Información del mercado

El mercado (nivel de vida, rasgos de la demanda, centros económicos)

El entramado empresarial liberiano está caracterizado por la existencia de unas pocas filiales de grandes multinacionales caucheras, mineras y madereras; y un número algo mayor de pymes, centradas en los negocios anteriores, pero también en importación y distribución comercial mayorista, construcción o servicios. Junto a estas medianas empresas, subsiste una multitud de microempresas sin acceso a los circuitos financieros, particularmente abundantes en el sector de la distribución comercial minorista y en el sector agrícola. La economía sumergida tiene un gran peso en el país y genera gran parte del empleo, y es que no se debe olvidar que el nivel de vida en Liberia se encuentra en la franja baja del resto de países de África occidental.

La reducida renta per cápita, junto con su desigual distribución, lleva a que para la mayor parte de la población y muchos negocios, solo importe el precio, siendo este la variable competitiva fundamental.

¿Cómo escapar de la tiranía del precio? Es difícil, pero en ciertos productos se puede conseguir. Las vías principales son: las clases pudientes, que quieren exclusividad y diferenciarse del consumidor medio; las garantías o los servicios post-venta (muy importantes debido a la falta de repuestos o al escaso capital humano); y los intangibles como la marca país (producto europeo o, en determinados casos como los azulejos, producto español).

Tanto consumidores como empresas, aunque en general se guíen por el precio, dan muestras de hastío por la mala calidad de algunos productos asiáticos, especialmente chinos.

Otra variable competitiva interesante para determinados productos son los tiempos de respuesta y, en consecuencia, los inventarios: por un lado, lo ideal sería poder exportar y satisfacer la demanda con producción nueva; sin embargo, los tiempos de transporte y de despacho en aduanas pueden aconsejar almacenar inventario para evitar la ruptura de existencias. El problema es que la financiación en Liberia es prohibitiva, así que mantener existencias que no roten es un lujo. Y a eso hay que añadir que, a pesar de la importancia del precio, ciertos consumidores quieren ver, tocar, comprobar y llevarse producto sobre la marcha, lo cual apunta hacia los inventarios frente a la venta por catálogo o bajo pedido, aunque el precio sea más caro.

La última clave es que, para la mayor parte de los operadores, Liberia significará Monrovia. En Monrovia está el Gobierno y el poder económico. En Monrovia se establecen la mayoría de las grandes empresas locales y todas las multinacionales (aunque su origen o su centro de interés económico estén en otro lugar). Y Monrovia es la ciudad donde hay más población (más de 1,5 millones de habitantes si se incluye su área metropolitana), más densidad de población y más renta.

Volver a índice de Información del mercado

Canales de distribución. Estructura y marco legal de la distribución comercial

En Liberia apenas hay industria, así que casi todo lo que se consume en el país es importado. Los importadores son también distribuidores mayoristas y en algunos casos, también minoristas en sus supermercados: en su mayoría de origen libanés. No obstante, la mayoría de mayoristas han prescindido de sus negocios de venta minorista como forma de protegerse ante riesgos políticos, ya que durante la época de la guerra civil en el país algunos importadores que tenían negocios minoristas sufrieron en sus tiendas las injusticias del entorno que les rodeaba (saqueos, extorsión, etc.).

 Dicen muchos que la competencia es feroz. Realmente hay dos cosas que sorprenden en Monrovia: la enorme cantidad de distribuidores mayoristas que hay y la buena imagen y amplio surtido de los supermercados, que contrastan enormemente con la paupérrima situación de la población.

 Existe segmentación geográfica de los importadores en Liberia: los importadores-mayoristas se concentran en Bushrod Island, la zona donde está el puerto; los importadores-mayoristas-minoristas, mayoritariamente en Sinkor (hacia el este). Hay supermercados que solo son minoristas.

 En cuanto a la distribución de materiales de construcción, los principales actores son libaneses e indios. Si bien los primeros forman un conglomerado de pequeños negocios minoristas que importan directamente del fabricante, los indios parecen más organizados, con unos pocos grandes importadores que distribuyen al cliente final a través de numerosas tiendas repartidas por Monrovia y los alrededores, y a otros negocios minoristas. 

Volver a índice de Información del mercado

Importancia económica del país en la región

Liberia es, desde un punto de vista económico, muy poco importante en el conjunto del África occidental y en la CEDEAO/ECOWAS, algo que limita el atractivo del país desde el punto de vista del comercio o la inversión.  

Volver a índice de Información del mercado

Perspectivas de desarrollo económico

Aunque la crisis mundial afectó negativamente a Liberia, enfriando su crecimiento económico y disminuyendo sus entradas de moneda extranjera debido a la minoración de la exportación y de los envíos desde el exterior, la economía del país no paró de crecer desde que tuvieron fin los conflictos internos en 2004 hasta el brote de Ébola que afecto al país en 2014 y 2015.

 El hecho de ser un país post-conflicto hace que los trabajos de reconstrucción hayan ayudado a aliviar el adverso impacto de la crisis mundial reflejada en la disminución de demanda en las exportaciones. Adicionalmente, los donantes internacionales han seguido manteniendo su nivel de ayuda, con la especial irrupción de China (también presente en muchos otros países africanos).

El Gobierno de Liberia hizo pública su agenda de transformación en septiembre de 2014, con objetivos que alcanzan hasta el año 2030. Para entonces Liberia planeaba alcanzar la calificación de “país de renta media”, además de haber dejado a un lado la problemática post conflicto y las tensiones que puedan originar nuevos enfrentamientos. Sin embargo el brote de Ébola y la consecuente relocalización de fondos orientados a luchar contra el virus paralizó la ejecución de una gran variedad de proyectos.

Con la remisión de la crisis del Ébola el Gobierno de Liberia elaboró dos documentos que tienen como principal objetivo la recuperación económica, el Plan de Recuperación y Estabilización Económica publicado en abril de 2015 y el Plan Estratégico de Desarrollo 2015 - 2018 elaborado por el Ministerio de Finanzas de junio de 2015.

Con el nuevo gobierno en el poder desde enero de 2018 la economía de Liberia parece en vías de recuperación. Ya que en 2017 ya creció un 2,5% frente a la caída del 1,6% en 2016. Pero Liberia sigue siendo un país muy frágil y pobre. El repliegue de las ayudas recibidas por el ébola ha afectado al tipo de cambio y a los recursos fiscales. El gobierno se enfrenta a un doble reto: dar respuesta a las expectativas del programa de desarrollo junto con los inevitables ajustes a la vez que se salvaguarda la estabilidad macroeconómica.

En noviembre de 2018 el gobierno lanzó la “Pro-Poor Agenda for Prosperity and Development 2018-2023 (PAPD). Sus fundamentos recaen en que a pesar de la riqueza humana y natural del país no se ha podido desarrollar por la carencia de conocimientos que permitan transformar los recursos naturales en riqueza. A esto se une el déficit de infraestructuras y la pobreza lo que impide el crecimiento y la prosperidad. Pretende así alinearse a la “Africa Agenda 2063” y al ECOWAS visión 2020.

Los objetivos de la PAPD son dos: construir instituciones gubernamentales más capaces que lleven a una nación inclusiva y proporcionar una mayor seguridad en los ingresos a un millón de liberianos, y reducir la pobreza absoluta un 23% a lo largo de 5 de las 6 regiones a través de un crecimiento sostenible e inclusivo promovido por inversiones en agricultura, infraestructuras, desarrollo de recursos humanos y en protección social.

 

 

 

Volver a índice de Información del mercado