Sistema financiero

Sistema financiero

El sistema financiero griego es universal (realiza todo tipo de operaciones de crédito) y mixto (de depósito, de crédito y de participación directa en la actividad financiera).

La supervisión de este sistema es llevada a cabo, principalmente, por tres instituciones:

-      Banco de Grecia (www.bankofgreece.gr/): supervisa las instituciones de crédito y, de acuerdo a las directivas comunitarias, traza la política monetaria.

-      Comisión Helena de Mercados de Capital (www.hcmc.gr/): es la autoridad competente de la supervisión del mercado de valores.

-      Comité de Supervisión de Aseguradoras Privadas: actúa en el sector de los seguros.

El Banco de Grecia es el Banco Central de país. Desde el año 2001, el Banco Central de Grecia está integrado en el Eurosistema, Autoridad Monetaria de la zona euro compuesta por el Banco Central Europeo (BCE) y por los Bancos Centrales nacionales de los Estados miembros de la UE que han adoptado el euro.

El Banco de Grecia es responsable de la implementación en el país de la política monetaria del Eurosistema y de salvaguardar la estabilidad del sistema financiero griego. De acuerdo con sus estatutos, el objetivo principal es asegurar la estabilidad del nivel general de precios. Sin perjuicio de este objetivo, el banco apoya la política económica general del Gobierno. Para la consecución de estas tareas, el Banco disfruta de independencia institucional, personal y operativa. Su gestión es evaluada por el Parlamento griego.

El sistema bancario griego opera en un entorno liberalizado, a pesar del control limitado aún ejercido por el gobierno a través del Banco de Grecia. Este control se ejerce directamente a través de las regulaciones bancarias que reflejan los objetivos a corto plazo de la política económica y monetaria del Gobierno.

El sistema financiero griego está sufriendo en la actualidad una profunda transformación derivada de la grave crisis económica y financiera que vive el país.

Situación actual del sistema financiero derivada de la crisis

La presión sobre el sistema bancario griego aumentó considerablemente durante 2011. El deterioro de la situación macroeconómica general y el aumento de la incertidumbre produjeron un grave efecto negativo sobre los depósitos y la calidad de las carteras de préstamos de los bancos, desencadenando una incapacidad continuada de los bancos para acceder a fondos del mercado interbancario. Además, durante la primera mitad del 2011, los balances bancarios se vieron afectados por el impacto del descenso del valor de mercado de los bonos del gobierno griego, provocando que las pérdidas registradas en los resultados anuales de los bancos fuesen mayores de las esperadas. 

Ante tales perspectivas, se sometió al sistema bancario del país a una profunda recapitalización bancaria, una condición necesaria para restaurar la liquidez en el sistema.

Adopción de medidas de mejora de la supervisión bancaria

Una medida muy positiva fue la introducción de una ley adoptando mejoras en la supervisión bancaria (Ley 4021/2011). Ley que proporcionaba nuevas opciones para gestionar y tratar de forma efectiva las vulnerabilidades de las instituciones individuales de crédito. Y lo que es más importante, opciones de acción para prevenir que los problemas de un banco concreto deriven en un problema sistémico. El objetivo final era salvaguardar la estabilidad financiera y asegurar, en la medida de lo posible, el flujo ininterrumpido de crédito hacia la economía real, a través del sistema bancario.

Con la Ley 4146/2013, “Creación de un Entorno de Desarrollo Respetuoso para Inversiones Estratégicas y Privadas y otras Disposiciones”, se han establecido nuevas disposiciones destinadas a mejorar los procedimientos de transparencia y las tramitaciones de control de la ley de inversión.

Restricción crediticia

Aunque los bancos griegos permanecieron excluidos de los mercados de capitales globales desde 2011, recientemente, en abril de 2014, volvieron a emitir bonos. En los últimos meses, debido a la coyuntura de incertidumbre financiera que vive el país, los bancos han vuelto a perder su capacidad de financiación en los mercados de capital.

Listado de Instituciones Financieras Monetarias que operan en Grecia

Banco Central

Bank of Greece, S.A

Instituciones de crédito

  • National Bank of Greece, S.A.
  • Alpha Bank, S.A.
  • General Bank of Greece, S.A.
  • Attica Bank, S.A.
  • Piraeus Bank, S.A.
  • Eurobank Ergasias, S.A.
  • Investment Bank of Greece, S.A.
  • Panellinia Bank, S.A.
  • Aegean Baltic Bank, S.A.
  • Credicom Consumer Finance S.A.
  • Deposits and Loans Fund
  • Co-operative Bank of Chania, L.L.C.
  • Co-operative Bank of Epirus, L.L.C.
  • Pancretan Co-operative Bank, L.L.C.
  • Co-operative Bank of Evros, L.L.C.
  • Co-operative Bank of Karditsa, L.L.C.
  • Co-operative Bank of Thessaly, L.L.C.
  • Co-operative Bank of Peloponnese, L.L.C.
  • Co-operative Bank of Pieria - Olympic Credit, L.L.C.
  • Co-operative Bank of Drama, L.L.C.
  • Co-operative Bank of Serres, L.L.C.
  • FGA Bank G.m.b.h.
  • BMW Austria Bank GmbH
  • BNP Paribas Securities Services
  • GMAC Bank GmbH
  • UniCredit Bank AG
  • Volkswagen Bank GmbH
  • Deutsche Bank AG
  • Crédit Suisse (Luxembourg) S.A.
  • Union de Creditos Inmobiliarios S.A., E.F.C.
  • F.C.E. Bank plc
  • The Royal Bank of Scotland plc
  • HSBC Bank plc
  • Citibank International plc
  • Mercedes-Benz Bank Polska S.A.
  • Fimbank, plc
  • Bank Saderat Iran
  • Kedr close joint stock company commercial bank
  • T.C. Ziraat Bankasi A.S.
  • Bank of America N.A.

Fuente: Banco Central de Grecia

Volver a índice de Sistema financiero

Líneas de crédito, acuerdos multilaterales de financiación

Las habituales en un país desarrollado y miembro de la UE.

En particular;

Primer rescate.

La crisis de deuda soberana que afecta a Europa es sufrida por Grecia de forma especial. En mayo 2010 se acordó un primer Plan de rescate a 3 años por la UE y el FMI, por importe de 110.000 M€, a cambio del que Grecia se comprometió a aplicar un programa de ajuste para reconducir sus finanzas y reformar su economía. El déficit se recortó en más de 5pp, cerrándose 2010 con el 10,6%, aunque la producción cayó un 3,5% y la deuda pública alcanzó el 142,8% del PIB.

Un año después Grecia seguía sin controlar sus finanzas públicas y veía deteriorarse gravemente su situación económica: se mejoraron las condiciones del préstamo, pero ya estaba claro que sería necesario un segundo rescate.

Segundo rescate.

Este segundo rescate contemplaba la aportación oficial de 100.000 M€ hasta 2014 (incluyendo recapitalización de los bancos griegos), más otros 30.000 M€ (‘sweetener’) vinculados a la puesta en práctica del PSI (Private Sector Initiative): Grecia, los inversores privados y demás partes concernidas acordarían el canje voluntario de bonos con descuento nominal del 50% sobre el valor de la deuda en manos privadas (unos 200.000 M€). Lo anterior llevaría el ratio Deuda /PIB al 120% en 2020.

Volver a índice de Sistema financiero

Repatriación de capital/control de cambios

La importación y exportación de divisas hacia y desde Grecia es libre. Sin embargo, todas las remesas de divisas deben realizarse a través de bancos comerciales, que examinarán la autenticidad de las transacciones y solicitarán la documentación necesaria. Los cobros podrán utilizarse para compensar pagos en moneda extranjera.

Ingresos en moneda extranjera

Los exportadores griegos de bienes y servicios cuentan con permiso para mantener sus ingresos en bancos que operan tanto en Grecia como en el extranjero. Lo mismo ocurre con los beneficios, comisiones, u otros conceptos en divisas, obtenidas por los residentes griegos en la prestación de servicios en Grecia. Las rentas de arrendamiento de inmuebles de propiedad en Grecia, o el producto de la venta de los mismos a personas establecidas en el extranjero pueden ser depositados en cuentas de moneda extranjera.

Cuentas en moneda extranjera

Tanto los residentes como los no residentes pueden tener cuentas en divisas domiciliadas en bancos de Grecia. Dichas cuentas podrán acreditarse con cualquier moneda extranjera que se origine en Grecia o en el extranjero, incluyendo billetes de banco extranjeros y divisas compradas con euros. Los fondos y los intereses pueden ser libremente transferidos al extranjero por residentes y no residentes.

Residentes

Existen restricciones referentes a la cantidad de divisas al contado que los residentes pueden sacar del país. Actualmente, la cantidad está fijada en 10.000 euros por viaje, sin necesidad de proporcionar documentación adicional alguna.

Aquellas personas que residan permanentemente en el extranjero cuentan con permiso para reexportar libremente cheques y cartas de crédito en moneda extranjera, publicadas directamente en su nombre (no por endoso). A los no residentes se les permite el libre movimiento de billetes extranjeros (hasta un determinado importe) no declarados a la entrada en Grecia, probando que no han permanecido más de un año en el país.

Transacciones por cuenta corriente

Los pagos a los residentes y no residentes de la UE por bienes y servicios adquiridos, incluyendo la construcción, ingeniería, información, servicios, remesas de beneficios y dividendos, están permitidos sin restricciones. La autorización previa del Banco de Grecia ya no es necesaria para fines de control y monitorización de pagos y transferencias, ya que todos los pagos son hoy en día efectuados a través de bancos comerciales, los cuales son responsables de revisar la autenticidad de tales transacciones.

- El 20 de septiembre de 2014 se publicó una noticia (diario ekathimerini) en la que se informaba de que el Gobierno griego quiere aprobar un nuevo plan sobre la repatriacicón de capitales ofreciendo una amnistía fiscal. El objetivo es que el dinero que vuelva a los bancos griegos tengan, bien un único impuesto del 15%, del 7,5% o amnistía fiscal plena. El Gobierno aspira a que estas medidas abran el camino para retornar al sistema bancario capitales de unos 10.000 M€.

Volver a índice de Sistema financiero

  • Movilidad Internacional
  • Barreras Comerciales
  • ICE
  • Datainvex