Noticias

Suiza no consigue la autosuficiencia en la producción de mascarillas ante los bajos precios del producto asiático

Enero - 2022 | Neue Zürcher Zeitung | Comentarios (0)

A pesar de querer disminuir su dependencia y llegar a la autosuficiencia con la producción local, Suiza sigue teniendo que importar mascarillas.

Un estudio publicado por la revista especializada Swiss Medical Weekly revela la facilidad de contagio de la variante Ómicron y la necesidad del uso apropiado de las mascarillas FPP2 en la mayoría de los espacios públicos para poder combatir su expansión. Según indica el diario Tages Anzeiger, en dicho uso adecuado tiene mucho peso la adecuada elección de las mascarillas, ya que su acople a la cara es esencial a la hora de conseguir su plena eficacia.

El inicio de la pandemia produjo una necesidad inmediata de disponer de mascarillas para poder proteger a la ciudadanía. El gran aumento de la demanda trajo consigo una serie de restricciones, un aumento de precios y una gran escasez de oferta. Bajo esta situación, el Gobierno suizo compró una serie de máquinas para poder producir sus propias mascarillas y la empresa Flawa fue la encargada de llevar a cabo esa misión.

Suiza apuesta por una producción local y una autosuficiencia respecto a las máscaras protectoras frente al mercado mundial, ya que considera la calidad del producto una característica de gran importancia. A pesar de ello, aún hoy, la gran mayoría de las mascarillas en Suiza provienen de China.

El precio es decisivo a la hora de comprar estos productos de uso diario. Según los datos aportados por el diario Neue Zürcher Zeitung, en la tienda web de Flawa una mascarilla FFP2 de producción suiza cuesta 1,40 francos suizos (1,33 euros), mientras que en Coop, cadena de supermercados, los clientes pueden conseguir el mismo producto, pero procedente de China, por 80 céntimos (0,76 euros).

A pesar de que las grandes superficies tengan mayoritariamente disponibilidad del producto chino, el sector sanitario sigue prefiriendo mascarillas producidas localmente, apreciando la calidad del producto, la proximidad con el proveedor y la disponibilidad de los bienes a corto plazo.

Bajo esta situación de imposibilidad de competir en precios debido al incremento de coste de la materia prima y el gran coste laboral del país, la empresa suiza Flawa se pregunta si es rentable producir mascarillas.

Los productores suizos apuestan por la especialización y empiezan a dirigirse a nichos de mercado. Refieren que los cubrebocas suizos se adaptan mejor a la cara del grueso de la población suiza, ya que toman como referencia medidas europeas, aumentando su protección, mientras que los productos chinos están adaptados a las medidas asiáticas. Las mascarillas para niños o las máscaras transparentes orientadas a la población con problemas auditivos pueden ser mercados interesantes a desarrollar.

Suiza facilita la importación de productos médicos procedentes de la UE flexibilizando los requerimientos para su etiquetado

Estudio de mercado. El mercado de material médico en Suiza 2021


Añadir un comentario

ICEX se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que, entra otras cuestiones:

  • Movilidad Internacional
  • Barreras Comerciales
  • ICE
  • Datainvex