Noticias

La guerra comercial entre Estados Unidos y China genera oportunidades para el sector agroalimentario español

Abril - 2018 | Oficina Económica y Comercial de España en Shanghai | Comentarios (0)

Las tensiones subyacentes entre dos de las economías más grandes del mundo empeoraron a comienzos de año cuando el presidente Donald Trump insinuó que Estados Unidos impondría aranceles a las importaciones procedentes de China, principal exportador a los Estados Unidos.

La guerra comercial entre Estados Unidos y China genera oportunidades para el sector agroalimentario español

Aunque las restricciones comerciales parecen haber comenzado recientemente, comenzaron a gestarse hace casi un año. En abril de 2017 EEUU lanzó una investigación sobre las importaciones de acero mientras que en agosto, lanzó otra nueva investigación sobre una posible violación de los derechos de propiedad intelectual de los EE.UU., como respuesta a la creciente preocupación de que China pueda convertirse en líder mundial de tecnología.

En enero de 2018, Estados Unidos anuncia por primera vez la imposición de un arancel del 30% sobre paneles solares y del 20% en lavadoras, a la vez que en febrero, acelerando el ritmo de estas sanciones punitivas, el Departamento de Comercio de EEUU impone un arancel del 24% en el acero y de 7,7% en el aluminio los cuales entran en vigor apenas un mes más tarde, el 9 de marzo.

China responde a Estados Unidos implementando apenas un mes más tarde, el 2 de abril, aranceles de cerca de 2.500 millones de euros, incluyendo un arancel del 15% para 120 productos que incluyen frutas, nueces, vino y tubos de acero, y un impuesto del 25% sobre otros ocho, incluyendo aluminio reciclado y carne de cerdo. Ante esta réplica de China, Estados Unidos amenaza con apuntar a otros 40.000 millones de euros sobre importaciones de bienes chinos que no se han llegado a materializar a día de hoy, a los cuales, ante su entrada en vigor China advierte de la aplicación de una nueva tanda de aranceles de otros 40.000 millones de euros sobre bienes estadounidenses que comprende 106 productos en total, incluyendo aviones y automóviles, así como soja y productos químicos

Esta espiral proteccionista puede tener efectos negativos sobre la evolución de la economía global, pero ofrece igualmente oportunidades a corto plazo a proveedores alternativos de los productos procedentes de EEUU afectados. En este contexto, España como productor y exportador destacado en alguno de ellos, podría ver beneficiada su presencia y cuota de mercado en China.

Este es el caso para la fruta y el porcino que se podrían ver muy beneficiados. En el caso de los cítricos y de la fruta con hueso, teniendo en cuenta que Estados Unidos fue el tercer proveedor y España el sexto proveedor a China en 2017, esta subida de aranceles a EEUU puede suponer una importante oportunidad para el crecimiento de la fruta española en el mercado chino teniendo en cuenta que la estacionalidad de las exportaciones coincide para EEUU y España, y que los dos principales suministradores a China son Sudáfrica y Australia, ambos del hemisferio sur.

En cuanto al porcino, España es actualmente líder mundial. Al ser un mercado sensible a las oscilaciones de precio, se abre una gran oportunidad para el sector porcino español lo que le ayudará a mantener su posición dominante en el mercado y seguir con su tendencia de único país proveedor cuyas ventas no cayeron durante 2017.

 

 


Añadir un comentario

ICEX se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que, entra otras cuestiones:

  • Movilidad Internacional
  • Barreras Comerciales
  • ICE
  • Datainvex