Sistema financiero

Sistema financiero

 

Normativa

La normativa financiera de Kenia se rige por varias leyes, siendo las principales:

  • Préstamo bancario y regulación

La “Central Bank of Kenya Act” (Capítulo 491 de Laws of Kenya) crea el banco central del país, el Central Bank of Kenya (CBK).

La “Banking Act 2015” (Capítulo 488 de Laws of Kenya) regula el negocio bancario. Estipula las condiciones para otorgar licencias y revocar el derecho de actividad de las instituciones bancarias. Esta ley crea también el Fondo de protección de los depósitos “Deposit Protection Fund Board”, sustituido por el actual “Kenya Deposit Insurance Corporation” (KDIC) en mayo de 2012. El KDIC asegura los depósitos de los clientes frente a la insolvencia de las instituciones.

La “Microfinance Act” de 2006 y la normativa “Microfinance (Deposit Taking Institution)” de 2008  regulan el permiso y supervisión de la microfinanciación.

  • Mercados de capitales

La “Capital Markets Act 2019” (Capítulo 485A de Laws of Kenya) crea la “Capital Markets Authority” (CMA) y asienta el régimen normativo mediante el cual la CMA controla el mercado de capital. El índice bursátil principal de Kenia es el Nairobi Security Exchange 20 en el que participan empresas financieras, aseguradoras y agrícolas en su mayoría.

  • Oficinas de cambio

La “Banking (Credit Reference Bureaus) Regulations” de 2008 rige la creación y supervisión de las oficinas de cambio por parte del CBK.

  • Blanqueo de capitales

La “Proceeds of Crime and Anti-Money Laundering Act” de 2009 regula el blanqueo de dinero y crea la agencia de supervisión “Financial Reporting Centre” que identifica y combate el blanqueo de dinero.

   

Banco central    

La Constitución de Kenia de 2010 establece que la supervisión del sistema financiero compete al Banco Central de Kenia y que éste preserva su independencia del control gubernamental. La normativa que regula su funcionamiento está recogida en la Ley “Central Bank of Kenia Act”, sección 4A.2.

Las funciones del CBK incluyen:

·         Elaborar e implementar la política monetaria destinada a alcanzar y mantener la estabilidad del nivel de precios;

·         Fomentar la liquidez, solvencia y correcto funcionamiento de un sistema de mercado estable;

·         Apoyar la política económica del gobierno, incluidos sus objetivos de crecimiento de empleo;

·         Supervisar las instituciones bancarias e imponer sanciones.

   

Sector bancario   

En 2019, en Kenia había  42 bancos comerciales y una institución financiera para hipotecas. De estos 42 bancos comerciales, 28 son locales y 14 extranjeros. No existe ninguna caja de ahorros en Kenia.  

 

  • Banca pública 

En Kenia hay tres instituciones financieras públicas: National Bank of Kenya, con una participación gubernamental del 70,6%, Development Bank of Kenya con un 100% de participación estatal y Consolidated Bank of Kenya con un 77,8% de participación estatal. Todas ellas con sede en Nairobi.

- National Bank of Kenya es el principal proveedor de servicios financieros del país para particulares, pequeñas y medianas empresas y grandes compañías. Posee tres filiales: Natbank Trustee and Investment Services Limited, Kenya National Capital Corporation Limited y NBK Insurance Agency Limited.

- Development Bank of Kenya también ofrece servicios financieros a particulares y empresas desde 1996, cuando dejó de ser una institución financiera no bancaria cuyo objetivo principal era la promoción y desarrollo de proyectos comerciales en Kenia, para pasar a ser un banco comercial y aceptar depósitos de clientes.

- Consolidated Bank of Kenya nació en 1989 con el objetivo de adquirir y reestructurar nueve instituciones insolventes y convertirlas en un banco comercial estable. Su principal objetivo es dar respuesta a las necesidades financieras de las pequeñas y medianas empresas.  

  • Banca privada 

En cuanto al sector bancario privado, destaca la presencia de bancos internacionales como Barclays Bank, Standard Chartered Bank y Citibank  N.A.

Debido a la erosión de la confianza de los consumidores en pequeños y medianos bancos, el mercado está dominado en cerca de un 80% por grandes bancos y se esperan más fusiones y adquisiciones por parte de éstos en el futuro, como la fusión del Commercial Bank of Africa y el NIC Bank en 2019.   

Sector no bancario   

 

  • Seguros 

En 2019, 59 empresas participaron en el mercado asegurador. De acuerdo con la Insurance Amendment Act de 2006, enmendada en 2017 por la Insurance (Amendment) Bill, la regulación del sector de seguros compete a la “Insurance Regulatory Authority”.

Las principales empresas aseguradoras del país son Jubilee Insurance, British-American Investments Company (también conocida como Britam), APA (del grupo Apollo Investments Company) y CIC.

En cuanto a las aseguradoras extranjeras que operan en el país, destacan Allianz Group, Saham Finances (Saham Group), Old Mutual, Swiss Re, Liberty Life Assurance, Prudential Life Assurance, Barclays Group y Leapfrog.   

 

  • Microfinanzas 

Existen seis instituciones de microfinanzas formales y muchas pequeñas entidades. La ley “Microfinance Act of 2006” atribuye su control, supervisión y desarrollo al Central Bank of Kenya. Las instituciones de microfinanzas son las que proporcionan servicios financieros a esa mayoría de la población que no puede acceder a los servicios bancarios.   

 

  • Oficinas de cambio 

La primera licencia de las oficinas de cambio de divisa “Forex Bureaus” se otorgó en 1995, con el objetivo de fomentar la competencia en el mercado de divisas. En la actualidad existen 112 oficinas en el país.   

 

  • SACCOS 

Las Savings and Credit Cooperative Organization (SACCO) son asociaciones de particulares con características comunes como el sector profesional o la residencia. En Kenia existen 163 SACCOs registradas en el Ministerio de Desarrollo Cooperativo y Marketing de Kenia y autorizadas a recaudar depósitos y realizar préstamos a sus clientes. El sector está regulado por la autoridad competente: SACCO Societies Regulatory Authority (SASRA).   

 

·         Chamas 

Las Chamas o grupos de micro ahorro, son cooperativas informales que recogen depósitos, prestan e invierten los ahorros de sus miembros.  Esta estructura se replica en toda África pero es especialmente popular en Kenia, donde se estima que existen más de un millón de chamas, y que el ahorro colectivo a través de estas cooperativas supone en torno al 46% del PIB del país. El principal problema de estas asociaciones es su deficiente sistema de registro, basado en documentos en papel. Como consecuencia, en 2018, aparece Chamapesa, startup basada en Kenia, que utiliza la tecnología blockchain para mejorar los sistemas de registro de las Chamas, su gestión, y garantizar su transparencia.     

 

Pago electrónico   

Aunque debido a la alta presencia del mercado “informal”, el pago al contado sigue siendo la principal forma de pago en el país y muchos locales comerciales, restaurantes y parques naturales no admiten tarjeta electrónica de pago, los medios de pago telemático han experimentado un fuerte crecimiento en los últimos años. El CBK estima en 16 millones el número de tarjetas de crédito, sobre un total de población de 48 millones de personas. También cabe destacar los datos de cajeros automáticos y datáfonos, 2.823 y 35.173 respectivamente en diciembre de 2017.

El empleo de estos medios de pago no ha cesado de crecer. Destaca sobre todo el crecimiento de las tarjetas de débito que han multiplicado por cuatro su presencia entre 2009 y 2017, alcanzando las 14,5 millones de transacciones en 2017.   

 

Pago telemático    

Por último, hay que mencionar el sistema de pagos a través del móvil, tanto para cobrar como para pagar ya que está muy desarrollado y ha permitido a las zonas rurales acercarse al sistema bancario. El número de cuentas de usuarios con este servicio en 2018 era  de 42,58 millones (CBK) teniendo un crecimiento del 24,5% respecto al año anterior. El número de transacciones ha sido de  1.619 millones por un valor de 3.747 billones de chelines (33 billones de euros).

En Kenia, el principal proveedor de este servicio es M-Pesa (de la empresa Safaricom), seguido del de Airtel Money. Safaricom y Airtel han comenzado las pruebas para lograr la interoperabilidad de sus sistemas, lo cual aumentará la eficacia y reducirá el coste de las operaciones.

En 2019, M-PESA fue utilizado por 25,57 millones de kenianos, seguido por Airtel con 3,77 millones. Según el último informe de la Autoridad de Comunicaciones de Kenia (CA) M-PESA movió en 2018 más de 538 millones de chelines kenianos (más de 5 M USD).   

 

La bolsa    

La Nairobi Securities Exchange (NSE) fue constituida en los años 20 bajo el sistema colonial británico y el acceso universal a la misma se produjo en 1963. En ella cotizan 18 empresas de asesoramiento de inversiones, 12 bancos de inversión, 10 corredores de bolsa, 19 gestores de fondos, 14 depositarios autorizados, 16 instituciones de inversión colectiva, 1 agencia de calificación de crédito, una empresa de capital-riesgo y una Cámara de Compensación. Las 20 mayores empresas con cotizaciones bursátiles en el país participan en el índice NSE 20.

El mercado de capitales keniano está regulado y supervisado por la agencia reguladora independiente del gobierno keniano “Capital Markets Authority” (CMA). En octubre de 2015, la CMA autorizó las operaciones con derivados en bolsa. 

Volver a índice de Sistema financiero

Líneas de crédito, acuerdos multilaterales de financiación

FMI

En mayo de 2009, el FMI aprobó una ayuda de Balanza de Pagos por importe de unos 209M USD bajo el mecanismo “Rapid Access Component of the Exogenous Shocks Facility (ESF)” para apoyar a Kenia en su recuperación económica del impacto negativo ejercido, desde mediados de 2008, por el crecimiento de los precios internacionales de los alimentos, del petróleo, de los fertilizantes y de la reducción en la demanda externa mundial, asociada a la crisis financiera internacional. Esta facilidad del FMI engloba el apoyo en materia de política económica y asistencia financiera para países de renta baja, que se enfrentan a shocks temporales de carácter exógeno y para los cuales no existe un Programa de Ajuste en funcionamiento. En la decisión de este apoyo, el FMI ha señalado la capacidad de repago de Kenia, destacando un stock de deuda relativamente bajo y un reducido riesgo de reestructuración de la deuda. 

En noviembre de 2010, el FMI anunció el acuerdo con las autoridades de Kenia donde se aprobó una ayuda de 500 M USD  por tres años, para extender las facilidades de crédito para transformar Kenia en una economía dinámica con un crecimiento sostenible. En enero de 2011, se aprobó otro paquete de ayudas por tres años, con un montante total de 508,7 M USD, con el objetivo de proteger la situación la economía del país contra los shocks del mercado exterior,  permitiendo un ajuste fiscal graduado. 

En marzo de 2016, el FMI condicionó el acceso a una línea de crédito de emergencia de 1.500 M USD a la reducción del déficit presupuestario en 3 puntos porcentuales, situado en un 9% en ese momento. Dadas las previsiones positivas, se dio acceso a ésta durante dos años. La línea de crédito estaba programada para expirar en marzo de 2018, fecha en la que se extendió 6 meses más para llevar a cabo las revisiones del programa, retrasadas por las elecciones de 2017. En septiembre de 2018, el gobierno decidió no renovar este préstamo contingente, exponiendo que se encontraban trabajando en una fórmula autosuficiente para aliviar la dependencia de fondos contingentes. A fecha de este informe, febrero de 2019, el gobierno ha reconsiderado su postura y se encuentra en proceso de negociación con el FMI.

Una misión del Fondo visitó Kenia del 10 al 20 de diciembre de 2018 con el objetivo de mantener discusiones sobre un nuevo programa de apoyo del FMI a Kenia. La nota de prensa hecha pública por el FMI valoraba positivamente la evolución registrada en el déficit por cuenta corriente y las medidas adoptadas por el Gobierno para incrementar la recaudación impositiva, aunque estimaba que el cumplimiento de los objetivos de déficit público en el año fiscal 2018/19 y posteriores requeriría también actuaciones por el lado del gasto. En cuanto al nuevo programa de apoyo, la nota declaraba que continuarían las negociaciones.

Banco Mundial

En 2019, el Banco Mundial financia 46 proyectos activos en Kenia. La mayor partida es la destinada a infraestructuras, incluyendo transporte, energía y agua y saneamiento, seguida de aquella para proyectos de desarrollo rural y agrícola. Otros proyectos en marcha incluyen educación, salud, desarrollo del sector público, gobernabilidad y política económica. Igualmente, el Banco Mundial financia proyectos a escala regional  en materia de comercio, transporte, agricultura, medioambiente e infraestructuras para telecomunicaciones. La ventanilla privada del BM, el IFC y el MIGA del grupo BM han incrementado igualmente su presencia en operaciones en Kenia.

Actualmente está en vigor el programa contenido en el Country Strategy Paper 2014-18, extendido hasta 2020, basado en dos pilares que tienden en última instancia a reducir el desempleo y generar oportunidades para los cerca de 800.000 jóvenes que se incorporan cada año al mercado de trabajo:

·      Fomento de la actividad por el sector privado a través de inversiones en infraestructura física que eliminen o reduzcan las carencias existentes, reduciendo el coste y mejorando la fiabilidad del suministro de electricidad, reduciendo los costes y tiempos de transporte entre centros de producción y mercados y mejorando el suministro de agua

·         Desarrollo de capacidades que mejoren la empleabilidad de la fuerza de trabajo, especialmente entre las mujeres y los jóvenes.   

Otras instituciones financieras internacionales con importante presencia en el desarrollo y financiación de infraestructuras en Kenia son el Banco Europeo de Inversiones y el Banco Africano de Desarrollo. 

 

Cobertura CESCE  

 

Actualmente, la cobertura de CESCE con Kenia a medio y largo plazo se analiza caso por caso y a corto plazo está abierta sin restricciones.

Volver a índice de Sistema financiero

Régimen de cobros y pagos al exterior. Control de cambios

 

Los cobros y pagos por conceptos de cuenta corriente, y por tanto los cobros y pagos por compraventa de bienes y servicios, se encuentran liberalizados y únicamente se exige que se efectúen a través de un banco debidamente autorizado. Existe únicamente la obligación de declarar, y justificar adecuadamente la operación subyacente, las transferencias superiores a 10.000 USD. El banco que realiza la operación debe a su vez comunicarla ante el Banco Central de Kenia.

Los extranjeros con permiso de residencia pueden disponer de cuentas bancarias en moneda local y extranjera.

Al entrar en el país los residentes pueden introducir hasta 500.000 KES en moneda local; cantidades superiores a 10.000 USD en monedas extranjeras deben ser declaradas. Los no residentes pueden importar moneda local o extranjera sin limitaciones pero cantidades superiores a 10.000 USD deben ser declaradas.

 

Volver a índice de Sistema financiero

Repatriación de capital/control de cambios

Con la liberalización de 1994, Kenia eliminó el control de cambios con el fin de atraer inversores privados, tanto kenianos como extranjeros.

The Foreign Investment Protection Act 2009 establece la libre repatriación de los beneficios empresariales derivados de las inversiones extranjeras, después de haber cumplido con las correspondientes obligaciones fiscales.

Volver a índice de Sistema financiero

  • Movilidad Internacional
  • Barreras Comerciales
  • ICE
  • Datainvex