Relaciones económicas internacionales

Resumen de las relaciones económicas internacionales

Filipinas es país miembro de la OMC desde el 1 de enero de 1995. Los aranceles en Filipinas son más bajos que en la mayoría de los países de la región, aunque en el caso de los productos agrícolas, Filipinas es uno de los países más restrictivos. En cuanto a barreras no arancelarias y a los servicios, Filipinas no ha presentado hasta ahora una oferta de liberalización suficiente. En febrero de 2016 Filipinas ratificó el Acuerdo de Facilitación de Comercio, el cual no entrará en vigor hasta que no sea ratificado por dos tercios de los miembros de la OMC. Por otra parte, aunque Filipinas no es miembro del TPP, el actual secretario de comercio ha manifestado que se estudiará la participación del país.

Filipinas pertenece también a la ASEAN, Organización de Naciones del Sudeste Asiático, formada por 10 países con una población cercana a los 600 millones de personas. Su diferente grado de desarrollo y libertad, tanto política como económica, dificulta a menudo el avance del proceso de integración. El futuro a medio plazo de la organización queda expresado en la llamada "Visión ASEAN 2020", que pretende establecer tres pilares de cooperación entre los países miembros: uno económico, otro político, y otro cultural y social.

El objetivo económico de la Visión ASEAN 2020 es crear una comunidad económica para 2020, comunidad que se asentaría sobre el comercio, tanto de mercancías como de servicios, y sobre la inversión. Filipinas es firmante del acuerdo CEPT (Arancel Preferencial Común Efectivo) entre los miembros ASEAN. También pertenece a la estructura política del Foro de Cooperación Asia-Pacifico (APEC) y participa en los encuentros regulares entre Asia y la UE, los Asia-Europe Meeting (ASEM).

También es miembro de las siguientes organizaciones internacionales: FMI (Fondo Monetario Internacional), CCI (Cámara de Comercio Internacional), WCO (Organización Mundial de Aduanas) y HS Convention (Convención Internacional de Códigos Arancelarios Armonizados).

Si bien el Gobierno japonés es el principal donante y prestamista en cuanto a ayuda al desarrollo a Filipinas se refiere, dentro de las instituciones multilaterales, el Banco Asiático de Desarrollo (en adelante BAsD) es, desde 2004, el principal donante en Filipinas. Además, Filipinas es uno los miembros fundadores del BAsD y, Manila, la sede de la institución.

De acuerdo con las cifras oficiales del Banco, Filipinas es:

  • El decimoprimero de los miembros por número de acciones (de un total de 67 países, de los cuales 44 Estados son Países Miembros en Desarrollo entre ellos Filipinas)
  • El octavo Estado prestatario de la ventanilla pública del BAsD (con aproximadamente el 5,1% del total de la financiación aportada por el Banco)
  • El quinto mayor solicitante de financiación privada, a través de Departamento de Operaciones del Sector Privado
  • El séptimo suministrador de bienes y servicios en contratos de préstamos y el quinto en asistencias técnicas.

 

El marco que regula las relaciones entre Filipinas y el BAsD es el CPS 2011-2016 (Country Partnership Strategy), documento estratégico donde se establecen las principales líneas de actuación, y que está alineado con el alineado con los objetivos establecidos por el gobierno del país en el PDP 2011-2016. Los principales retos recogidos en este documento son conseguir un desarrollo económico más igualitario, mejorar el sistema de gobierno y la recaudación de impuestos y aumentar la capacidad de reacción del país frente a los desastres naturales. Actualmente el BAsD se encuentra en proceso de negociación del próximo CPS con el gobierno Filipino.

El COBPS (Country Operations Business Plan) 2016-2018 por su parte es un plan operativo que se renueva cada dos años y que establece los proyectos que previsiblemente se llevarán a cabo para alcanzar los objetivos establecidos en el CPS.

Este plan operativo, que entró en vigor en diciembre de 2015, prevé facilitar 2.960 millones de dólares en préstamos y donaciones y 28,8 millones de dólares en Asistencias Técnicas para el desarrollo de los sectores de Transporte, Energía, Educación, Salud, Agricultura y RRNN, Agua y otras Infraestructuras Urbanas, Finanzas y Sector Público.

Por su parte, el Banco Mundial financió proyectos por un importe de 943 millones de dólares en 2015 y tiene actualmente 35 proyectos activos en Filipinas, cuyo valor asciende a 3.089 millones de dólares. Este grupo incluye; el Banco Mundial, la Corporación Financiera Internacional (IFC) y el Organismo Multilateral para la Garantía de las Inversiones (MIGA).

La política de asistencia BM en Filipinas se regula en la CAS 2015-2018 (Country Assistance Strategy) en el que el BM prevé aportar una cantidad anual de entre 600-1.000 millones de dólares. El CPS también incluye la estrategia del IFC, elaborada en estrecha colaboración con el BM y que cuenta con presupuesto de aproximadamente 1.100 millones de dólares para el periodo contemplado.

Las cinco áreas de acción definidas en la estrategia del BM para Filipinas son:

  • Gobernanza transparente y participativa
  • Dar poder a los pobres y vulnerables
  • Crecimiento rápido, inclusivo y sostenible
  • Gestión del cambio climático, medioambiente y desastres naturales
  • Capacitación de instituciones y fomento de la paz

Esta nueva estrategia también hará hincapié en la reducción de la pobreza en la zona de Mindanao y en la lucha contra la corrupción.

Las relaciones de la Unión Europea con la República de Filipinas se han estrechado en los últimos años tanto bilateralmente como a través de la colaboración con ASEAN. En este sentido, en 2012 la UE y Filipinas firmaron un acuerdo de Partenariado y Cooperación con el objetivo de promover la cooperación entre ambos en un amplio abanico de áreas, incluyendo diálogo político, comercio, energía, transporte, derechos humanos, educación, ciencia y tecnología, asilo y migración. En 2014, Filipinas pasó a beneficiarse de las preferencias comerciales del GSP+. Además, desde diciembre de 2015, la UE y el gobierno filipino se encuentran en pleno proceso de negociación de un Acuerdo de Libre Comercio.

 

La Comisión Europea (CE) elabora sus políticas de cooperación internacional y ayuda al desarrollo a través de su Directorado General de Cooperación y Desarrollo (DG DEVCO). La estrategia general de la CE para la ayuda bilateral se recoge en el Multi-annual Indicative Programme (MIP) for The Philippines 2014-2020, con un presupuesto estimado de 325 millones de euros. En el MIP se identifican como sectores prioritarios

  • El crecimiento inclusivo a través del acceso a la energía sostenible y la creación de empleo
  • Fortalecimiento del sistema legal y judicial

De los países de la UE, cabe destacar la importancia de la ayuda al desarrollo que concede España, que es el primer donante bilateral de la UE y el séptimo a nivel mundial. Filipinas es una de las prioridades geográficas de AECID, y el único país de permanencia en Asia de acuerdo al IV Plan Director de Cooperación Española 2013-2016. En 2014 se firmó en Manila la VI Comisión Mixta bilateral y el Marco de Asociación de País (MAP) con Filipinas, que define la estrategia y el plan de intervención para el periodo 2014-2017, para el que está prevista una inversión de 50 millones de euros.

Volver a índice de Relaciones económicas internacionales

Relaciones con IFI (FMI, BM, bancos regionales y otras)

A pesar de la favorable evolución económica de los últimos años, Filipinas presenta grandes desigualdades sociales y un grave déficit de infraestructuras y de transparencia en la gobernanza que lastran su crecimiento. Con el objetivo de lograr un desarrollo sostenible e inclusivo, los organismos multilaterales y las agencias bilaterales movilizan más de 2.500 millones de dólares anuales en sectores como transportes, agua, gobernanza, servicios públicos, medioambiente, energía, sector privado o mercados financieros, entre otros.

La ayuda puede otorgarse en forma de asistencias técnicas, donaciones o préstamos, aunque estos últimos se encuentran con la dificultad de la elevada liquidez de la banca local, la agresividad de los bancos de desarrollo chinos o coreanos, con tipos de interés más bajos que el mercado, y la previsible reticencia al endeudamiento del Gobierno Filipino.

A continuación se recogen los principales organismos multilaterales y agencias bilaterales presentes en Filipinas, sus sectores de actuación prioritarios y la asignación de fondos para el periodo de vigencia de su documento estratégico.

FINANCIACIÓN DE LAS PRINCIPALES INSTITUCIONES MULTILATERALES Y AGENCIAS DE COOPERACIÓN EN FILIPINAS
INSTITUCIÓN DOCUMENTO ESTRATÉGICO ÁREAS Y SECTORES PRIORITARIOS RECURSOS DEL PERIODO (MILLONES USD)
Naciones Unidas United Nations Development Framework 2012-2018 Sector público, Salud, Educación, Cambio Climático y Sostenibilidad 375
Comisión Europea (Delegación en Filipinas) Multianual Indicative Programme 2014-2020 Crecimiento inclusivo, creación de empleo y sector público 369*
Banco Mundial Country Partnership Strategy 2015-2018 Cambio climático, agricultura, transporte urbano, control de inundaciones, sanidad y agua 4.000
Banco Asiático de Desarrollo Country Operations Business Plan 2016-2018 Sector Público, Educación, Agua, Agricultura y recursos naturales, Finanzas, Transporte 2.360
AECID IV Plan Director de Cooperación Española 2013-2016 Sector Público, Educación, Salud, Paz y Seguridad 68,4*
MCC MCC Compact Program 2010-2016 Transporte, Educación, Sector Público 430
USAID Partnership for Growth 2011 Salud, Sector Público, Cambio Climático y Sostenibilidad 100
JICA Country Assistance Programme 2012 Cambio Climático, Sostenibilidad, Paz y Seguridad 400
GIZ   Cambio climático, Sostenibilidad, Paz y Seguridad  

 

*Dato original en euros. Tipo de cambio de 6 de abril de 2016(1,136$/€).

Organismos Multilaterales

Estas instituciones buscan lograr el desarrollo sostenible e inclusivo mediante el desarrollo de programas y proyectos en el ámbito de la educación, salud, paz y seguridad, gobernanza, y otros, siempre con un enfoque social.

La Organización de Naciones Unidas está presente en Filipinas a través de 18 agencias que desarrollan sus programas de asistencia con la meta de alcanzar los Objetivos de Desarrollo del Milenio. El plan estratégico de actuación establece como objetivos prioritarios la reducción de las desigualdades y el acceso a servicios sociales de calidad, la mejora de la gobernanza, y el aumento de la capacidad de reacción frente a los efectos del cambio climático. Se estiman necesarios 375 millones de dólares para el periodo 2012-2018, de los cuales 80 procederían de la ONU y el resto sería financiado por las contrapartes o a través de donaciones.

Entre las agencias con actividad en Filipinas destacan, por la cuantía de los fondos comprometidos para este periodo, la UNDP (72 millones de dólares), UNICEF (78 millones), WFP (62 millones), y UNFPA (33 millones). Las oportunidades de negocio a las que da lugar la ONU se originan, en su mayor parte, por la necesidad de aprovisionamiento de bienes y servicios de las propias agencias, aunque en ocasiones se licitan también contratos de obra o consultoría.

La Comisión Europea (CE) elabora sus políticas de ayuda al desarrollo a través de su Directorado General EuropeAid. Esta ayuda se canaliza a través de una estructura descentralizada formada por un nivel bilateral, uno regional y uno global. 

El nivel bilateral, gestionado por la Delegación de la CE en Filipinas, contará con un presupuesto aproximado de 325 millones de euros para el periodo 2014-2020. Estos fondos se entregarán íntegramente en forma de donación, y sólo una quinta parte dará lugar a licitaciones internacionales. En este periodo las prioridades de la CE se desplazarán del comercio y de los servicios sociales básicos a la mejora de la gobernanza y al sector energético.

El nivel regional es gestionado desde la oficina de la CE en Bruselas, así como el global, aunque la ayuda canalizada a través de este último es muy reducida. En los últimos dos años, Filipinas ha recibido fondos por valor de 30 millones de euros procedentes de programas regionales.

Bancos de Desarrollo

Estas instituciones tienen como objetivo reducir la pobreza y mejorar las condiciones de vida de toda la población, para lo que participan en proyectos que abarcan todos los sectores y que pueden alcanzar grandes cuantías cuyos contratos se licitan públicamente. En Filipinas están presentes el Banco Mundial y el Banco Asiático de Desarrollo.

El Banco Asiático de Desarrollo (BAsD), con sede en Manila, nació con la misión de reducir la pobreza y mejorar las condiciones de vida en la región de Asia-Pacífico. Su línea de negocio principal es la ventanilla de financiación pública, a través de la cual concede préstamos con garantía soberana, otorga donaciones y presta asistencias técnicas mediante contratos que se licitan públicamente. La estrategia del BAsD para el periodo 2016-2018 en Filipinas consiste en un programa de préstamos que superará los 2.360 millones de dólares. Los sectores estratégicos contenidos en el documento son Transporte, Energía, Agua e infraestructuras Municipales, y por último, Infraestructura Social (educación, salud y agricultura).

El BAsD través de la ventanilla de financiación privada, llamada Private Sector Operations Deparment (PSOD), el BAsD cofinancia proyectos realizados bajo el esquema de project finance, y concede préstamos corporativos y otros productos financieros a empresas privadas. Aunque cuentan con proyectos en todos los sectores, su cartera está concentrada en energía convencional y renovable. La educación y la salud son prioridad absoluta en el corto plazo. En 2014 la ventanilla privada del BAsD participó con préstamos en la financiación del PPP del Aeropuerto de Mactan-Cebu (con la empresa Megawide) y en el parque eólico de Burgos, Ilocos Norte (con la empresa EDC).

Con vistas a poder incrementar la cartera de operaciones relacionadas con el desarrollo del sector privado, el BAsD creó en septiembre de 2014, la Oficina de Operaciones Público-Privadas (OPPP), que apoya a los gobiernos de los países miembro en desarrollo a promover la inversión privada y generar crecimiento económico en la región.

Las empresas españolas no han sido ajenas a las oportunidades de negocio que ofrece el BAsD. Desde 2008, muchas de ellas se han aproximado al BAsD con diferentes niveles de éxito. Las empresas españolas que han obtenido mejores resultados son aquellas con perfil y referencias internacionales que además han superado con éxito la curva de aprendizaje en esta Institución, elaborando una estrategia limitada a unos pocos países y a los sectores de alta especialización de la firma. Otros elementos comunes de las empresas españolas que han tenido mayor éxito en el BAsD han sido el dotar a la estrategia de aproximación al BAsD de un presupuesto y de recursos humanos experimentados, el apoyo de la dirección de la empresa, contar con un buen socio local (imprescindible) y la continuación al proyecto en sí, dado que los plazos suelen ser de cerca de 2 años desde la primera toma de contacto hasta que se produce la primera adjudicación.

En este sentido, desde enero de 2011 a diciembre de 2015, las empresas españolas han sido adjudicatarias de contratos en el BAsD por valor de 1.600 millones de dólares, lo que supone cerca de 31 millones de dólares mensuales. Esta cantidad contrasta con las adjudicaciones a empresas españolas en el periodo de 1986-2010, de 177,1 millones de dólares, es decir, aproximadamente 8 millones de dólares de media anual. El éxito de las recientes adjudicaciones obtenidas por las empresas españolas sitúan a España entre los países no asiáticos con mejores resultados en el BAsD. El 97% de las adjudicaciones corresponden con contratos de obra civil y contratos de adjudicación de bienes y equipos.

El Grupo Banco Mundial (GBM) tiene como misión lograr el desarrollo inclusivo y la reducción de la pobreza. Está presente en Filipinas con sus cinco instituciones: Banco Internacional de Reconstrucción y Fomento (BIRF), Asociación Internacional de Fomento (AIF), Corporación Financiera Internacional (IFC), Organismo Multilateral de Garantía de Inversiones (MIGA) y Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (CIADI).

A través de la ventanilla pública de financiación, formada por el BIRF y la AIF, se licitan asistencias técnicas y contratos asociados a donaciones y préstamos con garantía soberana. Los sectores más destacados en la cartera actual de proyectos son los relacionados con la capacidad de reacción y reconstrucción frente a los desastres naturales, el desarrollo social, la energía, las infraestructuras urbanas (agua, transporte), así como la prestación de ayuda en las áreas de Mindanao afectadas por el conflicto armado. El BM ha desembolsado históricamente una media de 400 millones de dólares anuales. Sin embargo, en 2014, en respuesta al Tifón Haiyan los recursos destinados al país alcanzaron los 1280 millones de dólares. Por otra parte, el BM se coordinará con el gobierno para dar su apoyo en el proceso de paz para resolver el conflicto en Mindanao.

Por otra parte, el IFC es la ventanilla privada, cuya dotación de recursos estará cerca de 300 millones de dólares anuales, y funciona de forma independiente del resto de instituciones del GBM, aunque en coordinación con ellas. Además de prestar servicios de asesoramiento, concede préstamos, realiza aportaciones de capital y emite garantías en los sectores de infraestructuras, mercados financieros y agricultura, considerada como la base fundamental del desarrollo inclusivo. La colaboración entre los sectores público y privado a través de proyectos PPP es otra de las prioridades del GBM.

Agencias bilaterales

Estas instituciones canalizan la Ayuda Oficial al Desarrollo (AOD) de su país hacia Filipinas mediante donaciones directas a las instituciones gubernamentales o en colaboración con ONGs u otros organismos internacionales. Son varias las agencias bilaterales con presencia en Filipinas, de entre las que las más destacadas, por la cantidad de fondos destinados y su permanencia en el país, son AECID, JICA, MCM, USAID y GIZ.

La Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID) canaliza la ayuda española a través de tres vías: la bilateral, en colaboración con las instituciones gubernamentales; la cooperación a través de ONGs; y la multilateral, en colaboración con las agencias de la ONU. Adicionalmente presta Ayuda de Emergencia en caso de desastres naturales. En 2011 se destinaron 20 millones de euros al país, lo que junto con las donaciones de los años anteriores convierte a España en el séptimo país del mundo y segundo de la UE en donaciones de ayuda al desarrollo para Filipinas.

La Agencia de Cooperación Japonesa (JICA) financia numerosos proyectos en el país de forma desligada, en los que la mayor parte de los fondos se canaliza a través de préstamos a las agencias ejecutoras. En total, la ayuda de JICA para Filipinas en 2011 fue de 408 millones de dólares repartidos en donaciones, cooperación técnica y préstamos. 

Millennium Challenge Corporation (MCC) es una agencia de cooperación bilateral internacional estadounidense que entrega donaciones desligadas a países en desarrollo que cumplen una serie de indicadores (a través del programa Compact, con cinco años de vigencia) o están cerca de cumplirlos (programa Threshold). En 2010 se aprobó un presupuesto de 434 millones de dólares a través del programa Compact para desarrollar proyectos de infraestructuras, desarrollo rural y mejora de la gobernanza, aún activos, y alrededor de 21 millones de dólares a través del programa Threshold para luchar contra la corrupción y mejorar la gestión administrativa. En diciembre de 2015 se reeligió a Filipinas para continuar desarrollando en el país el programa Compact II , del que aún no están disponibles más detalles.

USAID, agencia bilateral de cooperación estadounidense, tiene como objetivos el crecimiento inclusivo y sostenible, la paz y estabilidad en las zonas afectadas por el conflicto de Mindanao, y la adaptación al cambio climático. En 2011 el Gobierno de EEUU y el de Filipinas firmaron el Partnership for Growth y en este años se destinaron casi 100 millones de dólares a diferentes proyectos en los sectores de educación, gobernanza, desarrollo económico, medioambiente, salud y paz. Por otra parte, la estrategia de USAID, recogida en el documento Country Development Cooperation Strategy 2012-2016, tiene como prioridades mejorar la gobernanza en las instituciones filipinas, promover la paz en Mindanao y reducir los efectos del cambio climático. Muchas de sus oportunidades de negocio están restringidas a empresas estadounidenses, aunque otras están abiertas a ONGs o empresas internacionales, así como a empresas locales.

La  Agencia de Cooperación Alemana (GIZ) trabaja con el Gobierno y colabora con organismos financieros y otras instituciones internacionales en las áreas de seguridad y paz, infraestructuras sostenibles, desarrollo social, gobernanza, y medioambiente y cambio climático. Sus oportunidades de negocio son accesibles para empresas alemanas y europeas.

 La Agencia Internacional de Cooperación Japonesa (JICA) es la agencia responsable de la implementación integral de la ayuda oficial al desarrollo aportada por Japón, aunque también realiza contribuciones a otras organizaciones internacionales.

Volver a índice de Relaciones económicas internacionales

Relaciones con la Organización Mundial de Comercio

Filipinas es miembro de la OMC desde el 1 de enero de 1995.

El último examen que realizó la OMC sobre la política comercial de Filipinas fue en marzo de 2012. Los miembros de la OMC felicitaron al país por sus políticas prudentes, que le han permitido capear la crisis internacional sin incurrir en medidas proteccionistas. Resaltaron, por otro lado, que la economía está operando por debajo de su potencial y recomendaron acelerar las reformas, mejorar el entorno de los negocios y liberalizar el régimen de inversión directa para mejorar su competitividad. Para ello, recomendaron invertir en proyectos de infraestructura, racionalizar los incentivos, aumentar la transparencia de las medidas sanitarias y fitosanitarias (SPS) y acabar con los obstáculos técnicos al comercio (TBT). También instaron a Filipinas a promover la competencia y mejorar el sistema de contratación pública (adhiriéndose al Acuerdo de Compras Públicas), mejorar el cumplimiento de la legislación sobre protección de la propiedad intelectual, liberalizar la agricultura para hacerla más productiva (eliminando la protección al azúcar, arroz y maíz), a continuar promoviendo las energías renovables y a liberalizar los servicios de telecomunicaciones, transporte y bancos.

El contencioso (que dio lugar a un panel de la OMC) por la cuestión de la discriminación fiscal a las bebidas alcohólicas importadas se considera ya resuelto con la aprobación de una nueva Ley de Impuestos Especiales.

En los últimos tiempos, Filipinas ha sido menos activa en su desmantelamiento arancelario y en las negociaciones recientes se ha alineado con los países en desarrollo más críticos con los desarrollados. En el caso de los servicios, Filipinas no ha presentado hasta ahora una oferta de liberalización suficiente y se mantienen importantes restricciones a los servicios profesionales, las inversiones y los servicios financieros.

En general, Filipinas se desenvuelve entre los deseos de liberalización comercial de una parte de la administración más abierta y comprensiva con las obligaciones internacionales, y las presiones de los sectores industriales, agrícolas y de servicios locales por mantener las estructuras proteccionistas actuales.

Volver a índice de Relaciones económicas internacionales

Marco institucional de la Política Comercial con la Unión Europea

En abril de 2007, el Consejo autorizó a la Comisión a negociar un Acuerdo de Libre Comercio con ASEAN. En 2009, viendo los escasos avances en la negociación regional, la UE decidió, sin abandonar el enfoque regional, adoptar un enfoque bilateral con objeto de abrir negociaciones comerciales con aquellos países que manifestaran un nivel de ambición equiparable al de la UE.  Así, se irían consolidando con el tiempo como bloques o “ladrillos” (building blocks) y en el futuro constituirían la estructura de un Acuerdo de carácter regional. En este contexto, las negociaciones bilaterales se iniciaron con Singapur y Malasia en 2010, Vietnam en 2012 y Tailandia en 2013.

Adicionalmente, en octubre de 2013, el Consejo amplió el alcance del mandato de la ASEAN para incluir la protección de la inversión.

El mandato de apertura de las negociaciones bilaterales del ALC UE-Filipinas fue aprobado por el Consejo de la UE el 16 de noviembre de 2015. Hasta el momento se han celebrado dos rondas de negociación, la última tuvo lugar del 13 al 17 de febrero de 2017. El ALC desarrollará un aspecto clave de la relación general de la UE con Filipinas, que se apoya bajo el marco del Acuerdo de Asociación y Cooperación firmado en julio de 2012.

Por otro lado, desde el 25 de diciembre de 2014 Filipinas es beneficiario del SPG+. Cabe recordar que el país ya era beneficiario anteriormente del SPG, régimen general del Sistema de Preferencias Generalizadas (SPG), lo que permite el acceso de sus productos al mercado de la UE en condiciones preferenciales.
 
 

 

Volver a índice de Relaciones económicas internacionales

Cuadro de Exportaciones de bienes a la Unión Europea

INTERCAMBIOS COMERCIALES CON LOS PAISES DE LA UE       
(Datos en M USD)2012201320142015% var.
EXPORTACIONES5.9286.1606.7147.1716,8
IMPORTACIONES4.6436.2037.6196.306-17,2
SALDO1.285-43-905865-195,6
Fuente: PSA
Ultima actualización: 14/12/16

Volver a índice de Relaciones económicas internacionales

Relaciones con otros organismos y asociaciones regionales

Filipinas es miembro de la ASEAN, Organización de Naciones del Sudeste Asiático, formada por 10 países: Birmania (Myanmar), Tailandia, Laos, Camboya, Vietnam, Malasia, Singapur, Brunei, Indonesia y Filipinas. La ASEAN, fundada en 1967, acordó en 1997 la denominada "Visión ASEAN 2020" con el objetivo de crear tres pilares de cooperación entre sus países miembros: uno económico, otro político y otro cultural y social para el año 2020.

En la XII Cumbre de la ASEAN celebrada en enero de 2007 en Cebú (Filipinas) la ASEAN decidió adelantar a 2015 (cinco años antes de lo previsto) la creación de un mercado común, la Comunidad Económica de la ASEAN (AEC), con importantes implicaciones sobre el comercio, la inversión y los servicios. Recientemente, en la XXVII Cumbre de la ASEAN celebrada en Kuala Lumpur (Malasia) en noviembre de 2015, se aprobó el Plan AEC 2025.

La ASEAN ha formado acuerdos de libre comercio con Japón (sujeto a ratificación por cada país miembro), con Australia y Nueva Zelanda (ANZFTA), China (CAFTA), la India y Corea del Sur.

Volver a índice de Relaciones económicas internacionales

Acuerdos económicos bilaterales con terceros países

Filipinas mantiene 38 acuerdos comerciales bilaterales y tres Memorandos de Entendimiento con otros tantos países fuera del entorno ASEAN, y en 2009 entró en vigor el Acuerdo de Colaboración Económica (JPEPA por sus siglas en inglés) con Japón. El acuerdo no sólo abarca la reducción de aranceles a las exportaciones filipinas, sino que incluye la colaboración para la homogeneización de procedimientos, normativas y servicios aduaneros, junto con la cooperación para el desarrollo en el ámbito del medio ambiente, tecnologías de la información, turismo, infraestructuras y desarrollo humano.

El Acuerdo de Libre Comercio de Filipinas con la Unión Europea (promovido desde 2009 una vez que la UE vio que la negociación general con la ASEAN no avanzaba) se encuentra actualmente en negociación. En junio de 2014 se firmó una Declaración Conjunta de Cooperación entre Filipinas y la Asociación Europea de Libre Comercio (AELC) que abre las negociaciones para el establecimiento de un Acuerdo de Libre Comercio entre ambos mercados. Hasta ahora, únicamente dos países de ASEAN mantienen acuerdos bilaterales con la UE: Singapur (2014) y Vietnam (2015). Por otro lado, Filipinas también continúa en negociaciones para el Acuerdo con EEUU.

Volver a índice de Relaciones económicas internacionales

Cuadro de organizaciones internacionales económicas y comerciales de la que el país es miembro

ORGANIZACIONES INTERNACIONALES ECONÓMICAS Y COMERCIALES DE LAS QUE EL PAÍS ES MIEMBRO
Organización de las Naciones Unidas (ONU)
Acuerdo de libre comercio de la ASEAN (AFTA)
Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN)
Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC)
Reunión Asia Europa (ASEM)
Organización Mundial del Comercio (OMC)
Fondo Monetario Internacional (FMI)
Banco Asiático de Desarrollo (ADB)
Banco Mundial (BM)
Cámara de Comercio Internacional (CCI)
Organización Mundial de Aduanas (WCO)
Convención Internacional de Códigos Arancelarios Organizados (HS Convention)
Conferencia de las Naciones Unidas para el Comercio y el Desarrollo (UNCTAD)

Volver a índice de Relaciones económicas internacionales

  • Movilidad Internacional
  • Barreras Comerciales
  • ICE
  • Datainvex