La Comisión decide retirar parcialmente el acceso preferencial de Camboya al mercado de la UE
El bloque europeo fue el destino del 45% de las exportaciones camboyanas y más del 95% de ellas se beneficiaron del programa "Todo menos armas".
Fuente:  Comisión Europea  -  20/02/2020
La medida tendrá efecto a partir del 12 de agosto de este año

La Comisión Europea ha aprobado retirar una parte de las preferencias arancelarias de Camboya en el mercado de la UE, obtenidas a través del regimen comercial conocido como “Todo menos armas”, "debido a las graves y sistemáticas violaciones de los derechos humanos consagrados en el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales”. 

Según informa el citado organismo, la sustitución por los aranceles normales de la UE, los de “nación más favorecida”, afectará a determinados productos de la confección y el calzado, así como a todos los artículos de viaje y al azúcar.

De este modo, la medida, que será efectiva a partir del 12 de agosto de este año a no ser que el Parlamento Europeo y el Consejo se opongan, afectará aproximadamente a una quinta parte de las exportaciones anuales que Camboya realiza a la UE, estimadas en unos 1.000 millones de euros.

En este sentido, el alto representante de la UE para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad y vicepresidente de la Comisión, Josep Borrell, ha destacado que “nuestra decisión refleja nuestro firme compromiso con el pueblo camboyano, con sus derechos y con el desarrollo sostenible del país. Para que se restablezcan las preferencias comerciales, las autoridades de Camboya deben adoptar las medidas necesarias”.

La Comisión reconoce que las autoridades camboyanas han adoptado medidas, en particular en materia de derechos laborales y de propiedad de la tierra, pero considera que presisten las preocupaciones relacionadas con las causas civiles y penales contra sindicalistas.

La UE reitera además la necesidad de que el Gobierno reabra el espacio político del país, dé paso a las condiciones necesarias para el restablecimiento de una oposición creíble e inicie un proceso democrático de reconciliación nacional mediante un diálogo auténtico e inclusivo.

Por su parte, Phil Hogan, comisario de Comercio, ha recalcado que la UE se ha comprometido con el desarrollo del país asiático, pero el respeto de los derechos humanos es innegociable, por lo que, a pesar de reconocer algunos progresos, “nuestro objetivo es que las autoridades camboyanas pongan fin a las violaciones de los derechos humanos y continuaremos trabajando con ellas para conseguirlo”.

En este sentido, las industrias emergentes de Camboya seguirán beneficiándose de un acceso libre de derechos y de contingentes, al igual que los productos de confección con alto valor añadido y determinados tipos de calzado.

El comercio entre el grupo europeo y Camboya ha aumentado notablemente durante los últimos años bajo el paraguas del programa “Todo menos armas”. Este ha posibilitado que las exportaciones camboyanas a la UE ascendieran a 5.400 millones de euros en 2018, casi el doble de lo registrado en 2013, y que en ese ejercicio la Unión Europea fuera su segundo mayor socio comercial, al representar estos intercambios bilaterales, con unos 6.200 millones de euros, más del 17% de todo su comercio exterior.

La UE reintroduce los aranceles a las importaciones de arroz de Camboya y Myanmar

Aumenta el comercio entre Tailandia y Camboya 

Añadir un comentario

ICEX se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que, entra otras cuestiones: