA
10, rue du Centre
TSA 20011
93465 NOISSY LE GRAND CEDEX
TEL.: 00.33.1.57.33.85.00
FAX.: 00.33.1.57.33.84.04
 

En caso de venta por Internet a profesionales francesas que disponga de Nº de TVA, la facturación se hace sin IVA incluyendo en la Factura el Nº de IVA del vendedor español y el de la TVA del comprador francés. El Nº se compone del prefijo FR seguido por 11 dígitos cuya validez se puede comprobar en ESTE enlace.

Los números de las empresas francesas denominados SIREN 9 dígitos o SIRET 11 dígitos NO SON VÁLIDOS.

SEGÚN EL PRODUCTO

Bienes de consumo

  • Alimenticios
    • Gran distribución: Supone una parte muy importante del mercado 60% del total
    • Mayoristas especializados. Importadores de:
      • Vinos y alcoholes,
      • Conservas,
      • Frutos secos,
      • Aceites,
      • Productos congelados, etc.
    • Minoristas especializados.
      • Productos dietéticos,
      • Productos Gourmets,
      • Cadenas especializadas
  • Productos no alimenticios
    • Comercio especializado
      • Grandes superficies
        • Cadenas de bricolaje,
        • Audiovisual y equipo del hogar,
        • Mueble y Decoración,
        • Deportes,
        • Jardinería y aire libre, etc.
      • Mayoristas especializados
        • Ferretería,
        • Farmacia,
        • Electricidad del hogar, etc.
      • Minoristas especializados

SEGÚN LA GAMA DEL PRODUCTO

Según que el producto sea de gama alta, media o baja habrá que seleccionar:

  • Gama alta
    • Minoristas especializados (Boutiques, Tiendas Gourmets etc.)
  • Gama media
    • Mayoristas especializados
    • Gran distribución especializada
  • Gama baja
    • Gran distribución

Bienes intermedios

Los bienes intermedios o semielaborados son utilizados por la industria como “inputs” en su proceso de fabricación por lo que la relación calidad/precio y cumplimiento de las programaciones de la entrega serán determinantes para conseguir penetrar el mercado francés 

Por supuesto habrá que cumplir las normas europeas o españolas de calidad correspondientes. Certificación ISO siempre necesaria.

  • PRODUCTOS STANDARD
    • Distribuidores especializados
      • distribuidores de “fournitures industrielles”
    • Fabricantes
  • PRODUCTOS DE SUBCONTRATACIÓN
    • Fabricantes

Bienes de equipo

La clave para vender este tipo de bienes es poder ofrecer un servicio post-venta, de garantía y reparación rápida y eficaz ya sea:

  • Intervención directa de los propios servicios de la empresa en un plazo  corto 24/48 horas.
  • Subcontratación de este servicio cerca de un experto local
  • Servicio asumido por el distribuidor.

Los circuitos utilizados serán:

  • Venta directa al fabricante utilizador del equipo
  • Distribuidor exclusivo especializado (nacional o regional)

SEGÚN LA DIMENSIÓN DE LA EMPRESA

La dimensión de la empresa y la capacidad disponible de fabricación va a condicionar fuertemente la cantidad de producto disponible para la exportación.

Para una empresa con una utilización muy elevada de sus capacidades de fabricación y que no tenga planes de ampliación, hay que escoger el circuito que ofrezca el mayor margen comercial posible ya que la ventaja que se busca en el mercado exterior es fundamentalmente la de diversificación.

Grandes empresas

Todas las opciones son válidas ya que suelen poseer:

  • Capacidad de fabricación suficiente
  • Medios financieros para prospección y promoción
  • Departamento de exportación específico
  • Capacidad de inversión en nuevas plantas si la demanda lo requiere

Las principales opciones serán:

  • Gran distribución
  • Implantación propia (Michelin, Renault, Lactalis, etc.)

Empresas Medianas

  • Gran distribución 
  • Distribución especializada (mayoristas, minoristas) 

Pequeñas empresas

  • Mayoristas tradicionales
  • Minoristas especializados

VENTAJAS E INCONVENIENTES DE CADA CIRCUITO

Los Mayoristas

  • Ventajas
    • Son profesionales que conocen el mercado. Pueden informar sobre los gustos, las normas, las costumbres, etc., para adaptar mejor el producto.
    • Compran cantidades importantes. Facilita la gestión de stocks y de los envíos.
    • Se puede minimizar el coste del transporte mediante el envío de camiones completos.
    • Toman a su cargo los costes de distribución y el riesgo de cobro dentro de su zona.
    • Permite un número reducido de interlocutores y facilita la gestión export. Inversión mínima en personal export.
    • Se pueden conceder exclusivas regionales.
      • Permite negociar cantidades mínimas de venta y el nivel de precios de venta a los minoristas 
      • obligación de compra de todos los productos del catálogo, 
      • fijación de precios máximos de venta a los minoristas.
    • Facilita la gestión de riesgos de impagados.
      • obtención de informes de solvencia,
      • conocer su antigüedad en el sector, sus balances, etc.
      • contratar un seguro Cesce, …
  • Inconvenientes
    • Dependencia de los mayoristas. Impide el control directo del mercado por el exportador.
    • Márgenes comerciales ajustados. Hay que tener en cuenta el margen del mayorista para no llegar demasiado caro al consumidor.
    • Falta de flexibilidad en la política de precios. El mayorista no aceptará incrementos de precios muy superiores a los de los competidores nacionales.

Los Minoristas

  • Ventajas
    • Diversificación de riesgos debido al gran número de clientes.
    • Márgenes comerciales importantes. Hay que tener en cuenta que el margen del mayorista puede apropiárselo la empresa exportadora.
    • Control directo del mercado. Permite políticas de precios y de gamas o tipos de productos exclusivos flexibles.
  • Inconvenientes
    • Compran cantidades pequeñas. Complica la gestión de stocks y de los envíos.
    • Se suele encarecer mucho el coste del transporte. Envíos muy pequeños.
    • Supone un número muy importante de interlocutores y complica la gestión export. Control de los envíos y de los cobros.
    • Incremento importante de los riesgos de impagados. Difícil de contratar un seguro CESCE, etc. Es aconsejable utilizar un factoring.
    • Supone una inversión importante en prospección y captación de clientes si se quiere realizar venta directa.

La Gran Distribución

  • Ventajas
    • Compran cantidades muy importantes. Facilita la gestión de stocks y de los envíos.
    • Se puede reducir mucho el coste del transporte mediante el envío de varios camiones completos a las plataformas de distribución.
    • Seguridad en el cobro. Suele tratarse de empresas solvente con abundante tesorería.
    • Permite un número muy reducido de interlocutores y facilita la gestión export. Inversión mínima en personal export.
  • Inconvenientes
    • Proceso de selección de proveedores complicado. Referenciación.
    • Fuerte dependencia
      • No permite ningún control ni del mercado ni de los precios por el exportador
      • Su producto puede servir de “promoción“ y dañar su imagen aunque tras la nueva Ley de 2018, las promociones están más regladas.
    • Márgenes comerciales muy reducidos. El proveedor soporta la “guerra de precios” que se hacen algunas cadenas.
    • Muy poca flexibilidad en la política de precios. La cadena no aceptará incrementos de precios sensibles.
    • Adaptación del producto y de los envases a los deseos de la cadena.

ESTRUCTURA ACTUAL DE LA DISTRIBUCIÓN EN FRANCIA

Se pueden distinguir tres grandes tipos de empresas distribuidoras: el comercio mayorista, el comercio minorista y los distribuidores de hostelería, restauración y catering (HORECA).

El comercio mayorista:

En el comercio mayorista la actividad mejoró en el conjunto de la actividad con unas ventas de 837.000 millones de euros en 2017 (+4,4% respecto a 2016), favorecido a su vez por el repunte de los precios por primera vez en el último lustro. Así, las ventas de bienes de equipo se benefician de las inversiones de las empresas en el ejercicio, mientras que los bienes domésticos se ven afectados por el descenso en el consumo de los hogares, y los productos agrícolas se ven castigados, a su vez, por el descenso en la producción agrícola del año anterior.

En términos de empleo, el número de trabajadores en 2017 alcanzó los 969.000 empleados, un 31% del total del sector comercio.

El comercio mayorista de productos alimenticios se realiza fundamentalmente a través de los mercados de interés nacional (MIN) que suelen estar instalados en las cercanías de las grandes ciudades. Los principales mercados de frutas y hortalizas son París-Rungis y Perpiñán, donde se centralizan gran parte de los envíos destinados a la gran distribución. Los principales son:

El comercio minorista: Facturó 496.000 millones de euros en 2017 (un 32% del total del sector comercio), que supone un incremento del 3% respecto al ejercicio anterior. El sector empleó a 1,8 millones de personas. Entre los principales tipos de establecimientos minoristas se encuentran:

·        El comercio de proximidad, que engloba las pequeñas tiendas de todo tipo, los pequeños autoservicios de menos de 120 m2, los denominados supérettes (de 120 a 400 m2) y los maxidescuento menores.

·        Las grandes superficies: supermercados (entre 400 y 2500 m2), hipermercados (de más de 2.500 m2) y los maxidescuento o hard-discount. En diciembre de 2018 sumaban 11.689 establecimientos y 189.000 empleados.

El sector HORECA (hostelería, restauración y catering): Agrupa los subsectores de restauración tradicional, restauración colectiva y fast food. A los dos primeros subsectores se llega a través de mayoristas especializados como Sodhexo; Accord; Davigel, Générale de Restauration, Claude Le Delas y el tercero tiene sus propias centrales de compras.

Tendencia

Con 2.278 hipermercados y 5.944 supermercados en Francia, las grandes superficies realizan todavía una parte destacable del comercio minorista alimentario.

Sin embargo, la tendencia en la distribución se dirige a la creación de “drives” donde el cliente que ha pasado su pedido por Internet va a recoger en su coche la mercancía que ya está preparada. Francia cuenta en 2017 con 4.801 puntos de venta drive, frente a los 2.971 puntos existentes en 2016. Es posible apreciar una clara tendencia al alza de esta modalidad de distribución.

 

PRINCIPALES GRUPOS DE DISTRIBUCIÓN

Tras distintas reconfiguraciones de los grupos de distribución franceses, donde han existido a lo largo de la historia numerosos actores, hoy dominan el mercado en Francia siete grandes grupos de distribución: Leclerc, Carrefour, Les Mousquetaires, Système U, Groupe Casino y Auchan.

Para estudiar los principales grupos de distribución en Francia, hay que distinguir entre las centrales de compra, las empresas titulares o sociedades de explotación y las marcas (enseignes, en francés) de los establecimientos que identifican a las distintas cadenas. Además, existen las grandes superficies especializadas cuyas compras se realizan, normalmente por la misma empresa, cuya razón social puede coincidir o no con la marca comercial de sus establecimientos.

 

Las centrales de compras

Las centrales de compras son organizaciones comerciales que gestionan los pedidos de suministros de los establecimientos o almacenes de sus grupos de asociados y afiliados. Las centrales se pueden tipificar en cinco categorías, según dos grandes clases de productos: alimentarios y no alimentarios.

Hay dos tipos de centrales alimentarias: las de productos frescos y las de productos de gran consumo (resto de los productos alimentarios). A su vez, dentro de las centrales no alimentarias se distinguen tres tipos: las de productos textiles, las de equipamiento doméstico y las de productos diversos o bazar. La actividad de las centrales puede ser centralizada o descentralizada.

 

Grupos de distribución y cadenas

Los grupos de distribución son propietarios o están ligados por acuerdos de afiliación con distintas cadenas de establecimientos o enseignes Es importante identificarlos porque disponen de un sistema de referenciación propio y pueden comprar al margen de la central de compras.

En 2017 en Francia, el principal grupo de distribución por cifra de negocios fue E.Leclerc, con 44.800 millones de euros; seguido por Carrefour, con 40.100 millones; en tercer lugar figura Les Mosquetaires con 31.100; Système U, 24.400; Groupe Casino facturó 20.900 millones de euros; y finalmente, Auchan con 17.700.

Lo normal es que las marcas comerciales o enseñas (“enseignes”) que identifican a las cadenas, respondan a una fórmula comercial homogénea: hiper, supermercado, tienda de proximidad, maxidescuento, etc., aunque también se utiliza, a veces, la misma marca para hiper y super.

Así, entre las tiendas de proximidad integradas en FRANCAP aparecen diversos nombres comerciales: Carrefour Market, Coccinelle, Colryut, Coccimarket, G20, Viveco, Diagonal, Panier Sympa, Atoo Alimentation y Schlecker. Entre las tiendas de descuento o hard discount, se pueden destacar: Aldi, Lidl, Ed, Leader Price, Netto, Le Mutant, Norma y Penny Market.

La principal tienda de proximidad y maxidescuento es LIDL con 1.493 puntos de venta y una facturación de 9.500 millones de euros. La segunda es ALDI que cuenta con 888 puntos de venta y una facturación de 3.500 millones de euros.

 

Grandes superficies especializadas (GMS)

  • Grandes superficies de confección textil

Según Panorama Trade Dimensions en 2017, el número de estas tiendas ascendía a 2.882, con una superficie de venta total de 3.078.611 m².

Por número de tiendas, la cadena líder es Gemo (ERAM) con 371 puntos de venta; seguida de La Halle! (VIVARTE) con 349 tiendas; la francesa Kiabi (Kiabi Europe), 340; Orchestra, 269; Zeeman France 250; Hennes & Mauritz France 208;Inditex France, con 199; Mango France, 191; C & A France 170; y SNC CAD, con 162.

Como vemos en los últimos años hay una creciente presencia española, con el grupo Inditex y sus marcas Zara (129), Bershka (49) y Massimo Dutti (21), con un total de 195.378 m2 de superficie de venta; o el grupo Mango y sus marcas Mango (175), Mango Man (9) y Violeta by Mango (7), con 91.108 m2.
 

  • Grandes superficies de belleza y salud

Francia cuenta en 2017 con 2.517 establecimientos de este tipo (2.119 perfumerías y 398 parafarmacias), y una superficie total de 426.074 m². Por número de tiendas destaca Nocibe, con 585; seguido por Marionnaud (Marionnaud Parfumeries), con 496 tiendas; Sephora, con 325; Beauty Success, con 303; E.Leclerc Parapharmacie, con 247; y Passion Beauté con 130.

  • Grandes superficies de bricolaje

La cifra de negocios del mercado del bricolaje fue en 2014 superó los 26 MM€, realizada en un 70% por las grandes superficies de bricolaje.

En 2017, en Francia hay en 2.225 tiendas con una superficie total de 8.794.125 m². Por número de tiendas destacan Societé Les Mousquetaires, con 657 tiendas (entre ellas las 475 de Bricomarché); el grupo ADEO, con 488 (Weldom, Leroy Merlín, entre otros); Mr. Bricolage, con 463; Kingfisher France, 224; y Cofaq 130.

  • Grandes superficies de aparatos electrodomésticos

En 2017 había 2.635 centros comerciales de este tipo (contra 2.374 en 2009) con una superficie total de 2.901.447 m². Las cadenas más conocidas son EX & CO, con 405 tiendas; Fnac Darty con 349; But International (mixto muebles-electrodomésticos), con 295; HTM Group (Boulanger) y PULSAT, con 214 cada uno; Conforama France, con 203; GITEM, 164; MDA Distribution, 157; y Group Digital con 132.

  • Grandes superficies de ocio y cultura

En 2017 existían en Francia un total de 534 grandes centros especializados en ocio y cultura, con una superficie en conjunto de 724.595 m². Los primeros por número de tiendas son Espace Culturel (Leclerc Galec), con 237 puntos de venta; FNAC, 146; y Socultur, con 87.

  • Grandes superficies de jardinería

En Francia existen en 2017 un total de 1.788 almacenes de dimensión importante especializados en jardinería, con una superficie total de venta de 5.337.048 m², siendo el primer grupo por número de tiendas Gamm Vert, con 613 establecimientos; seguido por Jardiland Enseignes, con 179; Apex, con 169; y Nalod’s, con 141.

  • Grandes superficies de juguetería

Francia cuenta en 2017 con 1.072 almacenes especializados en juguetería con una superficie total de venta de 867.512 m2. Las cadenas más importantes, por número de establecimientos son: EPSE Joueclub (261), Ludendo (225), King Jouet (224), Maxy Toys (132), y Toys’R’Us (53).

ESTRATEGIA DE VENTA A LA GRAN DISTRIBUCIÓN

Para la mayoría de los productos alimenticios y buena parte de los demás bienes de consumo, la venta a la gran distribución es casi inevitable. Estas cadenas usan y abusan de su poder de mercado. Complicación del proceso de selección de proveedores (proceso de referenciación); falta de control del posicionamiento del producto y de los precios por el exportador; márgenes para el proveedor más reducidos, casi inexistentes en la batalla actual. Las cadenas no aceptan incrementos de precios sensibles (sólo hace falta observar el caso de la de-referenciación de Leclerc) y, finalmente, hay que adaptar el producto y los envases a los deseos de la cadena.

A grandes rasgos, la gran distribución se estructura en Francia, como en otros países, en torno a las centrales de compra, en las que se negocian los suministros. En ellas, el principal argumento de venta es, sin duda, el precio, sobre todo para los productos de alimentación. Las centrales de compra están organizadas por tipos de producto.

Cada central de compra negocia la adquisición de todas o parte de las referencias de una o varias cadenas. Cada cadena o central tiene su propio procedimiento de compra. En general, el sistema de compras tiene tres fases: reconocimiento del proveedor, referenciación del producto y concreción del pedido. La media de aplazamiento de pago a proveedores es de 30 días fin de mes. Las vías de penetración en este gran segmento del mercado no son distintas a las de España, aunque cada cadena tiene sus características propias.

La Referenciación

La referenciación es la aceptación de una organización de compras o una empresa de distribución como proveedor a una empresa, tras estipular con ésta las condiciones comerciales, con la concesión de una referencia comprador. Existe clara diferencia entre la función de referenciación, que es previa, y la función de compra. En algunas empresas, estas dos funciones son ejercidas por la misma persona o el mismo servicio y, en otras, están separadas.

La referenciación puede estar centralizada (a nivel nacional o regional) o descentralizada y ejercida por los puntos de venta.

En la referenciación centralizada, el fabricante entra en contacto con un único departamento para toda Francia. Lógicamente, este servicio centralizado dispone muy buena información y tienen un gran poder de negociación en función de los mayores volúmenes discutidos. Su ventaja es la cobertura global del mercado aunque ello no garantiza una presencia efectiva en todos los puntos de venta. Se debe contactar con los responsables de compras del sector de que se trate.

En la referenciación descentralizada, se permite a los distribuidores aumentar sus oportunidades de obtener condiciones más favorables por parte de los proveedores. Cada centro de decisión negocia autónomamente las ventajas particulares.

Referenciación en puntos de venta: en el caso de que los puntos de venta cuenten con cierta autonomía, esta modalidad de entrada puede interesar a los pequeños proveedores o a los que antes de obligarse a nada, quieren probar. El interlocutor que se debe contactar es el jefe de departamento o lineal.

Modalidades de entrada

A su vez, las principales modalidades de entrada son:

  • Directamente o a través de un mayorista: Aunque en algunos segmentos de productos los mayoristas conservan cuotas de mercado interesantes, la tendencia del comercio moderno es la de suprimir intermediarios, que cuestan y que en algunos casos aportan unos servicios limitados.

Individualmente o asociándose con otro proveedor que disponga de fuerza de ventas, bien introducidas y con productos complementarios.

  • Con marca propia, o bajo la marca del distribuidor, para lo cual habrá que cumplir con las rigurosas condiciones exigidas por estos últimos. En este caso, el proveedor deberá ser competitivo para evitar ser suplantado por otro proveedor y no podrá encontrarse en una situación de gran dependencia de una sola empresa distribuidora, ya que se enfrenta al riesgo de desaparecer si la parte de sus ventas a ese distribuidor es elevada.
  • Preparación de las entrevistas de referenciación.

Procesos cada día más largos, complejos y centralizados. Los compradores disponen de poco tiempo, ya que gestionan miles de referencias y decenas de proveedores.

En las entrevistas debe utilizarse, exclusivamente, el francés; no es aconsejable el uso de intérpretes ocasionales ajenos a la profesión. Suele hacer falta de 3 a 6 visitas para alcanzar resultados. Las negociaciones pueden durar varios meses.

Para ganar tiempo y aumentar las posibilidades de éxito, el fabricante debe tener listo un dossier de presentación con los datos que, normalmente, demandarán sus interlocutores:

  •  
    • Datos de la empresa del proveedor
    • Descripción de su gama de productos (el proveedor debe citar a sus competidores y destacar sus ventajas frente a ellos.
    • Política de comunicación de la empresa frente al consumidor
    • Datos sobre el producto concreto que se propone
    • Datos de marketing
    • Logística
    • Indicaciones sobre gestión del lineal o del producto en el lineal
    • Servicios adicionales del proveedor
    • La tarifa de precios y su relación con las tarifas conocidas de la competencia.
    • Por último, las condiciones comerciales

Es conveniente resaltar los resultados de la empresa proveedora en España. Y siempre se irá a la entrevista hablando francés.

La negociación de precios

La legislación francesa exige que toda compra de un producto o prestación de servicio sea objeto de una factura que especifique la denominación del producto, la cantidad vendida, el precio unitario y la fecha de pago, así como cualquier rebaja, reducción o descuento. El proveedor debe fijar una tarifa general válida para todos los clientes y tener en cuenta que, el cobro por parte del distribuidor de la cooperación comercial debe constar también en contrato.

 El Comercio Electrónico en Francia

Las ventas han ascendido a 81.700 millones de euros en 2017 con un crecimiento del 14,3% respecto a 2016, y se espera que alcancen los 100.000 millones de euros en 2020, de acuerdo con los datos publicados por Fevad (Federación francesa del e-commerce y la venta a distancia). Las transacciones en línea aumentaron un 20,5% respecto a 2016 alcanzando la cifra de 1.247 millones.

La población francesa cada vez cuenta con más adeptos al comercio en línea. A finales de 2017, Médiamétrie contabilizó 37,5 millones de consumidores online, que corresponde a un 85% de los internautas. Los productos más consumidos son ropa, bienes culturales, calzado y bienes tecnológicos.

En 2017 la transacción media fue de 65,5€, 5% inferior a la de 2016. Cada comprador efectuó 33 compras en línea y gastó 2.200€.

En el mercado online francés, al igual que ocurre en el resto de Europa, intervienen cada vez más dispositivos, como los smartphones o tablets. Según los datos publicados por la Fevad, el uso del teléfono móvil para realizar compras vía internet ha aumentado en un 50% en 2017 y suponen ya un 20% del total.

Es posible identificar una tendencia clara de los comercios a una estrategia multicanal, que tienen cada vez más éxito cuando combinan los puntos de venta físicos y electrónicos frente a la estrategia únicamente online de los pure-players. Los distribuidores tradicionales, a menudo entregan los pedidos hechos online en la tienda física y aprovechan la presencia del cliente para hacer una venta adicional.

Francia cuenta en 2017 con 182 000 marketplaces activos y 37,5 millones de internautas que han realizado compras online al menos una vez, lo que supone 8 de cada 10. A continuación se muestran los 15 marketplaces que más visitas han recibido en el tercer trimestre de 2018:

Rango

Marketplace

Visitantes/mes

%/Pob. Francia

Visitantes/mes

1

Amazon

27 218 000

43,3%

4 276 000

2

Cdiscount

18 946 000

30,2%

1 894 000

3

Booking.com

13 795 000

22,0%

1 212 000

4

Fnac

13 341 000

21,2%

947 000

5

vente-privee

13 265 000

21,1%

2 269 000

6

Oui Sncf.com

12 471 000

19,8%

1 121 000

7

eBay

11 191 000

17,8%

1 322 000

8

Carrefour

10 427 000

16,6%

957 000

9

Groupon

10 419 000

16,6%

1 149 000

10

E.Leclerc

9 985 000

15,7%

929 000

11

Leroy Merlin

9 826 000

15,6%

655 000

12

Wish

9 588 000

15,3%

1 428 000

13

Airbnb

9 335 000

14,9%

1 176 000

14

Darty

8 609 000

13,7%

510 000

15

La Redoute

8 006 000

12,7%

555 000

Fuente: Médiamétrie

Las ventas por Internet del comercio minorista han progresado fuertemente en 10 años: despreciable en 2000, se multiplicó por diez hasta 2003 y en 2017 ya representa un 8,5% del total.

El reparto de la facturación permanece muy concentrado. El 87% de las ventas corresponden a 9.000 sitios web, un 5% de los portales comerciales totales. Así, un 4,3% del mercado factura entre 1 y 10 millones de euros, representando el 21,4% de las ventas, mientras que el 0,6% tiene una facturación superior a los 10 millones, alcanzando el 65,2% de las ventas totales. En sentido contrario, el 77% de las webs facturan menos de 100.000 euros al año y suman únicamente el 2,5% de la facturación total en el sector.

En cuanto a la clasificación por industrias - medida por el gasto de los consumidores en productos y servicios comprados a través de internet - el 45% del mismo pertenece a la categoría de productos culturales. Este sector es seguido por la alta tecnología (23%), los electrodomésticos (18%), la moda (13%), y los muebles (13%).

Los marketplaces siguen ganando protagonismo en el sector. En 2017, el 29% del volumen de ventas se realizó por este medio, un incremento del 15% sobre las cifras de 2016. El 38% de las empresas de más de 10 trabajadores que venden en línea utilizan este medio de venta, mientras que el porcentaje aumenta hasta el 50% en aquellas empresas con menos de 10 empleados.

El comercio electrónico es, además, complemento del comercio en el punto de venta físico. La existencia de estos portales comerciales contribuye a que aumente la asistencia a las tiendas físicas, así como el gasto en las mismas.  Así, el 33% de los usuarios que acudieron a la tienda física para recoger un pedido online acabaron comprando en el mismo punto de venta.

También las redes sociales toman cada vez más un papel destacable en el comercio online y la venta final. Precisamente, el 70% de los compradores online declararon usar las redes sociales para consultar las opiniones de clientes anteriores antes de realizar su propia compra.

El crecimiento en la venta online ha favorecido, a su vez, el desarrollo de los servicios de envío. El 34% de los compradores online declararon ser abonados a algún tipo de servicio de envío según una encuesta de Fevad de enero de 2018. 

En el plano internacional, Francia ocupa el tercer puesto en venta online a nivel europeo tras Reino Unido y Alemania. Además, el comercio online ha extendido el alcance de las empresas del sector: el 42% de los usuarios franceses compraron bienes y/o servicios en el exterior en el último año, mientras que más de la mitad de los portales comerciales franceses vendieron al extranjero en el mismo periodo.

 

 

Volver a índice de Información del mercado

Importancia económica del país en la región

En el año 2018, Francia ocupa el segundo puesto en el ranking por Producto Interior Bruto entre los países de la Unión Europea, tras Alemania. Ha adelantado al Reino Unido debido a la fuerte depreciación de la libra, tras el voto del Brexit, que ha reducido en euros el PIB británico de casi un 20%. Este último país es el referente más frecuente en Francia en las orientaciones de política económica y en las comparaciones, fiscales, salariales o de productividad que se hacen desde el Gobierno o desde los círculos empresariales.

Francia no es solo uno de los países fundadores de la UE sino que ocupa una posición central entre el norte y el sur de Europa y cuenta con importantes lazos físicos y económicos con los principales países de la Europa Central: Alemania, Benelux, Suiza, además de contar con la cercanía marítima al Reino Unido, al que está unido por un túnel ferroviario.

Los principales socios comerciales de Francia son los países con los que tiene frontera, por este orden: Alemania, Bélgica, España e Italia

Asimismo, Francia ocupa una posición importante de cara a las relaciones económicas y políticas de la UE con los países del Magreb (Marruecos. Argelia y Túnez) y tiene fuertes relaciones económicas con los mismos, además de con el África francófona.

 

 

Volver a índice de Información del mercado

Perspectivas de desarrollo económico

La economía francesa tras un año de mejora económico en 2017 en el que se registró un crecimiento del 2,3%, en 2018 ha vuelto a ralentizarse la actividad ya que el crecimiento ha sido de tan solo el 1,5%

Las previsiones macroeconómicas de la U.E. para Francia para 2019 no son muy halagüeñas ya que avanzan un crecimiento todavía más moderado que en 2018 (1,3% del PIB)

Previsiones contenidas en el borrador del presupuesto para 2019 

Economía francesa

2017

2018

2019

PIB total MM€

2.292

2.350

2.420

Variación en volumen (%)

2,2

1,7

1,7

Variación en valor (%)

2,8

2,5

3,0

Consumo de los hogares (%)

1,0

1,1

1,7

Inversión de las empresas (%)

5,2

4,6

3,0

Exportaciones (%)

4,5

3,7

3,6

Importaciones (%)

4,0

2,5

3,1

IPC (%)

1,0

1,6

1,3

Balanza comercial (FOB-FOB) MM€

-63,4

-65,0

-65,0

Déficit público (%PIB)

-2,7

-2,6

-2,8

Crecimiento del gasto público

1,4

0,0

0,6

Gastos totales del Estado (% PIB)

55,1

54,6

54,0

Deuda pública/PIB

98,5

98,7

98,6

    Fuente: Ministère de l’Action et des Comptes Publiques

Además, el gobierno francés se está centrando en reducir los costes sociales de las empresas e incrementar su competitividad para lo que está aprobando en el parlamento la LOI PACTE, que recoge las reformas que piensa llevar a cabo en 2019.

1        El plan de acción para el crecimiento y la transformación de las empresas (LEY PACTO) 

Objetivos

Francia recupera en 2017 una senda de crecimiento del PIB moderado (2,3%), después de un trienio de estancamiento. Pero persisten importantes frenos a un crecimiento sostenido: un déficit comercial persistente (62MM€), una inversión privada insuficiente y una tasa de desempleo que afecta a capas vulnerables de la población: inmigrantes, jóvenes y personas sin formación. El gobierno considera que el insuficiente tamaño de las empresas, así como su baja competitividad, son los retos fundamentales a acometer para revertir esta situación.

En Francia, existen 5.800 empresas de tamaño intermedio (ETI’s, de 250 a 5.000 asalariados) de un total de 3,6 millones de empresas, menos de la mitad que en Alemania. Por otro lado, sólo 125.000 pymes exportan, la mitad que en Italia. El proyecto de ley PACTE persigue fomentar el aumento del tamaño de las empresas para permitirles innovar, transformarse, internacionalizarse y crear empleo. Pretende eliminar los obstáculos al crecimiento de las empresas en todas las etapas de su desarrollo.

 Medidas

·       Simplificación de los umbrales fiscales y sociales aplicables a las Pymes: Se trata de simplificar el esquema de umbrales a partir de los cuales las empresas tienen que cumplir determinadas obligaciones fiscales y sociales: quedan fijados en 11, 50 y 250 asalariados. Elimina la obligación de disponer de un reglamento interno a partir de 20 asalariados, y establece un plazo de 5 años consecutivos de aumento del número de efectivos para exigir el cumplimiento de las obligaciones derivadas de dicho aumento.

 

·       Supresión del “forfait social” que grava la participación de los trabajadores en los beneficios de las empresas: En Francia existen 3 esquemas cuyo objetivo consiste en asociar a los asalariados de una empresa al éxito y buena marcha de la misma. La ley PACTE incentiva estos esquemas, suprimiendo una  cotización social que grava estas rentas para empresas de menos de 250 asalariados (en el caso de participación en beneficios) y para empresas de menos de 50 asalariados (en el caso de primas o aportación a un plan de ahorro).

·    Refuerzo de la función social de las empresas: Se modifican el Código Civil y el Código de Comercio con el fin de incluir los retos sociales y medioambientales en la estrategia y la actividad de las empresas, con el objetivo de facilitar proyectos empresariales que respondan a intereses colectivos.

 

·      Creación de empresas: Se agilizan los trámites y los requisitos legales para crear una pyme. Se permite crear una empresa 100% on-line y se implanta una ventanilla única administrativa, operativa a partir de 2021.

 

·     Transmisión de empresas: Se facilitan las transmisiones de empresas a los asalariados y la financiación de la adquisición de pequeñas empresas, otorgando beneficios fiscales.

 

·     Planes de pensiones: Se pretende promover la contribución de los trabajadores a planes de pensiones, que actualmente es muy inferior a la de seguros de vida. El gobierno pretende simplificar el sistema de ahorro para la jubilación, facilitando la transmisión de fondos entre distintos esquemas de ahorro y permitiendo el cobro del importe íntegro acumulado a lo largo de la vida laboral en el momento de la jubilación. El trabajador podrá beneficiarse de deducciones fiscales sobre las aportaciones voluntarias realizadas.

 

·      Obligaciones contables: El texto prevé incrementar los umbrales que fijan la obligación para las empresas de presentar un informe de auditoría contable, cuyo coste medio es de aproximadamente 5.500€. Se aplica la normativa UE, que recomienda la obligatoriedad de dicho informe a partir de 8M€ de facturación y 50 trabajadores.

 

·     Aproximación de la investigación pública al sector privado: Se facilita el recorrido profesional de los funcionarios investigadores que decidan implicarse en un proyecto empresarial, simplificando las autorizaciones necesarias. Se abre la posibilidad de dedicar el 50% del horario laboral a la empresa, frente al 20% actual. En materia de patentes, se simplifica el procedimiento, creando una demanda provisional inferior a 1 año, con un coste reducido. La duración del “certificado de utilidad” emitido por el Instituto Nacional de Propiedad Industrial y destinado a proteger innovaciones de corto plazo aumentará de 6 a 10 años.

 

·      Facilitación de la reconversión de los empresarios: se reducen los plazos y los costes de los procesos de liquidación de empresas. Se facilita una segunda oportunidad a los empresarios, permitiendo la anulación de las deudas de empresas sin asalariados y con activos inferiores a 5.000€. Se establece un sistema de liquidación judicial simplificada, que durará como máximo de 6 a 9 meses para empresas con una facturación inferior a 300.000 € y de 12 a 15 meses para una facturación inferior a 750.000 €.

 

·       Apoyo a la exportación de las PYMES: Se modifica el modelo de apoyo, creando una ventanilla única en cada una de las regiones francesas. Se implanta una plataforma digital de acompañamiento a las pymes, reforzando la eficacia de Business France. BPI France (Banco Público de Inversiones) será el único interlocutor público para la financiación de proyectos empresariales internacionales. Se completa el dispositivo del seguro de prospección con un adelanto de tesorería y se implanta un sistema individualizado de seguro de crédito a la exportación, negociado entre el Estado y la empresa exportadora. Se refuerza la formación en materia de internacionalización dirigida a los dirigentes de pymes.

 

·        Inversiones exteriores: Se pretende proteger a las empresas estratégicas, reforzando y ampliando el procedimiento de autorización previa de inversiones extranjeras. Se amplía la lista de sectores estratégicos susceptibles de control previo, incluyendo la producción de semiconductores, la industria espacial, los drones, la inteligencia artificial relacionada con la seguridad nacional, la ciber-seguridad, la robótica y los big data. Se refuerza el procedimiento sancionador y los poderes del Ministro de Economía y Finanzas en materia de inversiones exteriores, con potestad para modificar la operación en relación con las actividades sensibles o restablecer la situación previa. El dispositivo de sanciones es más ágil y tendrá mayor efecto disuasorio.

 

·      Privatizaciones: La ley suprime los frenos legales que obligan al Estado francés a ser accionista mayoritario en ADP (Aéroports de Paris), accionista único en la FDJ (La Française des Jeux) y a mantener 1/3 del capital de ENGIE (antigua GDF). Los fondos obtenidos como resultado de esta venta de acciones serán dedicados al fondo de 10MM€ para fomentar la innovación.

El proyecto de ley PACTE se presentó en Consejo de Ministros el 18 de junio 2018 y se está discutiendo en la Asamblea Nacional desde de septiembre 2018. Todavía no ha sido aprobada en su integralidad habida cuenta del volumen del texto (más de 1.000 páginas) 

2     El Plan de Estabilidad 2017-2022

Este plan de estabilidad traza las líneas de la programación de las finanzas públicas de Francia para los años 2017-2020. Para ello, detalla el marco económico y presupuestario del Gobierno en 2017, que permitirá que se reduzca el déficit público por debajo del 3 % del PIB, de acuerdo a las recomendaciones del Consejo Europeo.

Asimismo, este plan presenta una trayectoria para 2018-2020 compatible con las reglas europeas y se inscribe en la continuidad de las acciones del Gobierno en materia de recuperación de la economía francesa y saneamiento de las cuentas públicas.

En 2016, se respetaron los compromisos europeos de Francia por tercer año consecutivo. El déficit continuó descendiendo hasta el 3,4 % del PIB. De esta manera, se ha divido por dos desde el pico de crisis de 2009. Sin tener en cuenta los créditos fiscales, el gasto público ha aumentado un 1,2 % en valor (ritmo medio desde 2013). Por ello, el porcentaje del gasto en el PIB ha disminuido 1,5 puntos desde 2013 hasta el 54,8 %.

Este plan anticipa un crecimiento hipotético del 1,5 % en 2017 y en 2018. Después de ello, una ligera aceleración en los siguientes años.
Del mismo modo, después de haber disminuido cada año desde hace tres años, la presión fiscal se estabilizará en 2017, gracias al descenso de los impuestos de las empresas y hogares en la Ley de Finanzas Inicial (LFI) de 2017 y al aumento de la fiscalidad energética.

Les desequilibrios de las cuentas públicas corregidos tras el impacto del ciclo económico, o déficits estructurales, se aminoran (el déficit estructural se ha dividido prácticamente por tres desde 2011) hasta tener un ritmo compatible con el crecimiento. La evolución del déficit estructural es conforme a la ley de programación pública de diciembre de 2014.
Por todo ello, en los últimos 5 años se han corregido los desequilibrios de las finanzas públicas francesas. Este ajuste permitirá mantener la deuda pública por debajo del umbral del 100 % du PIB y estabilizar su nivel.

3     La economía francesa en 2018 y sus perspectivas para 2019

PREVISIONES DEL GOBIERNO

La política económica del gobierno francés está determinada por tres condicionantes fundamentales: los imperativos de su pertenencia a la zona €, la voluntad de conseguir una disminución significativa en la tasa de desempleo y la recuperación de la competitividad de las empresas. La LEY PACTO que está en tramitación parlamentaria contiene un paquete importante de medidas orientadas a forzar un mayor grado de liberalización de la economía, un descenso del coste del factor trabajo y una mayor competitividad de las empresas

Crecimiento: Las previsiones macroeconómicas francesas han ido empeorando desde el cuarto trimestre de 2018. De hecho, en el borrador de presupuestos redactado en septiembre de 2018 se preveía un crecimiento del 1,7% para 2019 y 2020. Actualmente la previsión de crecimiento del PIB ha descendido hasta un 1,3 %.

Inflación: Después de haber alcanzado 1,6% en 2018, se prevé una ligera moderación en 2019 fijando la variación en un 1,3 %.

Desempleo: La tasa de desempleo debería continuar el lento descenso que comenzó a finales de 2015 para establecerse a finales de 2019 por debajo del 8,5% de la población activa, nivel ligeramente inferior al de 2018.

Comercio exterior: El comercio exterior francés arroja tradicionalmente un saldo deficitario desde hace años. En 2018, las exportaciones totales volvieron a tener un ritmo de crecimiento más sostenido (+ 4,3 % en 2018), gracias al buen nivel de la demanda mundial. Por su parte, las importaciones crecerían un 4,2%. El saldo comercial se ha agravado ligeramente situándose en 60MM€ FOB/FOB. La peor situación de la economía mundial, y francesa, en 2019 es probable que ralentice el crecimiento tanto de las exportaciones como de las importaciones.

En cuanto al déficit público, que en 2018 se ha situado en 2,5% del PIB, se incrementará hasta el 3% en 2019 debido a las ayudas sociales de más de 10MM€ de créditos suplementarios concedidos como respuestas a las reivindicaciones de los chalecos amarillos, por lo que Francia podría volver a superar el 3% debido a estos acontecimientos excepcionales. En 2020 se prevé pasar de nuevo por debajo del 3%

La recuperación de las finanzas públicas se apoya en un esfuerzo continuo de control de gasto. El crecimiento en valor del gasto público se establecerá en el 0,6 % en 2019, ligeramente inferior que en los años previos debido al aumento de la inflación y a las nuevas ayudas sociales concedidas. A pesar de ello el porcentaje del gasto público en el PIB debería mantenerse alrededor del 54,5%.

INFORME DE LA COMISIÓN EUROPEA SOBRE FRANCIA PARA 2019

Situación y perspectivas económicas en francia. 

La actividad económica se ralentizó en Francia, pero el proceso de reforma sigue vigente. Tras un año de crecimiento económico sostenido en 2017, la actividad se ralentizó a principios de 2018, y a finales de año los movimientos sociales moderaron la recuperación observada durante el verano. No obstante, las medidas adoptadas para adaptar mejor el sistema de educación y formación a las necesidades del mercado laboral y reducir los trámites administrativos de las empresas deberían conducir a una mejora de los resultados de la economía francesa en 2019.

El crecimiento económico debería reducirse, aunque manteniéndose por encima del crecimiento potencial. Tras alcanzar el 2,3% en 2017, el crecimiento del PIB disminuyó hasta 1,5% en 2018 y 1,3% en 2019. No obstante, se espera que el crecimiento se mantenga por encima del crecimiento potencial y alcance el 1,3% en 2020, apoyado por una lenta mejora de la productividad y una fuerte inversión. 

La situación del mercado laboral sigue mejorando, pero de forma más lenta que la media de la U.E. La tasa de empleo siguió aumentando hasta el 71,6 % en el tercer trimestre de 2018, y la tasa de paro se redujo gradualmente situándose en el 9,1% en 2018. Sin embargo, sigue estando muy por encima de la media de la UE (7,0%) y de la media de la zona del euro (8,2%). 

El crecimiento del consumo debería recupere gradualmente. En 2018, el consumo de los hogares repuntó ligeramente durante el verano, pero las manifestaciones de finales de 2018 tuvieron un impacto negativo en la economía, reduciendo los efectos positivos sobre el consumo de las medidas fiscales adoptadas. Se espera que el consumo de los hogares siga recuperándose gradualmente en 2019 y 2020, apoyado por la mejora de la situación del mercado laboral. 

La inversión se mantiene a un nivel elevado, apoyada por el Gran Plan de Inversiones 2018-2022, que destina un total de 57 MM€ para apoyar la transición ecológica, abordar los desajustes de cualificaciones, fomentar la innovación y completar la transformación digital de los servicios públicos.

La inversión representaba el 22,5% del PIB en 2017. Después de varios años de contracción, la inversión pública se recuperó en 2016 y se espera que siga aumentando hasta 2020. La inversión empresarial se ralentizará gradualmente, aunque se mantendrá dinámica.  

Las exportaciones han apoyado el crecimiento en los dos últimos años, pero la posición exterior global neta ha seguido deteriorándose. En 2018, las exportaciones, aunque menos dinámicas que en 2017, siguieron al alza, mientras que el crecimiento de las importaciones se ralentizó considerablemente. Se espera que el saldo de la cuenta corriente se estabilice. 

La deuda pública sigue siendo elevada. Con más del 98% del PIB en 2018, a la que se añade un alto nivel de deuda privada (148,2 % du PIB en 2017), pesa sobre las perspectivas de crecimiento a largo plazo. Los esfuerzos de saneamiento de la hacienda pública sólo han dado lugar a un modesto descenso del gasto público, que, con un 56,2 % en 2018, sigue siendo el más elevado de la UE.  

El déficit público (2,7 % du PIB en 2018) se estima alcanzará el 3,2% en 2019, lo que reducirá el esfuerzo estructural a cero debido a las medidas adoptadas para aumentar el poder adquisitivo de los hogares de bajos ingresos tras los recientes movimientos sociales en Francia. 

Como resumen podemos decir que:

·        El crecimiento en 2019 será moderado

·        La inversión y el consumo interno mantendrán una tendencia al alza

·        La deuda pública sigue siendo elevada y la competitividad carece de dinamismo.

·        Las cuotas de mercado de exportación perdidas en el pasado todavía no se han recuperado completamente.

·        Los aumentos salariales son moderados y los costes laborales se reducen mediante medidas fiscales.

·        El bajo crecimiento de la productividad laboral impide una recuperación más rápida de la competitividad.

·        Las reformas se han acelerado, pero su plena aplicación y la de otras nuevas siguen siendo esenciales. Se han emprendido reformas del mercado laboral y para mejorar el entorno empresarial, simplificar el marco regulador y aumentar la competencia en el sector de los servicios.

 

Volver a índice de Información del mercado

  • Movilidad Internacional
  • Barreras Comerciales
  • ICE
  • Datainvex