Marco jurídico

Contratación Pública. Criterios de adjudicación de contratos

La política del Gobierno etíope es que todos los organismos públicos se aprovisionen por medio de concursos públicos. Sólo en casos excepcionales se permitirán métodos alternativos tales como licitaciones restringidas, licitaciones en dos etapas, etc.

Es aconsejable trabajar con un agente local para participar de forma efectiva en las licitaciones públicas.

Volver a índice de Marco jurídico

Régimen de inversiones

El instrumento legal de la política de promoción de inversiones es la Proclamación 280/2012 promulgada el 2 de julio de 2002, junto con las disposiciones adicionales 375/2003, 84/2003, 146/2008, 769/2012 y 849/2014. 

La ley establece reservas a la inversión en ciertas actividades:

- El gobierno tiene la exclusividad en la distribución y suministro de energía eléctrica a través del sistema de Red Nacional Integrada, las telecomunicaciones y los servicios postales con la excepción de los de mensajería.

- Algunas actividades se puede operar exclusivamente mediante Joint Ventures con el Gobierno como la fabricación de armas y munición y los servicios de telecomunicaciones.

-  Actividades de inversión reservadas exclusivamente a ciudadanos nacionales etíopes: sector financiero, seguros, entidades de microcréditos, consultoría legal y de transporte de mercancías, radiodifusión y servicios de transporte aéreo con capacidad de hasta 50 pasajeros.

- Y por último hay una serie de actividades reservadas a inversores domésticos. Esta categoría incluye bien a nacionales etíopes o bien a extranjeros con residencia permanente en Etiopía que ya hayan invertido en el país, asociaciones, cooperativas y empresas públicas, que soliciten la consideración de inversores domésticos. Estas actividades son: Comercio minorista; comercio mayorista (salvo suministro de petróleo y comercio de productos fabricados en Etiopía por inversores extranjeros); importación (excluyendo gas licuado, betún, productos cuya importación haya sido aprobada por el Consejo de Ministros y materiales utilizados como inputs para productos de exportación); exportación de café crudo, semillas oleaginosas, legumbres, curtidos y pieles, ganado ovino vivo y reses que no hayan sido criadas por el inversor; constructoras ( salvo las de clase A), hoteles (salvo de 5 estrellas), moteles, pensiones, cafeterías, bares, clubs nocturnos, y restaurantes (salvo restaurantes internacionales y especializados); agencias de viajes; alquiler de coches y taxis; servicios de transporte; panadería y pastelería para el mercado doméstico; salones de belleza; molinos; mantenimiento y reparación de vehículos; museos, teatros y cines; industrias de impresión.

Hay que tener en cuenta que Etiopía está en pleno proceso de transición de ser una economía centralizada a una economía de mercado, con lo que muchos sectores no están liberalizados completamente. Por otro lado, el Gobierno etíope establece unas áreas prioritarias de inversión sobre las que se conceden incentivos como exenciones de impuestos o facilidades a la exportación. Éstas son: Procesado de alimentos, industria textil, industria del cuero, horticultura, industria del azúcar, industria química, industria farmacéutica, industria cementera, industria metalúrgica e ingenierías. El apoyo del Gobierno a la inversión en estas actividades se manifiesta a través de: acceso a financiación a largo plazo a un tipo de interés bajo, incentivos a la exportación, exenciones aduaneras, vacaciones fiscales, compensación de pérdidas, arrendamiento de tierras a precios muy competitivos y apoyo técnico.

El capital inicial mínimo requerido por proyecto de inversión es de 100.000 dólares, salvo para los proyectos de ingeniería, arquitectura, servicios de contabilidad y auditoría, consultoría, gestión y dirección, publicidad o estudios preliminares. En estos casos el capital mínimo exigido es de 50.000 dólares. Sin embargo, en el supuesto de que el inversor extranjero reinvierta sus dividendos o sus beneficios o exporte como mínimo un 75% de su producción, éste no está obligado a depositar un capital mínimo. Cuando la inversión se realice en forma de joint venture con un inversor doméstico, el capital mínimo requerido es de 60.000 dólares en general y 25.000 dólares para los casos enunciados anteriormente (con capital mínimo exigido de 50.000 dólares). El capital mínimo se deberá aportar en efectivo en todos los casos.

En Etiopía se ofrecen diversas garantías a la inversión: se protege la propiedad privada, el inversor tiene derecho a la repatriación de los beneficios y los dividendos correspondientes al proyecto de inversión y de las ganancias resultantes de la venta o liquidación de una empresa, no se establecen restricciones en la modalidad de participación en la inversión y la agencia de inversiones etíope garantiza la indemnización en caso de nacionalización o expropiación que sólo tendrán lugar en caso de que sean indispensables para la utilidad pública.

Con el fin de estimular la inversión privada y la entrada de capitales extranjeros y tecnología en Etiopía, se conceden los siguientes incentivos para inversiones en las áreas prioritarias:

- Exenciones aduaneras:

  • Exención del 100% en el pago de tasas de aduana y otros impuestos que graven las importaciones para todos los inversores de bienes de capital y materiales de construcción.
  • Importación libre de impuestos de repuestos por un valor hasta el 15% del valor total de los bienes de capital importados.

- Exenciones de impuestos sobre beneficios:

  • Exención de dos a siete años sobre las rentas derivadas de las inversiones en agricultura, agroindustria o tecnologías de la información y comunicaciones, dependiendo de la actividad, el volumen de exportaciones y el área geográfica en la que se ha llevado a cabo el proyecto.
  • Exención de dos años en caso de expansión o mejora de proyectos ya existentes de industria, agroindustria o agricultura.
  • Las empresas que incurran en pérdidas durante el periodo de exención fiscal, podrán diferir estas pérdidas a partir del momento que finalice ese periodo y con un límite máximo de tiempo equivalente a la mitad del periodo de exención.

- Incentivos a la exportación:

  • En el caso de la importación de materias primas necesarias para la fabricación de productos destinados a la exportación, las tasas e impuestos pagados en aduana serán descontados en el momento de la exportación de los productos procesados o terminados.
  • Zonas francas: Para industrias destinadas exclusivamente a la exportación a las que se les haya concedido licencia para operar en dichas zonas.

En la actualidad se está elaborando una ambiciosa ley de inversiones, se espera que recoja la apertura de la mayoría de los sectores la sector privado y a la inversión exterior y elimine muchas de las barreras existentes en la actualidad.

Volver a índice de Marco jurídico

Incentivos a la inversión (fiscales, sectoriales, regionales y locales)

Con el fin de estimular la inversión privada y la entrada de capitales extranjeros y tecnología en Etiopía, se conceden variados incentivos a la inversión, dependiendo de varios factores, entre los más destacados se encuentran: 

Exención del 100% en el pago de tasas de aduana y otros impuestos que graven las importaciones para todos los inversores de bienes de capital y materiales de construcción.

  • Las empresas que incurran en pérdidas durante el periodo de exención fiscal, podrán diferir estas pérdidas a partir del momento que finalice ese periodo y con un límite máximo de tiempo equivalente a la mitad del periodo de exención.
  • Exención tributaria entre 1 y 9 años según la actividad y el lugar donde se desarrolla.
  • Incentivos no fiscales  para exportadores

La tierra en Etiopía es considerada propiedad pública. Particulares, empresas y otras organizaciones pueden adquirir los derechos de utilización de la tierra. Las tierras para arrendar se dividen en: rústica, utilizada para agricultura, y urbana para utilización industrial y otros. El precio del alquiler varía en función del lugar. Es necesario especificar la utilización  que se le va a dar a la tierra (tipo de plantación o industrias y sus características) cualquier cambio ha de ser notificado y es objeto de revisión del contrato.

 

Volver a índice de Marco jurídico

Representación y agencia

El marketing directo y las franquicias son difíciles de establecer en Etiopía

Etiopía exige que todas las importaciones se canalicen a través de agentes etíopes registrados oficialmente como importadores o agentes de distribución. Los agentes deben solicitar en primer lugar una licencia de importación al Ministerio de Comercio y Turismo para acceder a una línea de divisas con el Banco Nacional de Etiopía, que ejerce el control de cambio.

El mercado etíope está mediatizado por la escasez de divisas, los agentes y representantes mejores son los que tienen más capacidad para reducir el tiempo de espera de las cartas de crédito.

 

Volver a índice de Marco jurídico

Formación de "joint-ventures". Socios locales

Según el Código de comercio etíope, por joint venture se entiende aquel acuerdo entre socios sobre una serie de términos mutuamente aceptados y que está sujeto a los principios generales de la ley respecto a las sociedades. Para que sea válido, este acuerdo de joint venture debe ser expresado por escrito y no está sujeto al registro y otras formas de publicación requeridas para otras formas de organización. No tiene además personalidad jurídica.

En cuanto a las contribuciones, a menos que se especifique otra cosa, cada socio es propietario de su propia contribución. La joint venture no dispondrá de títulos negociables, y salvo pacto en contrario, las acciones se asignarán sólo con el acuerdo de todos los socios.

La gestión de la joint venture podrá ser encomendada a uno o más gestores, que no necesariamente serán socios; cuando no exista designación expresa de un gestor, todos los socios se considerarán como tal.

El nombramiento de un socio como gestor no podrá ser revocado sin causa que lo justifique. Los poderes del gestor se especificarán en el memorando de asociación. Los socios no gestores, serán conocidos por terceros, ya que serán responsables por las deudas, aunque hasta el límite fijado en el memorando de asociación.

Entre las causas para la disolución de la joint venture cabe destacar: la expiración del plazo fijado, muerte e incapacidad de un socio, imposibilidad de desarrollar el objeto social, disolución judicial, unión de empresas.

En Etiopía no se exige la participación de un socio local para crear una empresa, puede ser 100% de capital extranjero.

Volver a índice de Marco jurídico

Tipos de sociedades

Las principales formas societarias::

1) Private limited Company (PLC)

2) Joint venture

3) Branch / multinational Company

Las características de la sociedad y el interés estratégico que suponga para el país, pueden hacer variar los requisitos exigidos para la creación. El proceso de creación de una sociedad extranjera en Etiopía se realiza íntegramente en la Ethiopian Investment Commision  (EIC) que actúa como ventanilla única para todo lo relativo a las inversiones extranjeras, independientemente del lugar donde se vaya a localizar la inversión.

Para crear una sociedad en Etiopía 100% extranjera es necesario un depósito de 200.000USD ó 100.000 USD si se trata de trabajos arquitectónicos, de ingeniería o una consultoría de servicios técnicos. Para las Joint venture el requisito económico se reduce a 150.000 USD y 50.000 USD según los mismos casos.

El gobierno está haciendo un esfuerzo continuo por agilizar y facilitar los trámites e constitución de sociedades  

En cuanto al establecimiento físico de las sociedades, referir que la tierra es de propiedad pública en Etiopía, de modo que sólo se podrá aspirar a disfrutar de un derecho de uso de dicho territorio mediante contrato de arrendamiento urbano o rural. La Ethiopian Investment Agency (EIA) es el organismo encargado de facilitar el terreno de establecimiento efectivo a empresas extranjeras que acometan proyectos de inversión.

Volver a índice de Marco jurídico

Propiedad industrial (marcas, patentes, diseños, licencias)

Existe una Oficina de Propiedad Intelectual, creada en abril de 2003, bajo supervisión de la Comisión de Ciencia y Tecnología, con el objetivo de gestionar las cuestiones relativas al derecho de marcas, derechos de autor y derechos de propiedad intelectual. Estos derechos se protegen con fundamento en dos cuerpos normativos:

  • La Proclamación 410/2004 de Protección de Propiedad Intelectual y Derechos de Países Vecinos, que protege los derechos de propiedad intelectual a los autores y a los beneficiarios asociados, de todos los trabajos susceptibles protección jurídica tales como los literarios, la música, performance, broadcasting (emisión pública de sonidos e imágenes de televisiones y radios), fotografía, software, database y otros trabajos publicados. La ley confiere protección de los derechos económicos derivados de los trabajos susceptibles de protección, durante el tiempo de vida del autor y durante los 15 años siguientes a la fecha de su muerte (vid. Art. 20). Asimismo, la ley impone penas económicas y de prisión a aquellos que atenten contra los derechos protegidos.
  • La Proclamación 872/2014 de Registro y Protección de Marcas, que contempla la adquisición de derechos y los procedimientos para el registro de marcas, marcas colectivas y marcas renombradas, la duración y renovación de los derechos, derechos conferidos por contratos de registro y licencia y otras previsiones diversas.
  • Este cuerpo normativo establece un periodo de protección de la marca durante 7 años contados a partir de la fecha de solicitud de registro de la marca. Dicho periodo de protección se puede renovar por periodos de 7 años consecutivamente, pagando la tasa correspondiente y solicitando dicha renovación dentro de los 3 meses siguientes a la expiración del periodo de registro. En el caso de haber transcurrido dicho plazo, se podrá mantener la titularidad del registro si se solicita dentro de los 6 meses siguientes a la expiración del primer periodo de renovación y pagando una multa adicional a la tasa.

Volver a índice de Marco jurídico

Barreras de entrada para inversores españoles

Existe un riesgo real de impago para las potenciales empresas inversoras que quieran entrar en el mercado etíope, así como riesgo de incumplimiento efectivo de contrato por parte de las autoridades locales. Otras barreras son el régimen de control de cambios y la escasez de divisas en el mercado desde 2008, lo que complica la repatriación de los beneficios de los inversores y, en ocasiones, la importación de insumos necesarios para la producción. El Banco Nacional de Etiopía devaluó el birr en octubre de 2017 un 15% y también liberalizó cierta normativa relativa al control de cambios, permitiendo a los exportadores acceder al crédito externo y retener hasta el 30% de sus ingresos de exportación en moneda extranjera (anteriormente 10%), lo que debería reducir las dificultades para obtener divisas.

El puerto de entrada a Etiopía es el de Yibuti y, a pesar de las fuertes inversiones que se han realizado en él a lo largo de los últimos años, representa un importante cuello de botella para hacer llegar los productos a sus destinatarios. La limitada capacidad de la carretera que une el país con el puerto es otra limitación que afrontan exportadores e inversores. Para subsanar esta situación se construyó una vía férrea paralela a la carretera. Dicha vía se inauguró el 1 de enero de 2018. Señalar que en la actualidad más del 95% del comercio internacional de Etiopía pasa por Yibuti y el 70% por el puerto de Yibuti.

Otras barreras mencionadas por los inversores son la existencia de una burocracia complicada y creciente; las leyes y regulaciones no se publican, son cambiantes e interpretables; los mandos intermedios de la administración no toman decisiones, solo se toman al máximo nivel, lo que complica la obtención de licencias y certificados; infraestructuras pobres, sobre todo, de carreteras; servicios bancarios por debajo de lo exigible, no hay suficiente protección de la propiedad intelectual y exacción de impuestos que no se ajusta a unas normas claras.

Existen actividades de inversión reservadas exclusivamente al Gobierno (distribución y suministro de energía y servicios postales con la excepción de los de mensajería), actividades de inversión en las que se podrá operar en forma de joint venture con el Gobierno etíope (fabricación de armas y municiones y servicios de telecomunicación) y actividades reservadas a la inversión de ciudadanos etíopes (sector financiero, agencias de viajes y de transporte de mercancías, radiodifusión y servicios de transporte aéreo de pasajeros siempre y cuando se cumplan una serie de condiciones). Además, ciertos sectores tradicionales de la economía etíope se reservan a la Inversión Nacional.

 

Volver a índice de Marco jurídico