Régimen arancelario y reglamentación

Régimen de comercio exterior.Tramitación de las importaciones

El marco legal de las actividades bancarias se rige por la Ordenanza 03-11 de 26 de agosto de 2003 relativa al dinero y al crédito, modificada y completada por la Ordenanza 10-04 de 26 de agosto de 2010. En cuanto a la organización del sistema financiero y bancario, la principal institución reguladora es el Banco de Argelia, encargado de la expedición de monedas y billetes y de gestionar las reservas de divisas, entre otras actividades.

A pesar de la actualización en la Ley de Finanzas 2020 sobre la necesidad de reservar una mayoría de capital argelino únicamente para sectores prioritarios, las ordenanzas anteriormente mencionadas no han sido actualizadas ni modificadas. Habida cuenta de las reservas del gobierno en cuanto a la liberalización de su sistema bancario, se entiende que los avances recogidos en la LDF 2020 desgraciadamente no se extienden a la regulación bancaria.

En cuanto al sistema cambiario, en Argelia la moneda oficial es el dinar argelino (DZD), y la divisa de referencia es el dólar. El tipo de cambio con el euro se sitúa en febrero de 2020 alrededor de 130 DZD/EUR. Cabe destacar la existencia de un mercado paralelo, que actualmente difiere del tipo de cambio oficial en casi un 40%, donde pueden conseguirse en el momento 196 dinares por euro.

Debido a que el principal objetivo de la economía argelina es la diversificación por sectores, los servicios relacionados con la financiación a la PYME serán de gran importancia en los próximos años. Entre otras perspectivas del sector, se destacan: el fin a la prohibición del crédito al consumo, incremento de la penetración bancaria en la población, potenciar el uso de transferencias y cheques para reducir la cantidad de dinero en circulación, y mayor importancia del sector privado (crecimiento del crédito otorgado por los bancos privados del 20% en los últimos 10 años).

Volver a índice de Régimen arancelario y reglamentación

Aranceles y otros pagos en frontera. Regímenes económicos aduaneros

Regímenes arancelarios

Desde 2005 existe un Acuerdo de Asociación Unión Europea-Argelia cuyo objetivo era crear, gradualmente una Zona de Libre Comercio, pero aún en 2020 las conversaciones avanzan con lentitud. De hecho, los principios más básicos del acuerdo se incumplieron en 2019 con la publicación de los DAPS (Derechos aduaneros de salvaguarda, por sus siglas en francés), ya que limitan la importación aplicando tasas de entre el 30-200% a más de 900 productos.

A pesar de la presión de la UE en contra de las, el Journal Officiel de la République Algérienne (JORA, homólogo del BOE) nº 6 del 27 de enero de 2019 publicó el decreto ejecutivo nº 18-230 que puso en vigor en Argelia los nuevos aranceles, que sustituían a la lista de importaciones suspendidas ya publicada en 2018. Los tipos arancelarios más aplicados fueron lo del 30%, 60% y 70%. Dichos DAPS se aplicaron inicialmente a 1.095 posiciones arancelarias, pero, tras negociaciones con la Delegación de la Unión Europea, el JORA nº26 de abril de 2019 modificó por primera vez el decreto ejecutivo nº18- 230, reduciendo la lista de productos afectados por los DAPS en 103 posiciones arancelarias y modificando las tasas arancelarias de otros productos. Esto significa que el número de posiciones arancelarias afectadas por los DAPS a fecha junio 2019 era, concretamente, de 992. Las autoridades argelinas se comprometieron a revisar trimestralmente estos aranceles, abiertos a una posible modificación de la lista de productos y de los tipos arancelarios en busca de un desarme comercial total con el bloque europeo, como se había negociado en el Acuerdo. Sin embargo, no se han vuelto a revisar hasta la fecha, febrero de 2020.

Además de los DAPS, el gobierno argelino sorprendió a finales de 2019 con el envío de una circular dirigida a los bancos en la que se establecían tres condiciones que afectaban directamente al comercio exterior:
Sustitución del pago al contado de las importaciones, actualmente en uso, por el pago en diferido a nueve meses (con margen máximo de un año).

  • Obligación de que las importaciones de estos productos se efectúen obligatoriamente en Incoterm FOB. Esta medida, dirigida en un principio a productos de telefonía y pequeños electrodomésticos, se extenderió, en una segunda fase, al conjunto de las importaciones antes del 31 de diciembre de 2019.
  • Los operadores deberán recurrir, en la medida de lo posible, a las capacidades nacionales de transporte marítimo (Pavillon National).

Todas estas restricciones y trabas al comercio dificultan su inclusión en la Organización Mundial del Comercio, que aboga por la previsibilidad y la transparencia internacional en términos económicos. El país solicitó la adhesión a la OMC el 3 de junio de 1987, pero las últimas decisiones comerciales lo alejan de las condiciones necesarias para la negociación de un Acuerdo de Libre Comercio amplio y profundo.

Entre las cuestiones pendientes para la entrada de Argelia en la OMC se encuentran, en resumen, las políticas monetarias y fiscales, el régimen cambiario y de pagos, el régimen de inversiones, la propiedad estatal y la privatización, las políticas de fijación de precios, la política de competencia, los aranceles aduaneros, los contingentes arancelarios, los derechos y cargas por servicios prestados, la aplicación de impuestos internos, las restricciones cuantitativas a la importación y la valoración en aduana.

 

Zona Árabe de Libre Cambio

Se trata de un régimen arancelario preferencial para todos los productos procedentes de los países firmantes, excepto aquellos excluidos por el propio texto del acuerdo o los incluidos por cada uno de los países firmantes en una lista de exclusiones.

Los países que han firmado el Acuerdo con la ZALC son Jordania, Emiratos Árabes Unidos, Bahréin, Túnez, Argelia, Yibuti, Arabia Saudí, Sudán, Siria, Somalia, Irak, Omán, Palestina, Qatar, Kuwait, Líbano, Libia, Marruecos, Mauritania y Yemen.

Argelia ha incorporado a la lista de productos excluidos del acuerdo las naranjas, mandarinas, limones, pomelos, ciruelas, cerezas, melocotones, albaricoques, dátiles, manzanas, peras, membrillos, sandías y fresas, pero no los plátanos. No obstante, si se importaran plátanos originarios de un país firmante del ZALC sí que tuviera que liquidar en aduanas la TIC (tasa interior al consumo, el impuesto de lujo establecido en el 30% desde enero de 2017) y la TVA (el IVA, que es del 19%).

Volver a índice de Régimen arancelario y reglamentación

Normas y requisitos técnicos. Homologación, certificación y etiquetado

Las medidas que rigen las operaciones de comercio exterior conformes al Banco de Argelia, Reglamento Nº 05 del 25/10/2017, determinan que los débitos bancarios a la importación de bienes para su reventa en el estado y que no constituyan un insumo industrial, deben completarse dentro de un período mínimo de un mes antes de la fecha de envío de estos bienes con una cobertura financiera del 120% del monto de la transacción.

Desde 2018, las solicitudes de domiciliación bancaria relativas a las operaciones de importación de productos y mercancías deben estar obligatoriamente acompañadas por los siguientes documentos administrativos:

  • Certificado fitosanitario o certificado veterinario emitido por los servicios competentes del Ministerio de Agricultura, Desarrollo Rural y Pesca en relación con importaciones de diversos productos.
  • Autorización técnica previa emitida por los servicios del Ministerio de Comercio en relación con importaciones de productos cosméticos y de higiene corporal y productos tóxicos o con algún riesgo específico.
  • Certificado de libre circulación del producto (modèle d’attestation) en el país de origen o de procedencia, fijado por una autoridad debidamente habilitada en el país exportador o de origen que certifique que las mercancía a importar (exceptuando las mencionadas en los dos párrafos precedentes) están efectiva y libremente comercializadas en su territorio, de acuerdo a las disposiciones del artículo 12 del decreto ejecutivo nº 12-203 de 6 de mayo de 2012, relativo a las normas aplicables en materia de seguridad de productos.

Durante el proceso de importación, los pasos a seguir se establecen en función de los documentos necesarios. La importación se desarrolla, a grandes rasgos, del modo siguiente:

  • Emisión de la factura proforma por parte del proveedor potencial, para que el importador argelino conozca los precios y las cantidades susceptibles de importación.
  • Certificados de localización del producto, en el puesto de frontera, cuando la compra se ha confirmado (y se ha emitido la factura definitiva) y el producto ha viajado de un país a otro. Se deposita la mercancía en la aduana mientras la Dirección de Servicios Veterinarios (Direction de Services Vétérinaires) emite los documentos requeridos.
  • Emisión de la carta de crédito (lettre de crédit), por parte de la entidad bancaria de la empresa importadora, que se utilizará para el pago de la mercancía. La entidad bancaria exigirá la presentación de documentación que acredite que la importación no es ficticia, como los certificados sanitarios que acompañan a la mercancía (y que emiten las autoridades de los dos países), documentos de seguimiento de la trazabilidad del producto, condiciones comerciales de la operación y certificados de control del producto (bacterias, parásitos, etc.), en determinados casos.
  • Realización de controles veterinarios específicos de la mercancía: en algunos casos se requieren análisis bacteriológicos y parasitarios.
  • Emisión de certificado de comercialización, que es la conformidad de las autoridades argelinas con la venta del producto en el país.
  • Pago de los derechos de aduana y del Impuesto sobre el Valor Añadido (Taxe sur la Valeur Ajoutée - TVA).
  • Comercialización del producto (distribución física).

Para realizar el pago mediante crédito documentario, se requiere la presentación de los siguientes certificados de importación:

  • Certificado sanitario / fitosanitario / zoosanitario para aquellos productos agroalimentarios que no hayan sufrido transformación térmica ni de conservación.
  • El certificado de origen emitido por la Cámara de Comercio del país de origen o cualquier otro organismo habilitado al efecto. Los certificados de origen emitidos por las Cámaras de Comercio e Industria del país de procedencia y no del país de origen no son aceptadas.
  • Packing list detallada de todos los artículos acompañada del EX1 (documento aduanero que certifica la efectiva salida del producto objeto de exportación permanente) para los productos que provengan de la UE.

Volver a índice de Régimen arancelario y reglamentación

Barreras comerciales a bienes y servicios españoles

Los principales sectores afectados por las barreras comerciales en Argelia son los sectores de bienes de equipo y automovilístico. Por un lado, los primeros sufrían una prohibición generalizada hasta que con la promulgación de la LFC 2020 estableció una serie de novedades para este sector con el objetivo de promover la producción local de vehículos en detrimento de los kits de montaje importados. Por otro lado, sobre los segundos recaen medidas restrictivas que desincentivan gravemente el comercio.

El reglamento de contratos públicos de octubre de 2010 establecía un margen de preferencia en los concursos públicos del 25% para las empresas locales cuyo capital sea al menos en un 51% propiedad de argelinos residentes. En concreto, este margen de preferencia nacional del 25% es para empresas 100% argelinas y se prorratea al porcentaje argelino en el caso de empresas mixtas.

La Orden del Ministerio de la Salud 1429 correspondiente al 30 de octubre de 2008 que establece las condiciones para la Importación de Productos Farmacéuticos y Dispositivos Médicos para la Medicina Humana, exige a los importadores de productos farmacéuticos presentar un plan bienal en el que se comprometen a realizar inversiones locales para autorizarles a seguir importando. La Ley de Prohibición de Importación de Productos Farmacéuticos y Dispositivos Médicos Destinados a la Medicina Humana prohíbe expresamente la importación de 251 productos y 12 dispositivos médicos, de los que Argelia dispone de producción nacional.

En enero de 2018 apareció una lista de productos cuya importación se declaró en «suspensión provisional» y que afectaba a 851 posiciones arancelarias. Asimismo, se añadió la obligatoriedad de presentar ante las autoridades argelinas un certificado de libre circulación del producto en el país de origen que puede ser emitido por organismos comerciales del país de origen (Cámaras de Comercio oficiales).

Tras la presión de la UE en contra de las medidas de control de las importaciones, el Journal Officiel de la République Algérienne (JORA, homólogo del BOE) nº 6 del 27 de enero de 2019 publicó el decreto ejecutivo nº 18-230 que puso en vigor en Argelia los nuevos aranceles, más conocidos por las siglas DAPS (Droit Additionnel Provisoire de Sauvegarde) que sustituyen a la lista de importaciones suspendidas publicada en 2018. Los tipos arancelarios más aplicados fueron lo del 30%, 60% y 70%. Dichos DAPS se aplicaron inicialmente a 1.095 posiciones arancelarias. Tras negociaciones con la DUE, el JORA nº 26 de abril de 2019 modificó por primera vez el decreto ejecutivo nº18- 230, reduciendo la lista de productos afectados por los DAPS en 103 posiciones arancelarias y modificando las tasas arancelarias de otros productos. Esto significa que el número de posiciones arancelarias afectadas por los DAPS a fecha junio 2019 era de 992. Las autoridades argelinas se comprometieron a revisar trimestralmente estos aranceles, abiertos a una posible modificación de la lista de productos y de los tipos arancelarios. Desde entonces, no se han vuelto a revisar.

El 2 de septiembre de 2019 el ministro de Industria y Minas anunció un nuevo decreto que establecía la liberalización de 70 productos destinados al sector electrónico y electrodoméstico.

A finales de 2019, el gobierno argelino comunicó a través de una circular dirigida a los bancos tres importantes medidas que afectaban a la importación de productos electrodomésticos y de telefonía; es previsible que estas medidas se extiendan a todos los productos a partir de 2020. La primera medida supone la obligatoriedad en el uso del Incoterm FOB para todas las importaciones en Argelia; la segunda, la ampliación del plazo de pago en diferido de 9 a 12 meses y la tercera establece que los operadores deberán recurrir a las capacidades nacionales argelinas de transporte marítimo.

La intención gubernamental es proteger la producción nacional con el fin de diversificar su industria. De acuerdo con el Ministerio de Comercio de Argelia, los DAPS son de carácter temporal y estarán en vigor entre tres y cinco años. Pese a ello, la medida podría prolongarse o ser revisada en función de la evolución del mercado.

En el Decreto publicado por el Ministerio de Comercio se comentan otros aspectos, como que los automóviles siguen sujetos a restricciones a la importación (en forma de suspensiones) excepto los vehículos importados para ser objeto de montaje por la industria nacional, con un límite de

vehículos producidos por año y fabricante.
 

Volver a índice de Régimen arancelario y reglamentación

Barreras no arancelarias. Contingentes y licencias de importación

Después de dos años de aplicación de licencias de importación y muchas desventajas, el sistema de licencias debe descartarse. Su efecto en el proyecto de ley de importación fue limitado, lo que sugirió al gobierno adoptar un enfoque más drástico (prohibición total) e instrumentos arancelarios (derechos de aduana).

Sin embargo, se mantendrá el sistema de licencias para vehículos de motor, para el cual la asignación de licencias se hará por subasta ("precio de establecimiento"). Se debe tener en cuenta que en 2017 no se otorgó ninguna licencia para vehículos y para 2018 las autoridades anunciaron que las licencias se emitirán solo si el mercado lo requiere. La falta de licencias permite a los fabricantes establecidos en Argelia (donde esencialmente se ensamblan, además, con una baja tasa de integración) beneficiarse del mercado.

Hasta 2014, Argelia importaba la totalidad de vehículos comercializados en el país. Entonces la situación cambió por la construcción de la fábrica de Renault en la nueva zona industrial de Oued Tlélat (al oeste de Orán).
En julio de 2017, el grupo Volkswagen abrió una nueva planta de ensamblaje junto al socio local Sovac con capacidad para 60.000 unidades (200 coches al día) donde se ensamblarían los Seat Ibiza, el Skoda Octavia, los Volkswagen Golf y el vehículo comercial Caddy. En el año 2018 se incorporaron a la producción los Volkswagen Polo, Skoda Fabia, Seat Ateca y Seat León.

Peugeot comenzó su producción en Argelia en 2018. El fabricante francés de automóviles invertirá 100 millones de euros para hacerse con el 49% del capital de una nueva sociedad participada por otros tres socios locales. Por otro lado, la compañía surcoreana Hyundai producirá vehículos pesados en asociación con la empresa argelina Global Group. La inversión inicial se sitúa en 100 millones de dólares, y se espera que se especialicen en la producción de camiones y autobuses.

Por tanto, Argelia continúa así con su programa para reemplazar los cientos de miles de dólares invertidos en importaciones de vehículos por la producción propia. Esta visión también ayuda a la visión del gobierno de diversificar su economía y contrarrestar la fuerte caída en el precio del petróleo, que sigue siendo su principal fuente de ingresos.

En mayo de 2019 el Ministerio de Industria modificó, unilateralmente, cuotas a la importación a la industria de ensamblaje de automóviles, concretamente para los kits CKD/SKD para fábricas activas. En junio de ese mismo año se habían superado las cuotas anuales establecidas y se frenó la producción hasta próximo aviso. Mucha mercancía dirigida a estas fábricas quedó bloqueada en el puerto hasta febrero de 2020 cuando, desde el Ministerio de Minas, se anunció la posibilidad de recuperarla junto con el permiso de retomar la fabricación hasta agotar dichas existencias. En este mismo anuncio se comunicó la voluntad de determinar los cupos de producción anuales alrededor de abril de 2020.

 

Certificados

Certificado de origen

Emitido y sellado por las Cámaras de Comercio de España, este certificado acredita que el producto ha sido fabricado o producido en España. La entrada de bienes será registrada en aduanas como procedente del último país al que se han trasladado físicamente, aunque no sean originarios de éste. Por ello, las estadísticas señalan en muchos casos a países europeos como proveedores, cuando se trata de países intermediarios en la cadena de distribución. El certificado de origen es facultativo y en ningún momento sustituye al certificado de circulación EUR-1 para aquellas mercancías de origen preferencial.

Certificado de control de calidad o de conformidad

El certificado de control de calidad se estableció en principio para ser expedido en Argelia, por un organismo certificador argelino y por cuenta del importador. Posteriormente el Banco de Argelia suprimió la exigencia del certificado de control de calidad como condición obligatoria para la apertura de créditos documentarios, por lo que está a lo dispuesto libremente por las partes. Los certificados de control de calidad cuando se emiten desde el origen deben ser emitidos por organismos debidamente habilitados del país exportador, reconocidos por el Instituto Argelino de Normalización (IANOR). Al no haberse desarrollado una normativa que recoja los requisitos para dicho reconocimiento, actualmente el laboratorio certificador ha de estar reconocido por el país exportador. En el caso de España, se aceptan los certificados de control de calidad emitidos por entidades acreditadas por ENAC (Entidad Nacional de Acreditación) www.enac.es

Visa de control fitosanitario

La importación de plantas y productos vegetales está sometida a un control fitosanitario obligatorio en los diversos puntos de entrada, aéreo, marítimo y terrestre, oficiales del territorio nacional. El control fitosanitario se compone de un examen minucioso de la totalidad de la carga importada, con muestras de `pruebas y análisis, con el objetivo de asegurar la conformidad de la mercancía según las exigencias fitosanitarias y reglamentarias nacionales, previo a su introducción en el territorio nacional. Esta debe ir acompañada obligatoriamente de un certificado fitosanitario otorgado por los servicios oficiales del país de origen, según el modelo establecido por la Convención Internacional de Protección de Plantas de 1997. El agente de autoridad fitosanitaria de la frontera otorga un certificado de libre circulación cuando la carga se reconoce, tras un análisis, como carga sana y libre de la presencia de organismos perjudiciales. En caso de presencia de un organismo perjudicial reglamentado, la mercancía será objeto de medidas de intercepción, notificadas al importador.

Homologación de productos fitosanitarios

Es requisito previo para la importación, comercialización y/o utilización de productos fitosanitarios de uso agrícola. Se realiza ante la Dirección de la Protección de Vegetales y Controles Técnicos, dependiente del Ministerio de Agricultura. Dicha homologación tiene una validez de 10 años (finaliza el 31 de diciembre del décimo año) con posibilidad de renovación.
La homologación del producto de la empresa extranjera debe realizarla un representante en Argelia debidamente apoderado al efecto. Sólo se referirá a un producto y se deberá presentar en cinco ejemplares. El proceso de obtención de homologación puede durar entre 2 y 3 años.

Control de conformidad

No es necesario para todos los productos. Es realizado en Argelia por las autoridades dependientes del Ministerio de Comercio. Consta de tres fases:

  • Control documentario, para comprobar que toda la documentación es conforme, incluida la copia certificada conforme de la factura.
  • Control visual, para comprobar que se cumplen las especificidades legales y reglamentarias, las condiciones de manipulación y almacenaje, que el etiquetado es correcto y que el producto no presenta a simple vista alteración o contaminación.
  • Toma de muestras, si se considera, tras la valoración de los dos pasos anteriores, que debe llevarse a cabo. Dada su discrecionalidad, en demasiadas ocasiones se utiliza para bloquear mercancías en aduana y es uno de los elementos que se esgrime en el sector del plátano para explicar que resulta muy difícil entrar en un mercado poco transparente y con prácticas comerciales no conformes a los buenos hábitos.

Certificado Halal

Es un documento que acredita que los productos son aptos para ser consumidos por musulmanes según su código moral y religioso.
Las empresas del sector alimentario argelinas que deseen importar productos del exterior están obligadas a demandar estos certificados y las empresas españolas del sector que exporten a Argelia han de certificar sus productos.

Para el resto de los productos, dependerá de los requisitos del importador o distribuidor y del deseo del exportador español de otorgar un ‘valor añadido’ para el consumidor musulmán.
Existe una lista de laboratorios españoles que pueden emitir el certificado Halal.

Certificado de libre circulación (Modèle d’attestation)

La Ley de Finanzas 2018 sustituye las licencias de importación por un certificado de libre circulación. Con la cumplimentación de este documento, el ejecutivo argelino pretende demostrar la comercialización del producto en cuestión en el país de origen, para así cerciorarse de que entran productos de calidad en Argelia. Aún en 2020, las Cámaras de Comercio oficiales son las encargadas de emitir este certificado, si bien esto puede estar constantemente sujeto a cambios.
El certificado de libre circulación está disponible en la web del Ministerio de Comercio de Argelia: https://www.commerce.gov.dz/avis/communique-relatif-aux-mecanismes-d-encadrement-des- operations-d-importation-de-marchandises

Autorizaciones Ministeriales

La importación de material médico y quirúrgico requiere autorización previa del Ministerio de Sanidad, así como los productos farmacéuticos.

La importación de metales preciosos está subordinada a autorización previa.

Existen casos especiales como, por ejemplo, las bebidas alcohólicas que requieren además el Acquit du service des alcools, titres de régie: un registro-carnet que ha de aportar todo importador de alcohol.

 

Embalaje y etiquetado

Las normas específicas sobre embalaje y etiquetado, Decreto nº13-378 de 9 de noviembre 2013, determinan lo siguiente:

  • La información para el consumidor debe figurar en la etiqueta.
  • Las normas también se aplican a los productos vendidos a distancia, pero no se aplican ni a los distribuidores ni a los locales comerciales automáticos.
  • Se prohíben añadidos al etiquetado salvo mediante proceso admitido legalmente por los servicios antifraude.
  • La información obligatoria debe figurar en árabe y accesoriamente en una o varias lenguas accesibles al consumidor de forma visible, legible e indeleble.

Productos alimentarios

Los productos alimentarios sin embalar deben llevar su denominación de venta inscrita de forma visible, de forma que no deje lugar a dudas sobre lo que son.

En caso de que la información se encuentre en una etiqueta, esta debe estar fijada de forma que no se despegue.

En la etiqueta debe figurar:

  • Denominación de venta del producto alimentario, situado en primer término y de forma clara y visible. Debe indicar su naturaleza exacta de forma específica y no genérica. Deben utilizarse las denominaciones previstas en el reglamento, y en caso de que no exista, se puede utilizar una prevista en las normas internacionales. La de nominación debe de ser clara y no contener palabras que puedan inducir a error al consumidor.
  • Lista de ingredientes. Los ingredientes deben mostrarse en orden decreciente de acuerdo a su proporción de peso en el producto en el momento de fabricación, y precedido de un título apropiado (‘Ingredientes’ o ‘Compuesto de…’). Si un ingrediente está a su vez compuesto de otros, estos también deben figurar. Si utiliza un producto irradiado como ingrediente, debe dejarse constancia.

La lista de ingredientes no es obligatoria para los siguientes productos:

  • Fruta y legumbres frescas sin tratar.
  • Aguas con gas (mientras se especifique que son tales en su denominación). Los vinagres de fermentación, si proceden exclusivamente de un solo producto básico y siempre que no se les haya añadido ningún otro ingrediente.
  • El queso, la mantequilla, la leche y la nata fermentadas, a los que no se ha añadido ningún ingrediente aparte de los productos lácteos, enzimas y cultivos de microorganismos necesarios para la fabricación o, en el caso de los quesos que no son frescos o fundidos, la sal necesaria para su fabricación.
  • Los alimentos que consten de un único ingrediente, en los que la denominación del alimento sea idéntica a la del ingrediente o la denominación del alimento permita determinar la naturaleza del ingrediente sin riesgo de confusión.
  • Peso neto (situado en primer término) y de acuerdo con el SMI. No es obligatorio si el producto es pesado delante del comprador y es susceptible de variar en volumen o masa, si pesan menos de cinco gramos (salvo especias y hierbas aromáticas), o si se venden por unidades fácilmente distinguibles y contables (siempre que esté indicado en el etiquetado del producto en conjunto).
  • Fecha de consumo preferente o fecha límite de consumo. Legumbres sin tratar, productos de panadería o repostería a consumir antes de un día, vinagres, sales, azúcares, productos de confitería, chicles, vinos, licores y similares están eximidos dadas sus características.
  • Indicaciones de conservación y/o de utilización.
  • El nombre o razón social, la marca registrada y la dirección del fabricante, del embalador o distribuidor y/o del importador si procediera (si fuera importado).
  • El país de origen o de procedencia si el producto es importado.
  • Las instrucciones y recomendaciones de uso (modo de empleo) en caso de que su omisión no permitiera el uso correcto del producto. En el caso de productos congelados o ultracongelados, debe indicarse que no pueden recongelarse.
  • Identificación del lote de fabricación y/o la fecha de fabricación o embalado. Están eximidos los productos cuya fecha de caducidad sea inferior o igual a tres meses mientras esta se indique pormenorizadamente.
  • La fecha de congelación o ultracongelación si procede
  • Identificación de ingredientes que puedan provocar alergias o intolerancias (incluso si solo se han utilizado en la preparación y/o están presentes en el producto final, aunque hayan sido alterados)
  • Etiquetado nutricional (información sobre el contenido nutricional de los productos) Grado alcohólico volumétrico para bebidas que contengan más de un 1,2% de volumen de alcohol.
  • El término ‘halal’ si procede.
  • Las siglas correspondientes a la irradiación de alimentos, acompañada de la mención ‘ionizada o irradiada’ si procede, colocado cerca del nombre del alimento. La mención ‘producto edulcorado sin azúcares añadidos’ si procede (si contiene uno o más edulcorantes).
  • La mención ‘producto edulcorado parcialmente azucarado’ si procede (si contiene azúcares y uno o varios edulcorantes).
  • En el caso de botellas de vidrio reutilizables que estén marcadas de forma indeleble solo se exige denominación de venta del producto, listado de ingredientes, ingredientes que puedan causar alergias o intolerancias, cantidad neta, fecha preferente de consumo o de caducidad, etiquetado nutricional y lote de fabricación. Exceptuando especias y hierbas aromáticas, el etiquetado de productos cuya superficie no exceda los 20 cm² solo se exige denominación de venta del producto, cantidad neta y fecha de consumo preferente o caducidad. Las otras indicaciones deben figurar en el embalaje principal.

Productos no alimentarios

Los productos no alimentarios deben estar protegidos por un embalaje sólido, con etiqueta bien fijada que sea visible, legible e indeleble.

El etiquetaje de estos productos debe tener las mismas características básicas que los productos alimentarios, añadiendo:

  • Modo de empleo y precauciones en materia de seguridad. Condiciones de almacenamiento.
  • Marca de conformidad sobre seguridad.
  • Símbolos y pictogramas si el producto pudiera ser peligroso.
  • En caso de haber requerido autorización previa, debe figurar en el etiquetado.

Volver a índice de Régimen arancelario y reglamentación

  • Movilidad Internacional
  • Barreras Comerciales
  • ICE
  • Datainvex