Información del mercado

El mercado (nivel de vida, rasgos de la demanda, centros económicos)

En los últimos años el sector de bienes de consumo se ha convertido en nuestro principal sector de exportación.

Hong Kong es una ciudad moderna y cosmopolita y existe una gran base de consumidores que siguen de cerca las últimas tendencias de la moda. Ostenta la 3ª posición en la importación total de ropa del mundo y es el 2º exportador de ropa a escala mundial. China es el principal proveedor seguido de Italia y Francia. España ocupa el noveno puesto. Aunque la percepción de la moda española es todavía baja, actualmente hay una tendencia al alza en la importación de calzado y de artículos de marroquinería de España. En el sector de productos de consumo, y en especial de la moda, los productos que mejor encajan son los del segmento de lujo. Hong Kong posee una de las mayores concentraciones de millonarios del mundo, seguidores pasionales de las marcas occidentales, prescriptores de tendencias para China y gran parte de Asia y, en general, marquistas compulsivos.

El traslado de actividades manufactureras a China continental, iniciado en los años ochenta, no ha restado importancia a las empresas de Hong Kong, que son el primer inversor en la vecina provincia de Cantón desde donde exportan a todo el mundo textiles, máquinas, aparatos y material eléctrico (incluido material para telecomunicaciones y aparatos electrónicos), relojes, juguetes, etc. Para su fabricación son necesarios materias primas y bienes intermedios que en muchas ocasiones son de origen español como curtidos, productos químicos, materias plásticas, componentes eléctricos y electrónicos, etc.

En cuanto al sector agroalimentario, el vino representa una de las mayores oportunidades ya que Hong Kong se está convirtiendo en un centro para el comercio de este producto, desde la decisión que tomo el Gobierno en 2008 de suprimir el impuesto a la importación de vino. La demanda mundial de vino se está desplazando de los mercados tradicionales de consumo de vino, como Europa y los EE.UU., a Asia. Todo ello se debe en buena parte al fuerte crecimiento económico, el aumento de la prosperidad y a los cambios en el estilo de vida, que han dado lugar a un importante aumento de la demanda de vino. 

Finalmente, el sector servicios representa el 92% del PIB de Hong Kong, lo que pone de manifiesto que se trata de una economía de servicios. En este aspecto destacan las oportunidades que ofrecen los servicios financieros, ya que Hong Kong es la puerta de entrada ideal para las empresas extranjeras que buscan acceso a la parte continental. En los últimos años, Hong Kong ha atraído talento profesional y experiencia financiera. Además, la posición de Hong Kong en gestión de activos importantes, formación de capital, banca y seguros se apoyan en un entorno de negocios, impuestos bajos y un sistema legal transparente, formando así uno de los principales centros financieros del mundo.

Volver a índice de Información del mercado

Canales de distribución. Estructura y marco legal de la distribución comercial

En Hong Kong existen todos los canales de comercialización habituales, las figuras más destacadas son las del agente o representante de empresas extranjeras, importador, distribuidor especializado (mayorista y/o minorista), y cliente final en sus diferentes formas (mayorista y/o minorista, grandes superficies, etc.). Como se ha indicado, la tendencia es unir en una misma empresa la función de agente/importador, quien, según el producto, puede ser también distribuidor/cliente final.

Muchas de las grandes superficies y almacenes tienen sus propios departamentos de importación, y realizan las operaciones directamente con sus proveedores sin la intermediación de importadores o distribuidores.

 Principalmente existen tres tipos de grandes almacenes, que se encuentran organizados geográficamente en función del nivel medio de renta de la población. Así, se pueden diferenciar: Lane Crawford y Seibu (dirigidos a un segmento de población de renta media-alta y situados en las principales áreas comerciales), Sogo (dirigido al segmento de renta media y con establecimientos en Causeway Bay yTsim Sha Tsui) y AEON (Jusco/Living Plaza) y Citistore (dirigidos al segmento de renta media-baja y localizados principalmente en Kowloon). En estos grandes almacenes se llevan  a cabo las operaciones de importación bien directamente a través de sus departamentos de importación, como decíamos anteriormente, o bien a través de agentes y proveedores, y en muchos casos utilizando ambos canales, según el sector. Las principales cadenas de supermercados del país, que en conjunto cuentan con un 75% de la distribución alimentaria al por menor, son Wellcome y Park'n Shop. Hay un estudio de mercado de esta Oficina Económica y Comercial sobre distribución agroalimentaria para profundizar en este tema.

Servicios Bancarios

Hong Kong es un importante centro financiero internacional.  El Gobierno de la Región Administrativa Especial de Hong Kong actúa bajo el principio de mantener la intervención bajo un mínimo en la forma en que el mercado opera y se ha esforzado para proporcionar un entorno favorable en el que operan las empresas.  La estructura impositiva para empresas descansa en un impuesto de sociedades que cuenta con dos tramos: un tipo del 8,25% para los primeros dos millones de HKD y un tipo del 16,5% para cuantías superiores a esos dos millones de HKD. Por otro lado, el máximo sobre la renta es del 17%. No hay IVA. La recaudación fiscal se articula en torno al impuesto sobre bienes raíces (duty stamp) con una estructura algo más compleja. Existe un fuerte énfasis en el estado de derecho, piedra angular del atractivo del territorio. No existen barreras de acceso al mercado para las empresas extranjeras y no hay restricciones en los flujos de capital dentro y fuera de Hong Kong. Asimismo, no hay control de cambios.

 Hay un estudio de mercado de esta Oficina Económica y Comercial sobre Servicios Financieros para profundizar en este tema.

Volver a índice de Información del mercado

Importancia económica del país en la región

Acorde con la transformación estructural de la economía de Hong Kong, los componentes del PIB reflejan una cuasi desaparición de la industria manufacturera y un predominio del sector servicios que contribuye a la generación del 92,4% del PIB. La economía de Hong Kong se ha caracterizado en los últimos diez años por la deslocalización de la industria manufacturera hacia la vecina provincia de Guangdong (Cantón), convirtiéndose a la vez en una economía de servicios que actúa de puerta de entrada y salida de las mercancías que circulan entre China y el resto del mundo.

Hong Kong es, además, es el mayor centro logístico de la zona, con el mejor y más eficiente aeropuerto de la región, un puerto muy importante en el sur de China tras Shanghai, Singapur, Shenzhen y Ningbo y con un papel relevante en las relaciones comerciales de China con el resto del mundo, dándole el carácter de gran puerto franco de Asia. El sector de la banca y las finanzas es el más desarrollado de la zona, junto con el de Singapur, y las principales empresas chinas cotizan en la Bolsa de Hong Kong.

Volver a índice de Información del mercado

Perspectivas de desarrollo económico

Según datos publicados por el Gobierno de Hong Kong, en el medio plazo las perspectivas para la economía de Hong Kong siguen siendo positivas, aunque con incertidumbre.

Dada la creciente importancia de Asia en la economía mundial, el fortalecimiento de la cooperación económica con el resto del continente y las economías vecinas es vital para el desarrollo económico de Hong Kong a largo plazo. La reorientación económica de China continental hacia el consumo interno y hacia el sector servicios, junto a una mayor apertura de su mercado aumentará la demanda de servicios de alto nivel en Hong Kong, especialmente en las áreas de finanzas y servicios profesionales.

Además, factores como la expansión de las empresas de China continental, o iniciativas como “Belt and Road” seguirán brindando amplias oportunidades, lo que permitirá a Hong Kong servir como plataforma de gestión financiera, centro comercial y logístico, así como un trampolín de inversión. Por otro lado, Hong Kong forma parte del proyecto del Área de la Gran Bahía, una zona de integración futura alrededor del delta del río de la Perla promovida por el Gobierno de la República Popular China, y que integrará a Macao y Hong Kong junto a nueve ciudades de la provincia de Cantón, entre las que se encuentran Guangzhou (Cantón) y Shenzhen. Su resultado será un espacio de 70 millones de personas de alto poder adquisitivo y con gran complementariedad entre los actuales negocios existentes.

Asimismo, el Gobierno de Hong Kong prevé expandir los flujos comerciales y de inversión en economías vecinas y mercados emergentes con perspectivas de crecimiento. 

El Gobierno espera que la economía crezca a un ritmo anual del 3% durante el período 2018-2021 en términos reales.

Se espera que las presiones inflacionistas sigan siendo moderadas en el mediano plazo. El modesto crecimiento económico mundial probablemente mantendrá la inflación global en un nivel relativamente bajo. A nivel local, se prevé un cambio en la tendencia del IPC  en Hong Kong de 2018 a 2021 con pronósticos de 2.5% por año. Sin embargo, existen riesgos al alza para las perspectivas inflacionarias de Hong Kong, ya que si los precios internacionales de los alimentos y la energía se aceleran bruscamente debido a las la oferta, o si la recuperación económica mundial es más fuerte de lo esperado, puede conducir a aumentos más rápidos de las presiones inflacionarias.

Mientras tanto, el envejecimiento de la población, un fenómeno común en las economías avanzadas, se ha convertido en un desafío para el crecimiento económico de Hong Kong, ya que tendrá un profundo impacto en el gasto público, particularmente en las áreas de atención médica y bienestar social. Como respuesta, el Gobierno ha adoptado una serie de medidas para aumentar en número y en calidad el empleo, mejorando la educación y atrayendo talento de fuera de Hong Kong. Además, se abordarán las diversas necesidades de la economía hongkonesa, invirtiendo en infraestructuras para elevar el crecimiento de la productividad y se atenderá a los problemas sociales a través de diferentes programas.

Finalmente, en cuanto a desarrollo de infraestructuras, el gasto también aumentará en los próximos cuatro años: el gasto del Capital Works Reserve Fund aumentará a casi 17 mil millones de USD en 2021-22.

La educación representó la mayor parte del gasto público total en 2018 (20,4%), seguida de bienestar social (16,5%), infraestructuras (15,3%) y salud (14%).

Volver a índice de Información del mercado