Régimen fiscal

Estructura general del sistema fiscal

Los procedimientos de recaudación de impuestos en Taiwán se basan en la Tax Collection Act y deben cumplir, asimismo, con la Ley de Protección de los Derechos del Contribuyente (implementada el pasado 28 de diciembre de 2017) y con la Ley de Procedimientos Administrativos, que asegura que la recaudación se lleve a cabo de manera transparente. Todos los impuestos son recaudados por las Oficinas de Impuestos Nacionales o por las Oficinas Locales de Recaudación de Impuestos, quienes operan en los distintos municipios, condados o ciudades especiales (para los impuestos locales). El Ministerio de Finanzas es el máximo responsable de la gestión centralizada de los asuntos de recaudación de impuestos, de la emisión de resoluciones para las leyes/regulaciones tributarias y de la designación de los diferentes ingresos y gastos.

En el siguiente enlace se puede consultar la información más completa sobre los impuestos existentes en Taiwán: https://investintaiwan.nat.gov.tw/showPageeng7?lang=eng&search=7

 

 

 

Volver a índice de Régimen fiscal

Sistema impositivo (estatal, regional y local)

Impuestos

El Taxation and Tariff Committee dependiente del Ministerio de Finanzas es el organismo encargado de la investigación, estudio, adaptación y recopilación explicativa de la reglamentación impositiva publicada por las distintas agencias competentes.

Taiwán no tiene un sistema de impuestos unificado, sino que cada impuesto se basa en una legislación diferente. Como se puede ver debajo las tasas son clasificadas como locales y nacionales según el organismo recaudador:

Impuestos de ámbito nacional: quedan recogidos en este apartado el impuesto sobre la renta personal (IRPF) y sobre sociedades (ambos recogidos en el Income Tax), impuesto sobre bienes (Commodity Tax), derechos de aduana (Customs Duty), impuesto sobre sucesiones y donaciones (Individual Estate and Gift Tax), impuesto a determinados bienes y servicios, también denominado impuesto sobre bienes de lujo (Specifically Selected Goods and Services Tax), impuesto sobre el valor añadido (Business Tax), impuesto sobre la transacción de valores (Securities Transaction Tax), impuesto sobre la transacción de futuros (Futures Transaction Tax) e impuesto sobre el tabaco y el alcohol (Tobacco and Alcohol Taxes).


Impuestos de ámbito provincial y municipal: en este apartado se incluye el impuesto sobre bienes inmuebles (Land Value Tax y House Tax), el impuesto sobre la venta de bienes inmuebles (Land Value Incremented Tax), el impuesto de escrituración (Deed Tax), el timbre fiscal (Stamp Tax), el impuesto sobre vehículos (Vehicle Licence Tax) y el impuesto sobre espectáculos (Amusement Tax).

El resumen de la ley aplicable a cada uno de los anteriores impuestos puede ser consultado en el siguiente enlace: http://investtaiwan.nat.gov.tw/eng/show.jsp?ID=7&MID=3 Para información adicional se recomienda también consultar el texto completo de la ley en la siguiente web: http://www.dot.gov.tw/en

Volver a índice de Régimen fiscal

Resumen de la imposición sobre la renta de las personas físicas

Una persona es considerada como residente en Taiwán si su domicilio y residencia están en este país o si permanece durante 183 días o más en territorio taiwanés.

Situación Ingresos a tener en cuenta y retención
Residente Impuesto progresivo. Sobre rentas nacionales y obtenidas en el extranjero. Las tasas aplicables desde enero de 2018 se sitúan entre el 5% y el 40%. Entre los años 2015 y 2017, las tasas impositivas aplicables fueron de hasta el 45%.
No residente (menos de 183 días) Retención de impuestos a una tasa del 18% sobre sueldos y salarios, del 21% sobre dividendos y del 20% sobre comisiones, ingresos por alquiler, cánones, cuotas taiwanesas y premios recibidos en Taiwán. Un impuesto de retención del 15% se aplica a los ingresos por intereses derivados de cuentas a corto plazo, fondos de titulación de activos, bonos corporativos, bonos gubernamentales u obligaciones financieras e intereses de transacciones de recompra relacionadas con estos bonos o certificados. La tasa de retención de intereses en todos los demás casos es del 20%.

 

Las rentas de origen taiwanés y, por tanto, sujetas al impuesto son:

• Dividendos distribuidos por sociedades sometidas a la Company Law o por sociedades extranjeras autorizadas por el gobierno.

• Honorarios e ingresos de profesionales.

• Beneficios distribuidos por empresas taiwanesas.

• Rendimientos del trabajo efectuado en Taiwán.

• Rentas de la propiedad de inmuebles en Taiwán.

• Rendimientos obtenidos de una patente o una marca que haya sido utilizada por otra persona en Taiwán.

• Plusvalías por la venta de propiedades.

• Loterías y apuestas.

• Indemnizaciones por despido y por jubilación.

• Resto de ingresos obtenidos en Taiwán.

Tras las correspondientes deducciones y exenciones se aplica a la base imponible la siguiente escala impositiva: 

Tramos de renta en TWD Tipos
0 - 540.000 5%
540.001 - 1.210.000 12%
1.210.001 - 2.420.000 20%
2.420.001 - 4.530.000 30%
4.530.001 o superior 40%

 

En 2018 el mínimo exento es de 88.000 dólares taiwaneses. Además, existen otras deducciones que se deben ser consultadas en la página web proporcionada anteriormente.


 

 

 

Volver a índice de Régimen fiscal

Resumen de la imposición sobre sociedades

Las compañías taiwanesas (incluidas las filiales taiwanesas de empresas extranjeras) están sujetas al impuesto sobre la renta aplicable a su renta mundial. Las empresas con fines de lucro con sede central fuera de Taiwán, así como las sucursales de empresas extranjeras, se consideran no residentes a efectos fiscales. Los ingresos generados en Taiwán por dichas empresas están sujetos al impuesto sobre la renta de empresas con fines lucrativos, a la misma tasa que se aplica a las empresas nacionales.

El cálculo de la base imponible se realiza siguiendo los principios generales de contabilidad. Ciertos ingresos están exentos de la base imponible como por ejemplo las ganancias por la venta de títulos, valores y futuros (no aplicable a las empresas residentes en Taiwán y a las compañías extranjeras que cuenten con un EP en la región) y las ganancias (dividendos) derivadas de la inversión en otra empresa.

Los tipos impositivos aplicables varían según la magnitud de la base imponible. A continuación se muestran los tramos impositivos vigentes desde el 1 de enero de 2018:

• Base imponible igual o menor de 120.000 dólares taiwaneses (unos 3.419 euros): 0%.

• Base imponible superior a 120.000 dólares taiwaneses (3.419 euros): 20% del total imponible.

A las entidades cuya base imponible sea menor a 500.000 dólares taiwaneses (unos 14.250 euros) se les aplicará una tasa impositiva del 18% en 2018, del 19% en 2019 y del 20% a partir del próximo año 2020.

Además de los cálculos de impuestos regulares, las empresas taiwanesas con fines de lucro y las empresas extranjeras que cuenten con un EP en la región estarán sujetas a un cálculo separado de impuesto mínimo alternativo (AMT, en sus siglas en inglés) de acuerdo con la Ley del Impuesto Básico de Ingresos.

Imposición sobre beneficios y rendimientos

Para los accionistas no residentes (incluidas empresas y personas físicas), el impuesto sobre dividendos se retiene en la fuente de los mismos, siempre y cuando estos sean distribuidos por una empresa residente en Taiwán. La tasa de retención de impuestos para pagos de dividendos es del 21%, aunque esta tasa puede reducirse llegando a ser de entre el 5% y el 15% de acuerdo con los acuerdos de doble imposición disponibles. No se imponen impuestos de retención sobre los dividendos pagados a un accionista residente. Desde el pasado día 1 de enero de 2018, los accionistas no residentes ya no pueden utilizar el impuesto de retención de beneficios como compensación contra el impuesto de retención de dividendos. Sin embargo, se otorga una excepción para 2018, lo que significa que los dividendos distribuidos en 2018 aún pueden utilizar el crédito fiscal. El crédito fiscal se calcula en base a una fórmula prescrita y está sujeto a un límite máximo, con solo el 50% del crédito del impuesto adicional pudiéndose compensar por la retención de dividendos.
 

Volver a índice de Régimen fiscal

Resumen de la imposición sobre la el patrimonio

El impuesto sobre el patrimonio es del 0%.

Sin embargo, existe un impuesto sobre los terrenos inmobiliarios que vería entre el 1 y el 5,5% basado en el valor del terreno asignado por el gobierno y que será progresivo dependiendo de la cantidad de terreno que se posea. La tasa sobre las transferencias inmobiliarias oscila entre el 2 y el 6%.

Volver a índice de Régimen fiscal

Resumen de la imposición sobre el consumo

Todas las transacciones de bienes y servicios realizadas dentro del territorio taiwanés, incluidas las importaciones, están sujetas al "impuesto sobre el valor añadido y no añadido al negocio", equivalente al IVA español. Las transacciones de bienes y servicios sujetas a este impuesto son la transferencia de un bien o la prestación de un servicio a otra persona a cambio de una contraprestación. Las exportaciones y los servicios a la exportación no están sujetos a este impuesto.

Un concepto determinante para este impuesto es el del lugar de realización de la transacción o de la prestación del servicio. Para que estas sean consideradas como realizadas en territorio taiwanés es necesario que el medio de transporte y el lugar de origen o destino de la transacción sea en territorio taiwanés (como en el caso de las importaciones), que el bien esté localizado en Taiwán o que los servicios sean prestados o utilizados en Taiwán.

El tipo impositivo aplicado es el 5 por ciento excepto en ciertos casos que será del 0 por ciento como por ejemplo en la exportación de bienes y servicios.

Existe un régimen especial de Non-VAT con tipos impositivos que varían entre el 0,1 y el 25 por ciento que afecta a negocios como: Restaurantes (15%), discotecas, empresas del sector financiero, aseguradoras o negocios de pequeño tamaño dedicados a la venta de productos alimenticios.

Hay 32 artículos que están exentos de IVA, entre los que se incluye la prestación de servicios médicos, la venta de terrenos y determinados productos farmacéuticos suministrados por hospitales.
 

Volver a índice de Régimen fiscal

Otros impuestos y tasas

Commodity tax

Este impuesto grava el conjunto de productos registrados en el “Commodity Tax Act” en el que están incluidos tanto los bienes producidos en Taiwán como los importados. Los productos gravados por este impuesto están clasificados en ocho categorías: vehículos, neumáticos, bebidas no alcohólicas y máquinas para su producción, vidrio, aparatos eléctricos (neveras, televisiones, magnetoscopios, climatizadores, etc.), cemento, petróleo y gas. En el siguiente enlace se puede ver el impuesto aplicable para cada tipo de producto: http://investintaiwan.nat.gov.tw/showPage?lang=eng&search=62

El impuesto varía dependiendo del tipo de producto y puede consistir en un impuesto ad valorem o en un impuesto de suma fija por unidad de producto. El sujeto pasivo en este impuesto es el productor o importador de la mercancía. En el caso de que se trate de productos fabricados dentro del país, el impuesto debe pagarse en el momento en que la mercancía sale de fábrica (precio de venta del fabricante); en el caso de bienes importados, este pago se realizará a su paso por la aduana, calculando la cuota sobre valor CIF más los derechos de aduana.

Hay ciertos bienes que están exentos de este impuesto o puede solicitarse su devolución como son los siguientes: Bienes producidos para ser exportados o que formen parte de bienes destinados a la exportación; materias primas necesarias para la producción de otros bienes sujetos a impuestos; equipamientos destinados a uso militar; bienes destinados a exhibición, no venta. Consultar la ley del impuesto para más información.

Securities Transactions Tax

Este impuesto grava la emisión de acciones y obligaciones por parte de las empresas, todos aquellos títulos o valores que son ofrecidos al público y autorizados por el Gobierno, y los bonos y obligaciones emitidos por el Estado. El tipo impositivo es de un 0,3 por ciento sobre acciones emitidas por empresas, y de un 0,1 por ciento sobre las obligaciones y títulos ofertados al público autorizados por el gobierno.

Impuesto sobre el tabaco y las bebidas alcohólicas

Los impuestos aplicables al tabaco y sus derivados son los siguientes:

• Cigarrillos: 1.590 NTD por cada 1.000 cigarrillos.

• Tabaco: 1.590 NTD por kilogramo.

• Puros: 1.590 NTD por kilogramo.

• Otros productos: 1.590 TWD por kilogramo.

En caso de que la cantidad sea menor, se prorrateará la cantidad del impuesto aplicable a pagar. Además de estos impuestos, se aplica un sobrecargo a estos productos denominado "Health and welfare tax":

• Cigarrillos: 1.000 NTD por cada 1.000 cigarrillos.

• Tabaco: 1.000 NTD por kilogramo.

• Puros: 1.000 NTD por kilogramo.

• Otros productos: 1.000 NTD por kilogramo.

En los últimos años se ha producido una rebaja fiscal sobre los licores destilados. La clasificación completa es la siguiente:

• Cerveza: 26 NTD por litro (0,74 euros por litro).

• Otras bebidas alcohólicas fermentadas: 7 NTD (0,20 euros) por litro y grado alcohólico (Ej.: 2 a 3 euros por botella de vino)

• Licores: 2,5 NTD por litro y grado alcohólico (0,07 euros)

• Bebidas alcohólicas reprocesadas: 185 NTD (5,28 euros) por litro si exceden el 20 por ciento de graduación alcohólica y 7 NTD (0,20 euros) por litro para bebidas con menos de 20 por ciento de graduación alcohólica.

• Bebidas alcohólicas para cocinar: 9 NTD (0,26 euros) por litro. El vino de arroz pertenece a esta categoría.

• Alcohol etílico: 15 NTD (0,43 euros) por litro.

• Resto: 7 NTD (0,20 euros) por litro, por grado de alcohol.

Selective Goods and Services Tax

Con el objetivo de frenar la especulación inmobiliaria, se ha establecido un impuesto sobre un determinado grupo de bienes, conocido como impuesto sobre los bienes de lujo, del 10%. Se aplica a la propiedad de bienes raíces que no se hayan comprado para uso propio y se conserven de este modo durante un período de tiempo superior a dos años, así como a diversos productos de lujo tales como automóviles, yates, aviones privados, pieles, marfil, muebles de alta gama y membership rights.

Sin embargo, esta tasa aumenta hasta el 15% en caso de que las propiedades adquiridas que no sean para uso propio se vendan al cabo de un año o menos.

 

Volver a índice de Régimen fiscal

Tratamiento fiscal de la inversión extranjera

El tratamiento fiscal de las inversiones en Taiwán varía en función de la forma de implantación de la empresa extranjera:

  • Filial: Una filial es una empresa sujeta al derecho taiwanés, por tanto, debe tributar por los rendimientos obtenidos en territorio taiwanés y en el extranjero. Esta filial puede deducir del impuesto a pagar en el extranjero la cuota que haya sido pagada en Taiwán. Para ello se deberá solicitar un autorización a la Comisión de inversiones.
  • Sucursal: Una sucursal está sometida a pagar impuestos por los rendimientos obtenidos en Taiwán. Una sucursal puede solicitar la aplicación de un régimen derogatorio de impuesto de suma fija.
  • Oficina de representación: No está sujeta al impuesto de sociedades.

Una empresa que se plantee su establecimiento en Taiwán en forma de filial o sucursal debe contemplar las repercusiones fiscales de uno y otro formato conociendo de antemano que Taiwán no mantiene acuerdo para evitar la doble imposición con España.

Volver a índice de Régimen fiscal

  • Movilidad Internacional
  • Barreras Comerciales
  • ICE
  • Datainvex