Régimen arancelario y reglamentación

Régimen de comercio exterior.Tramitación de las importaciones

La pertenencia a la OMC, el Tratado de Libre Comercio con los EEUU, y el Acuerdo de Asociación con la Unión Europea, así como la especial relación comercial con Venezuela delimitan el marco principal de actuación nicaragüense en materia comercial.

La política comercial de Nicaragua se basa en su adhesión al sistema multilateral de comercio y en sus obligaciones en el marco de la Organización Mundial del Comercio (OMC). Nicaragua concede como mínimo un trato Nación Más Favorecida (NMF) a todos los Miembros de la OMC; todas sus líneas arancelarias están consolidadas; ha contraído numerosos compromisos en el marco del Acuerdo General sobre el Comercio de Servicios (AGCS); y su legislación se está armonizando con las disposiciones de la OMC.

Nicaragua ha prohibido los obstáculos no arancelarios incompatibles con la OMC y no ha establecido nuevas prohibiciones a la importación por motivos comerciales. Además, ha venido realizando esfuerzos para racionalizar los procedimientos de despacho de aduana.

Los importadores y exportadores locales deben estar inscritos en el Registro Único de Contribuyentes del Ministerio de Hacienda y Crédito Público. Además, dependiendo de lo que se va a importar, se deben obtener permisos especiales en el Ministerio Agropecuario y Forestal, Ministerio de Salud, Ministerio del Ambiente y los Recursos Naturales, y otros. Los importadores siempre deben recurrir a los servicios de un agente de aduanas autorizado.

La documentación requerida para las importaciones varía en función del país de origen y depende de si el socio comercial ha suscrito o no un TLC con Nicaragua. En el caso de países miembros del Mercado Común Centroamericano, se está exento del requisito de presentar una "factura comercial" o una "declaración de valor". En el caso de los países con los cuales Nicaragua mantiene TLC en vigor, se exige el certificado de origen respectivo. En cualquier caso, el número de documentos requeridos para las importaciones se ha reducido sustancialmente en años recientes.

Entre los documentos básicos requeridos figura la declaración de aduanas, el conocimiento de embarque (en el caso de las mercancías expedidas por tierra y por mar), la lista de bultos y el conocimiento del embarque (en el caso de las mercancías expedidas por vía aérea), así como la factura comercial, declaración de valor o certificado de origen en su caso si se beneficia de algún regímen preferencial.

Ciertas importaciones requieren documentos adicionales, como por ejemplo certificados sanitarios (animales vivios o productos de origen animal), fumigación (sacos usados) y certificados de venta libre (productos alimenticios y bebidas) expedidos en el país de origen. Cabe destacar que estos deben ser autenticados por el Consulado de Nicaragua en el país de origen.

Los trámites relacionados con la documentación de importación están a cargo de la Dirección General de Servicios Aduaneros (www.dga.gob.ni), que tiene a su cargo la administración de los servicios aduaneros para el control y facilitación del comercio exterior. Es importante señalar también la existencia del Centro de Trámites de las Exportaciones (www.cetrex.gob.ni), entidad pública que brinda servicios al sector de las exportaciones.

 

Volver a índice de Régimen arancelario y reglamentación

Aranceles y otros pagos en frontera. Regímenes económicos aduaneros

Aunque todavía no existe una Unión Aduanera completa a nivel centroamericano, alrededor del 95,7% de los aranceles ya están unificados entre los países del Sistema de Integración Económica Centroamericana. Así, los aranceles se aplican a los bienes y servicios importados procedentes de países de fuera de dicha región centroamericana.

El Arancel Centroamericano de Importación aplicable a cada producto se puede consultar en el siguiente enlace: www.aic.sieca.int. Todos los aranceles son ad valorem y se aplican al valor CIF de las importaciones.

En Nicaragua, además de los aranceles de aduanas, se aplican algunos gravámenes adicionales a las importaciones:

  • Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA), con una tasa general del 15%;
  • Tasa por Servicios a la Importación de Mercancías (TSIM), que es una comisión aduanera de 0,50 dólares EE.UU., o su equivalente en moneda nacional, por cada tonelada bruta o fracción, aplicable a toda importación;
  • Impuesto Selectivo de Consumo (ISC), que se aplica a un número limitado de productos no esenciales.

Volver a índice de Régimen arancelario y reglamentación

Normas y requisitos técnicos. Homologación, certificación y etiquetado

En cuanto a las normas y requisitos técnicos, las principales leyes en esta esfera son la Ley Nº219 o Ley de Normalización Técnica y Calidad y su reglamento, y la Ley N°225 o Ley sobre Metrología y su reglamento. La primera de esas leyes estableció la Comisión Nacional de Normalización Técnica y Calidad como organismo coordinador de las políticas y programas en este ámbito.  Adicionalmente, hay que tener en cuenta lo establecido por la Ley Nº842, Ley de Protección de los Derechos de las Personas Consumidoras y Usuarias Defensa de los Consumidores.

En Nicaragua, el Centro de Información de Obstáculos Técnicos al Comercio asiste a los usuarios en la identificación de normas específicas. Se trata de una institución dependiente del Ministerio de Fomento, Industria y Comercio - www.mific.gob.ni - y en su web se puede acceder a todas las notificaciones realizadas a la Organización Mundial del Comercio sobre normas y requisitos técnicos.

Nicaragua aplica prohibiciones a la importación para proteger la salud humana y la vida animal y vegetal, el medio ambiente, o por motivos esenciales de seguridad y de índole militar, de conformidad con la legislación nacional o los compromisos contraídos a nivel internacional. Además, las importaciones de ciertas categorías de productos están sujetas a un régimen de licencias no restrictivo en forma de autorizaciones previas, que se aplica por motivos de protección del interés público y/o el interés nacional.

Volver a índice de Régimen arancelario y reglamentación

Barreras comerciales a bienes y servicios españoles

Una de las principales barreras  en el desarrollo de las actividades comerciales con Nicaragua es la lentitud en la realización de los trámites aduaneros. Nicaragua es consciente de la necesidad de simplificar los trámites y reducir los tiempos de despacho en aduanas, y por ello se está trabajando desde la Dirección General de Servicios Aduaneros.

A pesar del fortalecimiento del marco jurídico, la protección efectiva de los derechos de propiedad intelectual también es una limitación importante en sectores como el software, editorial, etc.

Volver a índice de Régimen arancelario y reglamentación