Demanda y Coyuntura

Estructura del PIB por sectores y por componentes del gasto

Eslovaquia tiene una economía terciarizada, en la que el sector servicios dio cuenta en 2021 del 70,5%, frente al 70,1% en 2020, 68,3% en el 2019 y el 65,7% en 2018. El sector industrial tiene un peso importante en la economía eslovaca - acumuló el 27,7% del PIB en el año 2021, subiendo en un 0,3% con respecto al año precedente. En el sector industrial destacan dos actividades: la manufactura de automóviles y componentes de automoción, y la construcción de infraestructuras. 

SECTOR 2021 (millones de euros)  % PIB %Var 2020 
PIB TOTAL 97.122,5 100%  5,5%
AGRICULTURA, CAZA, PESCA, SILVICULTURA 1.722,5 1,8%  6,4% 
INDUSTRIA 21.859,3 22,5% 8,9%
CONSTRUCCIÓN 5.098,8 5,2% -5% 
COMERCIO MAYORISTA Y MINORISTA; REPARACIÓN DE VEHÍCULOS Y MOTOCICLETAS ; HOTELES Y RESTAURANTES ; TRANSPORTE Y ALMACENAJE 16.667,1 17,2% 9,6%
INFORMACIÓN Y COMUNICACIÓN 4.577,7 4,7% 7%
INTERMEDIACIÓN  FINANCIERA 2.453,7 2,5% 3,3%
ACTIVIDADES RELATIVAS A BIENES INMUEBLES 9.899,9 10,2% 5,1%
ACTIVIDADES PROFESIONALES, CIENTÍFICAS Y TÉCNICAS ; SERVICIOS ADMINISTRATIVOS 8.082,8 8,3% -2%
ADMINISTRACIÓN, DEFENSA Y SEGURO SOCIAL OBLIGATORIO ; EDUCACIÓN ; SANIDAD Y AYUDA SOCIAL 14.390,7 14,8% 3,6%
ARTE Y OCIO 2.089,5 2,2% -4,4%
PARTIDAS RESTANTES 10.550,5 10,6% 9,2%

 

SECTOR T1 2021 T2 2021 T3 2021 T4 2021
PIB TOTAL21.818,8 24.077,7 25.637,2 25.588,8
AGRICULTURA, CAZA, PESCA, SILVICULTURA297,4 417,6 643,4 364,2
INDUSTRIA 5.615,2 4.298,25.611,2

6.064,7

CONSTRUCCIÓN 516,6 1.213,6 1.565,7 1.802,9
COMERCIO MAYORISTA Y MINORISTA; REPARACIÓN DE VEHÍCULOS Y MOTOCICLETAS ; HOTELES Y RESTAURANTES ; TRANSPORTE Y ALMACENAJE 3.637,2 4.575,4 4.769,1 3.685,6
INFORMACIÓN Y COMUNICACIÓN 1.161,9 1.129,4 1.045,2 1.241,2
INTERMEDIACIÓN FINANCIERA 771,5759,3 524,1 398,7
ACTIVIDADES RELATIVAS A BIENES INMUEBLES 2.022,82.712,3 2.499,8 2.665,0
ACTIVIDADES PROFESIONALES, CIENTÍFICAS Y TÉCNICAS ; SERVICIOS ADMINISTRATIVOS 1.745,3 2.500,3 1.888,01.949,2
ADMINISTRACIÓN, DEFENSA Y SEGURO SOCIAL OBLIGATORIO ; EDUCACIÓN ; SANIDAD Y AYUDA SOCIAL 3.309,3 3.470,5 3.787,0 3.823,8
ARTE Y OCIO 493,1 421 507,5 667,9
PARTIDAS RESTANTES 2.248,6 2.580,0 2.796,2 2.925,7

 

Fuente: Oficina Estadística de la República Eslovaca

 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Cuadro de PIB por sectores de actividad y por componentes del gasto

SECTOR 2020 (M. EUR)  % PIB Var.% 2019 
PIB 91.104,80 100%  -5,20%
Agricultura, Caza, Pesca, Silvicultura 2.259,50 2,5%  -2,4% 
Industria 19.778,40 21,70% -4%
Construcción 5.214,30 5,70% -17,8% 
Comercio Mayorista Y Minorista; Reparación De Vehículos Y Motocicletas ; Hoteles Y Restaurantes ; Transporte Y Almacenaje 14.322,30 15,70% -5,70%
Información Y Comunicación 3.988,30 4,40% -3,90%
Intermediación  Financiera 2.585,90 2,80% -1,20%
Actividades Relativas A Bienes Inmuebles 9.349,10 10,30% 5,20%
Actividades Profesionales, Científicas Y Técnicas ; Servicios Administrativos 7.785,40 8,50% -2,70%
Administración, Defensa Y Seguro Social Obligatorio ; Educación ; Sanidad Y Ayuda Social 13.644,80 15% 4,30%
Arte Y Ocio 2.541,70 2,80% -8,60%
Partidas Restantes 9.635,20 10,60% -2,50%

Fuente: Oficina Estadística de la República Eslovaca

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Evolución de las principales variables económicas: crecimiento, inflación…

Debido a los efectos económicos del coronavirus, el PIB eslovaco ha sufrido una reducción inevitable en el 2020 que era del -4,8%, según cálculos iniciales. Después de una revisión por parte de la Oficina Estadística, realizada a finales de octubre, la disminución final del PIB es del -4,4%. En el primer trimestre del 2021, la economía eslovaca creció en un 0,3% en términos interanuales, mientras que el crecimiento disparó al 9,6% en el segundo trimestre. Se trató del crecimiento más alto desde el último trimestre del año 2007. El principal factor detrás de este incremento fue la demanda externa, pero la demanda interna también contribuyó de manera positiva. El alto crecimiento fue atribuible en gran medida al muy bajo nivel del PIB en el segundo trimestre del año pasado debido a la pandemia. En el tercer trimestre del 2021, el PIB ha aumentado en tan solo 1,3%, propulsado sobre todo por el consumo interno. Los dos principales factores detrás de esta ralentización del crecimiento han sido la demanda externa y el sector de la construcción. A este respecto, conviene señalar que el sector automovilístico, el motor de la industria eslovaca, ha bajado su producción en más del 30% en términos interanuales, tanto en agosto, como en septiembre. Esto es una consecuencia de los problemas que ha habido en la cadena de suministración de componentes a nivel mundial, así como de los precios crecientes de las materias primas. El PIB eslovaco creció en un 1,4% en el último trimestre del 2021, mientras que el crecimiento para la totalidad del 2021 ha sido del 3%. Debido a la invasión rusa en Ucrania, el Banco Nacional Eslovaco ha revisado a la baja el crecimiento del PIB para los años 2022 y 2023. Si la guerra no es de duración prolongada, el PIB crecerá entre el 2 y 3% en los próximos 3 años, de lo contrario el crecimiento podría pararse en 2023. En cuanto a perspectivas a medio y largo plazo, mucho dependerá de como el país consiga consolidar las finanzas públicas cuyo estado ha empeorado mucho desde el año pasado. Otro factor muy importante será la implementación de las reformas estructurales necesarias en el ámbito de la educación, investigación y desarrollo, fomento de innovaciones y digitalización, reestructuración de la industria para reducir la dependencia del país de la automoción, administración pública eficiente y flexibilidad del mercado laboral. Se trata de una serie de reformas preconizadas por la OCDE que son necesarias para un crecimiento económico sostenible. No obstante, debido a la inestabilidad política en el país, es difícil predecir con que éxito serán realizadas estas reformas por los gobiernos eslovacos en los próximos 10 o 15 años.

Después de 7 años de una reducción ininterrumpida de la tasa de desempleo, en 2020 subió al nivel del 6,7%. Sorprendentemente, el paro no ha sido muy afectado por la pandemia, la tasa del 2020 fue superior a aquella del año precedente en un 0,9% solamente. En el primer trimestre del 2021, la tasa fue del 7,1%, pero bajó al 6,9% en el segundo trimestre, al 6,8% en el tercer trimestre y al 6,6% en el último trimestre de 2021. En cuanto a la totalidad del año 2021, la tasa subió ligeramente con respecto al 2020, al nivel del 6,8%. Los dos mayores problemas del mercado laboral son la distribución del desempleo por el país, así como una escasez de mano de obra calificada en la industria. El salario mensual bruto medio ascendió a 1.211 € en 2021 desde 1.133 € en 2020. 

La inflación ha estado subiendo paulatinamente del -0,3% en 2015 al 2,8% en 2019. Para la totalidad del año 2020, la tasa de inflación fue del 2,0%. El año 2021 empezó con un 0,7% enero hasta aumentar al 5,1% en diciembre. El año 2021 cerró con una inflación media del 2,8%. En enero, febrero y marzo 2022, la tasa de inflación fue del 7,7%, 8,3% y 9,6% respectivamente. A finales de marzo, el Banco Nacional Eslovaco revisó al alza su previsión para 2022, al nivel del 7,8% desde el 5,5% previsto en diciembre. La previsión para 2023 es aún más pesimista, la tasa de inflación va a situarse entre el 9,7% y 13,8%, en función de la duración de la invasión rusa y la gravedad de las consecuencias que provoque.

En el año 2020, se registró un déficit de las finanzas públicas equivalente al 5,5%, lo cual representa un empeoramiento marcado en comparación con 2019 cuando el déficit era del 1,4% solamente. El año 2021 terminó con un déficit del 6,15%, siendo mejor que las previsiones que indicaban un 6,5% hasta finales de marzo 2022. Por otra parte, el último plan del presupuesto cuenta con un 4,94% para el año 2022.  

La subida del déficit que se ha producido en los últimos dos años, ha llevado inevitablemente a un incremento de la deuda pública que subió desde el nivel de 45,5 millones de euros en 2019 a 55,18 millones de euros en 2020 y 61 mil millones de euros en 2021. La deuda pública estuvo al 48,5% del PIB en 2019 y subió al 59,74% en 2020 y 63% en 2021.

 En 2020, la producción industrial se ha reducido en un 11,5% interanualmente. Los sectores más afectados en 2020 fueron la industria textil, la producción de equipos electrónicos y la producción de coches que se contrajeron en un 24%, 17,1% y 16,4% respectivamente. Los únicos dos sectores industriales que no hayan sufrido una disminución interanual en 2020 son él de la producción de productos refinados de petróleo y aquel de la producción de productos químicos que aumentaron en un 4,5% y 1,2% respectivamente. En 2021, la producción industrial ha subido en un 10,5%. El sector industrial que más ha crecido en este periodo es la industria mecánica que ha aumentado su rendimiento interanual en un 23,5%, así como el sector de la industria metalúrgica con un 20,5%. En cuanto a los primeros dos meses del 2022, la producción industrial creció en un 3,5%, destacando la producción de equipos electrónicos que subió en un 22,4%.

Entre los años 2016 y 2020 el flujo de la Inversión Extranjera Directa (IED) fue de 1.682,6 millones de euros, 1.227,2 millones de euros, 623,3 millones de euros, 2.250,8 millones de euros y 1.284,2 millones de euros respectivamente. En cuanto al stock de IED, a finales de 2020 fue de 47,9 mil millones de euros y los seis países que más habían invertido en Eslovaquia hasta la fecha fueron Holanda, Austria, la República Checa, Alemania, Hungría e Italia. El motor económico de Eslovaquia es la industria de la automoción, cuya fuerza se debe a la inversión extranjera que ha recibido el sector. El primer fabricante extranjero en instalarse fue la alemana Volkswagen, en 1991; posteriormente, en los años 2003 y 2004 hizo lo mismo la francesa PSA-Peugeot Citroën y la coreana KIA, respectivamente, Jaguar-Land Rover que comenzó a fabricar coches a finales del 2018.  

En 2021, las exportaciones fueron de 88.305 millones de euros, mientras que las importaciones equivalieron a 86.612,5 millones de euros. Con respecto al 2020, se ha producido un incremento del 16,3% y 19,3% respectivamente. En los primeros dos meses del 2022, las exportaciones arrojaron 15.593,7 millones de euros, siendo inferiores al volumen de las importaciones que fueron de 16.188,2 millones de euros.

El país ha superado relativamente bien la pandemia del coronavirus en términos económicos, la reducción final del PIB ha sido del 4,4% en 2020 y 3% en 2021. Este descenso del PIB se ha reflejado poco en la subida de la tasa de desempleo que aumentó desde el 5,8% en 2019 al 6,7% en 2020 y 6,8% en 2021. Las finanzas públicas han sido el ámbito más afectado por las medidas restrictivas de lucha contra el coronavirus, tanto el déficit como la deuda pública han empeorado de una manera muy marcada. Por lo tanto, la rectificación de esta situación se debería convertir en el reto más importante del actual gobierno, al igual que la lucha contra la inflación creciente que se encuentra a altos niveles. 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Cuadro de principales indicadores macroeconómicos

INDICADORES 2018 2019 2020 2021
PIB
PIB (M € a precios corrientes) 90.201,8 94.177 91.104,8 97.122,5
Tasa de variación real (%) 4,0 2,3 -4,4 3,0
Tasa de variación nominal (%) 6,3 5,0 -2,1 5,5
INFLACIÓN
Media anual (%) 2,5 2,8 2,0 2,8
Fin de período (%) 1,9 3,2 1,6 5,1
TIPOS DE INTERÉS DE INTERVENCIÓN DEL BANCO CENTRAL
Media anual (%) 0,00 0,00 0,00 0,00
Fin de período (%) 0,00 0,00 0,00 0,00
POBLACIÓN Y EMPLEO
Población (x 1.000 habitantes) 5.449 5.458 5.459 5.449
Población activa (x 1.000 habitantes) 2.745 2.743 2.713 2.747
% Desempleo sobre población activa 6,6 5,8 6,7 6,8
DÉFICIT/SUPERÁVIT PÚBLICO
% de PIB -0,5 -1,4 -5,5 -6,5 (est.)
DEUDA PÚBLICA
en miles de M € 40,02 45,5 55,18 n.d.
en % de PIB 48,7 48,5 59,74 n.d.
EXPORTACIONES DE BIENES
en M € 79.785 80.459,5 75.436,3 88.305
% variación respecto a período anterior 6,7 1,7 -6,2 17,1
IMPORTACIONES DE BIENES        
en M € 77.326 79.362,1 72.721,8 86.612,5
% variación respecto a período anterior 7,8 3,3 -8,4 19,1
SALDO B. COMERCIAL
en M € 2.459,6 1.097,4 2.714,5 -74,6
en % de PIB 2,7 1,2 3,0 -0,08
SALDO B. CUENTA CORRIENTE
en M € -2.251,3 -2.706,2 -327,0 -1.910,2
en % de PIB -2,5 -2,9 -0,4 -2
DEUDA EXTERNA
en M € 101.913,8 105.384,5 110.925,1 113.056,7
en % de PIB 113 111,9 121,8 116,4
TIPO DE CAMBIO FRENTE AL DÓLAR
media anual (USD/1€) 1,181 1,13 1,18 1,14
fin de período (USD/1€) 1,145 1,16 1,22 1,13

Fuente: Oficina Estadística de la República Eslovaca, Banco Nacional Eslovaco

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Principales objetivos de política económica

Antes de que estallara la crisis provocada por el COVID, los principales objetivos del gobierno eslovaco eran el mantenimiento de la tasa de crecimiento del PIB por encima del 3%, así como la consecución de un presupuesto equilibrado de las finanzas públicas. Debido a la situación actual provocado por el coronavirus, el cumplimiento de estos objetivos ha sido imposible en 2020 y 2021. La consolidación de las finanzas públicas se convertirá en el mayor reto económico del gobierno eslovaco para los próximos años, al igual que la reducción de la tasa de inflación que está a altos niveles en la actualidad.

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Previsiones macroeconómicas

Debido a la invasión rusa en Ucrania, el Banco Nacional Eslovaco ha revisado a la baja el crecimiento del PIB para los años 2022 y 2023. Si la guerra no es de duración prolongada, el PIB crecerá entre el 2 y 3% en los próximos 3 años, de lo contrario el crecimiento podría pararse en 2023. En cuanto a la tasa de inflación, se estima que subirá al 7,8% en 2022 y podría situarse entre el 9,7% y 13,8% en 2023 en función de las consecuencias de la invasión rusa en Ucrania. Por lo que se refiere a la tasa de desempleo, podría bajar al 6,6% en 2022 y al 5,9% en 2023.

 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Política fiscal y presupuestaria

Antes de que estallara la crisis actual del coronavirus, el presupuesto adoptado por el gobierno eslovaco para el año 2020 preveía un déficit del 0,49% y para el año 2021 se había fijado el objetivo de alcanzar un presupuesto equilibrado. No obstante, el grave daño económico que la situación actual está causando, ha hecho que el déficit para el 2020 sea del 5,5%. Para el 2021 está previsto que el déficit sea del 6,5 del PIB, mientras que el nuevo plan presupuestario para 2022, aprobado a inicios de diciembre, cuenta con un 4,94% para el año 2022.

 

 

 

 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Política monetaria

En la actualidad las principales funciones del Banco Nacional de Eslovaquia (NBS) son la supervisión de las entidades de crédito, otorgamiento y denegación de licencias bancarias, análisis estadísticos y de la evolución de la economía y prestación de asesoramiento al gobierno. En menor medida, el Banco Nacional realiza también operaciones comerciales aunque la consecución de un beneficio no forma parte de sus objetivos. Desde enero de 2015, el Banco Nacional tiene dos nuevas competencias que consisten en imponer sanciones por incumplimiento con los derechos del consumidor, así como en realizar inspecciones bajo identidad oculta. 

En 2020 el Banco Nacional registró un beneficio de 26 millones de euros, lo cual representó una reducción de casi un 90% con respecto al año 2019 cuando el beneficio fue de 212,07 millones de euros. Según declaraciones del Banco Nacional, la pandemia costó al banco 236 millones de euros.

 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura

Políticas estructurales (programas, reformas, etc.)

Uno de los problemas económicos de Eslovaquia son las escasas inversiones que se hacen en el sector I+D, solo el 0,92% del PIB en 2020. Aunque este porcentaje ha mejorado frente al 0,84% en 2019, Eslovaquia está lejos de la media de la Unión Europea que es del 2,3%. Asimismo, el país está lejos de cumplir con el objetivo del 3% fijado por la Estrategia de Lisboa. La contribución del sector privado es tan solo del 0,45% del PIB, este fenómeno ya ha llamado la atención de la Comisión Europea que incita a mejoras al respecto. Una posible causa es que las inversiones extranjeras de los últimos años lo fueron sobre todo en establecimientos de producción industrial con muy poco contenido tecnológico, algo que el Gobierno está empeñado en cambiar, otorgando un trato más favorable a aquellas inversiones en industrias con un alto nivel tecnológico. El objetivo del Gobierno es alcanzar un 2% del PIB de inversiones en el sector de I+D en los próximos años. 

   

En marzo 2021 se publicaron los resultados del ranking relativo al Índice de la Digitalización dentro del cual Eslovaquia se situó en el lugar 44, empeorando en cuatro posiciones con respecto al 2019. Este indicador mide la capacidad de cada país de fomentar el uso de las TIC en empresas.

 

En junio 2021 se publicaron los resultados del ranking mundial en términos de la competitividad, realizado por el Instituto Suizo para el Desarrollo de la Gestión. Eslovaquia terminó en el lugar 50, su rendimiento mejoró en 7 posiciones con respecto al 2020. A título de comparación, los demás tres países del Grupo de Visegrado (República Checa, Hungría y Polonia) se han posicionado mejor en el ranking, ocupando las posiciones 34, 42 y 47 respectivamente.

 

En septiembre 2021, la Organización Mundial de Propiedad Intelectual dio a conocer su último ranking de países por el grado de innovación, denominado "Índice Global Innovativo 2021". Después de un descenso ininterrumpido de 5 años en el ranking, Eslovaquia ha mejorado su rendimiento en dos posiciones, subiendo al lugar 37 del lugar 39 del año pasado.

 

 

Volver a índice de Demanda y Coyuntura