Régimen arancelario y reglamentación

Régimen de comercio exterior.Tramitación de las importaciones

Además de los regímenes de importación y exportación definitiva, República Dominicana ofrece hoy un amplio abanico de modalidades para el comercio que incluyen el Drawback,  el Régimen de Zonas Francas, la Reposición de Mercancías en Franquicia, el Perfeccionamiento Activo, Régimen Temporal o Suspensivo, además de los relativos a las operaciones en puerto y recinto aduanero.

En el curso de los últimos años, la situación ha mejorado en materia de despacho transfronterizo, agilizándose los procesos de desaduanaje, trámites y tiempos mediante herramientas electrónicas de gestión (VUCU, SIGA) y creación de centros logísticos en varios puntos del país. El Informe Doing Business así lo reconoce, calificando bien este subrenglón dominicano al situarlo entre los 50 países mejores en cuanto a despacho aduanero.

En el día a día siguen apareciendo no obstante, trabas y retenciones de mercancías por rechazar la Aduana las declaraciones, las certificaciones de origen que permiten beneficiarse del menor arancel de los tratados. Un problema regular es la aplicación por la Aduana de precios, fijados por ella al margen de los documentos de la transacción, para calcular los aranceles. Otro es el cambio de renglón estadístico, eligiendo otro vecino que enfrenta tipos más elevados. Un problema específico y usual consiste en re-liquidaciones de despachos que habían sido ya abonados en conformidad hasta 2 años atrás, exigiéndose pagos adicionales, multa e intereses de supuesta demora.

Estas prácticas desafortunadas son vox populi en el entorno importador local y dan lugar a acciones de defensa por parte de la Delegación de la UE para que los procedimientos del EPA sean respetados. Se confía en que la nueva Ley de Aduanas, aprobada por el Senado en enero 2019, reduzca la discrecionalidad de los funcionarios y mejore los procesos.

Es muy aconsejable acudir a los servicios de un buen agente de aduanas, así como estudiar los diversos trámites. Igualmente conviene verificar el tipo arancelario que corresponde bajo el acuerdo EPA para evitar que la liquidación se realice al tipo arancelario general, como sucede muchas veces por falta de conocimiento.

Volver a índice de Régimen arancelario y reglamentación

Aranceles y otros pagos en frontera. Regímenes económicos aduaneros

El proceso de liberalización comercial en República Dominicana empezó con la reforma arancelaria de 1990 y con la entrada en vigor del Código Arancelario de 2001.  Suprimieron éstos la mayor parte de las barreras no arancelarias, introdujeron mayor transparencia y redujeron tipos y dispersión arancelaria. 

En términos generales puede decirse que el marco para el comercio exterior es bastante liberal y el arancel medio reducido (aranceles aplicados), aunque existen picos sustanciales en determinados rubros. La importación de la inmensa mayoría de los renglones se regula solo mediante aranceles y otros gravámenes que varían en función del régimen que corresponda al país de turno (general, acuerdos bilaterales, pertenencia a alguna agrupación con acuerdos de libre comercio....).

Se disponen los siguientes gravámenes en frontera dominicana:

a) Arancel.- Tiene cinco escalones: 0%, 3%, 8%, 14% y 20%. El tipo medio ponderado está en torno a 17,5% aplicable al valor CIF del producto, salvo que la aduana decida establecer otro precio distinto (y superior). Quienes operen con bienes de origen UE deberían estudiar bien los convenios internacionales suscritos entre el país y el resto de zonas comerciales - especialmente el EPA con la Unión Europea y el DR-CAFTA con los EEUU-, para no seguir pagando aranceles superiores por ignorancia, como ocurre todavía en una muy alta proporción de casos. (El texto en español del EPA figura en la página web del Ministerio de Industria, Comercio y MiPymes). 

b) Impuesto Selectivo al Consumo.- Grava una serie de productos como tabaco, bebidas alcohólicas, ciertas bañeras, alfombras, perfume, joyería y orfebrería, aires acondicionados, ciertos electrodomésticos, aparatos de sonido, de TV, yates, armas, servicios de telecomunicaciones y seguros, entre otros.  Oscila entre el 10% y el 130% y se aplica sobre el valor CIF de la mercancía más arancel, aunque en productos como las bebidas es por unidad y no ad-valorem.  Véase el cuadro de los bienes gravados en el artículo 375 del Título IV del Código Tributario 11-92 modificado por la Ley 253-12 sobre el Fortalecimiento de la Capacidad Recaudatoria del Estado para la Sostenibilidad Fiscal y el Desarrollo Sostenible.

c) ITBIS (Impuesto sobre Transferencias de Bienes Industriales y Servicios).- Es un gravamen general sobre el consumo, similar al IVA.  Tiene tipo único del 18% pero hay una lista de bienes con tasa reducida o exenta del gravamen (artículos 23 y 24 de la Ley 253-12, aunque las listas se van modificando, como ocurrió en enero 2016).  El ITBIS aplica a la suma del valor CIF (o el decidido por la aduana), más el arancel, más el importe del Selectivo al Consumo.

Para las mercancías de origen europeo (a certificar durante su despacho mediante presentación del EUR 1) la escala relevante de aranceles es la del Acuerdo EPA, cuyos tipos se van reduciendo de forma paulatina cada dos años (o están ya en cero desde la entrada en vigor) para los renglones incluidos en el acuerdo.

La información sobre gravámenes y su regulación puede estudiarse en las páginas web de la Dirección General de Aduanas DGA: www.dga.gov.do y de la Dirección General de Impuestos Internos: https://dgii.gov.do

Volver a índice de Régimen arancelario y reglamentación

Normas y requisitos técnicos. Homologación, certificación y etiquetado

El sistema dominicano de estandarización y calidad (SIDOCAL) es generalmente conforme con el código de normas de GATT/OMC; la autoridad nacional para el Acuerdo OMC sobre barreras técnicas es el Instituto Dominicano para la Calidad, INDOCAL, adscrito al Ministerio de Industria y Comercio.

 

Muchos productos vienen sujetos a certificación fitosanitaria/veterinaria y a controles de calidad. Su lista es larga debiéndose verificar en la base de Datos de la Comisión de la Unión Europea, Market Access Database. Para obtener información detallada del régimen de importación de un producto/servicio procede consultar la Dirección General de Aduanas (DGA), así como los ministerios dominicanos correspondientes.

 

La entrada al país de ciertos bienes está restringida requiriéndose permisos para plantas y productos veterinarios, semillas, frutos, especias, plantas vivas, abonos y plaguicidas, ganado y carne fresca, cárnicos, pescado y crustáceos, animales vivos, lácteos, armas, algunos medicamentos y productos químicos y, en mayoría de los casos, registro previo del producto.

 

En lo referente a homologaciones, registros y certificaciones existe un proceso simplificado de registro sanitario para medicamentos, alimentos, bebidas y productos sanitarios de origen europeo, aunque algunos exportadores europeos de alimenticios han alertado de impedimentos en el ámbito de los lácteos y quesos, entre otros. La elaboración de normas corresponde al CEDIRET (Centro Dominicano de Información sobre Reglamentación Técnica), mientras que la institución encargada del registro es el Ministerio de Salud Pública. Además del registro sanitario previo a la exportación, el producto debe llevar etiquetado acorde a la NORDOM 53, en idioma español y colocado ya en origen, no autorizándose a hacerlo después de su llegada. Dada la limitación de laboratorios para efectuarlo, importadores y distribuidores lo consideran una barrera técnica al comercio.

 

En cuanto al registro de nombre comercial/marca, que es opcional, pero muy recomendable para protegerse en el mercado, la entidad competente es la Oficina Nacional de Propiedad Industrial (ONAPI), en cuya página web de halla disponible la información relativa a los plazos y tarifas del registro.

A partir de julio 2018 el Ministerio de Salud Pública, a través de su Dirección General de Medicamentos, Alimentos y Productos Sanitarios (DIGEMAPS) viene desarrollando el proyecto VUCE – MSP que pretende, vía el portal SIGA, facilitar las transacciones simplificando y armonizando de procesos y procedimientos.

Volver a índice de Régimen arancelario y reglamentación

Barreras comerciales a bienes y servicios españoles

a) Con carácter general, no exclusivo de los operadores españoles, cabe mencionar: 

- La Ley Nº 173/66 sobre representación comercial protege desmesuradamente al distribuidor local en caso de rescisión; también impone titularidad local para al menos 66% del capital.  Por último, es discriminatoria ya que las firmas USA quedaron exceptuadas de ella.

- El mercado enfrenta serias barreras a la competencia a pesar de la Ley 42/08 y la Comisión para Competencia, como se indica en otros informes de nuestra Oficina.

- Se dan reiteraodos incumplimientos contractuales y de impagos de los entes públicos: Proyectos ganados y contratados quedan en suspenso durante años por falta de dotación, o vaivén político.

- La solución de diferencias, la frecuente judicialización de los asuntos y la escasa ejecución de las sentencias judiciales son problemas recurrentes.

- Es frecuente el impago total o parcial de obras o servicios.  El propio intento de cobro puede verse acompañado de otros costes expúreos.

- Los breves plazos de las licitaciones y la caracterización como "nacional" de la mayoría de ellas conducen a desistir en muchos de lo casos.

La probabilidad de estas incidencias es tan alta que, en conversaciones entre empresarios, se desaconseja trabajar con el sector público salvo que haya financiación multilateral, o un bien elevado de pago por adelantado.

b) En exportaciones simples, son fuente de dificultad y las valoraciones por la Aduana aplica al margen de los documentos de la transacción; la clasificación bajo subpartidas sujetas a mayor arancel; la objeción al origen UE en mercancías que disfrutan de arancel reducido bajo el EPA; las reliquidaciones con arancel superior y multas a importaciones efectuadas de conformidad hasta 2 años atrás.  Tales casos, han afectado a cerámicos, maderas, cable eléctrico, baterías....

Para la liquidación de derechos aduaneros, la base en euros no se convierte a pesos directamente pasando a través del dólar, con el consiguiente sobrecoste.

El registro sanitario de alimenticios, bebidas, fármacos o cosméticos va mejorando pero subsisten demoras y costs como el de etiquetarlos en el país de origen. También han enfrentado trabas ciertos inputs de uso agrícola que requieren la no objeción del Mº de Agricultura.

Los aceros corrugados españoles para armaduras sufren un recargo que los deja fuera de mercado en favor del fabricante monopolista doméstico, por la salvaguardia ya comentada.

La leche y otros lácteos sufren barreras periódicas por el intento de lograr el autoabastecimiento nacional y perviven cuotas a la importación. Las cuotas afectan también el arroz, ajo, comercial, azúcar, pimientos, cebolla, habichuelas y maíz.

c) En la vertiente de la inversión destacan las duplicidades en la titularidad de terrenos, la inseguridad jurídica, bloqueos de emisión de licencias, cambios de volúmenes edificables, corrupción, pobre suministro eléctrico y baja productividad.  En el &3.6.1 de nuestro IEC se comentan algunos aspectos.

La Oficina Económica y Comercial tiene un nutrido informe con los contenciosos empresariales españoles sin resolver, algunos por muchas decenas de millones y pendientes desde hace ya bastantes años a pesar de numerosas gestiones, ganancia de causas judiciales y ofrecimientos para negociar. Un especial esfuerzo oficial desplegado en los últimos años ante las autoridades dominicanas por nuestra Embajada y Servicios Centrales, ha logrado por fin cosechar éxito y a partir de 2018 se estén resolviendo varios de los conflictos. No obstante, tres de los relativos a inversiones estan actualmenmte en proceso formal de arbitraje internacional bajo el APPRI.

Volver a índice de Régimen arancelario y reglamentación

Barreras no arancelarias. Contingentes y licencias de importación

La Rectificación Técnica ante la OMC y el Decreto 569-12 introdujeron restricciones, continúan sujetos a cuota bajo licencia el ajo, arroz, azúcar, carne de pollo, cebolla, habichuelas y leche en polvo.  Dentro de las cuotas el arancel oscila entre 20% y 25%.  Para todas las importaciones fuera de cuota los tipos van del 56% al 99%.  Las asignaciones de estos cupos mantienen importantes privilegios para ciertos grupos beneficiarios como el azúcar, pero buena parte de ellas se van efectuando mediante convocatorias para subasta.  

Estas limitaciones se dan incluso en el marco de acuerdos importantes (DR-CAFTA, EPA, Acuerdo con CARICOM).  En el marco del DR-CAFTA las agrícolas citadas tienen previsto perdurar hasta el año 2020, y más allá en el caso del EPA.  En 2018 hubo una fuerte campaña secundada por el propio Ministro de Agricultura y los productores domésticos presionando para que se renegocien estos plazos postergándolos.

Volver a índice de Régimen arancelario y reglamentación

  • Movilidad Internacional
  • Barreras Comerciales
  • ICE
  • Datainvex