Sectores de oportunidad

Sectores más interesantes para nuestra inversión

En relación con las oportunidades de inversión, existen ambiciosos planes de infraestructuras ligados al Plan de Desarrollo Nacional a Medio Plazo (RPJMN 2020-24), que identifica como principales desafíos solucionar el tráfico y congestión en las redes de transporte terrestre (carretera y ferrocarril), puertos y aeropuertos, aumentar la producción energética y la tasa de electrificación entre las islas, o desarrollar sistemas de tratamiento y saneamiento de aguas en las grandes ciudades, así como de gestión de residuos. De los 223 proyectos estratégicos nacionales, el Gobierno ha identificado 37 de ellos como prioritarios, principalmente en los sectores de: agua y saneamiento, refinería de petróleo y gas, construcción de carreteras y puentes, transporte público, electricidad, puertos marítimos, ferroviario y tecnologías de la información. 

La atracción de flujos de capital sigue siendo una prioridad para el Gobierno y, especialmente ahora, el sector privado y la participación de capital extranjero está llamado a jugar un papel inversor fundamental en estos proyectos. Ante la insuficiencia de fondos públicos (más aún tras el COVID), muchos de estos proyectos se ofertan en forma de partenariados público-privados (proyectos PPP), con periodos de concesión definidos, en los que el reparto es: 37% Gobierno, 21% EEPP (58% participación pública total) y 42% participación privada. Para el desarrollo de estos PPP, el Gobierno ha reforzado los mecanismos de garantía, marcos tarifarios, etc. Los principales problemas que están dificultando la creación de proyectos PPP son la falta de experiencia y un marco jurídico novedoso y cambiante, con la consecuente incertidumbre regulatoria, la mala planificación de los proyectos, y problemas relacionados con la expropiación de tierras (estos cada vez menos representativos). No obstante, la apuesta del gobierno es decidida y se han producido mejoras en ámbitos como la adquisición de tierras y la provisión de garantías al sector privado (garantía soberana, pagos por disponibilidad).

Pero aparte del desarrollo de infraestructuras, existen importantes oportunidades de inversión en áreas como el turismo, donde el proyecto presidencial de los 10 Nuevos Balis puede ofrecer oportunidades para los inversores internacionales, pues se produce de forma paralela a la parcial liberalización de la inversión en ciertos servicios hoteleros y de restauración. Destacan como prioritarios los destinos de Mandalika, Borobudur, Lago Toba, Wakatobi y Labuanbajo. Otras áreas de interés vinculadas a planes presidenciales son: la transformación económica de regiones menos dinámicas (Zonas Económicas Especiales en industria y turismo, con atractivos incentivos fiscales), desarrollo de ciudades inteligentes o Smart Cities (proyecto de la Nueva Capital en Kalimantán), energías renovables, salud, comercio electrónico y tecnología.

Concretamente, las 6 áreas prioritarias de la versión actual del RPJMN 2020-24 son: 1) Servicios básicos (agua, gestión de residuos, presas, seguridad en ciudades costeras). 2) Reforzar conectividad de infraestructuras de transporte (red de puertos integrados, FFCC convencional y AVE, autopistas de peaje, aeropuertos). 3) Infraestructura urbana (Metro en 6 ciudades: Jakarta, Surabaya, Medan, Bandung, Semarang, Makasar; gaseoducto trans Kalimantan de Bontang a Natuna; red de distribución minorista de gas). 4) Energía (27 nuevo GW de electricidad, desarrollo de redes de transmisión, construcción de nuevas refinerías). 5) Transformación digital: desarrollo de infraestructuras TIC. 6) Nueva capital en Kalimantan, entre Balikapapan y Samarinda.

Con carácter general, las empresas extranjeras participan en estos proyectos a través de las licitaciones, en la medida en que la forma de adjudicación de proyectos lo contemple (adjudicación directa, licitación restringida a empresas extranjeras, o licitación internacional). De manera general no existe una limitación a la entrada de empresas extranjeras en las licitaciones, no obstante, condiciones de cada licitación dependen de la tipología de cada proyecto y de los sectores implicados. A día de hoy, la política de sustitución de importaciones por producción local que abandera Indonesia puede generar muchas oportunidades para empresas españolas que decidan invertir en Indonesia y llevar a cabo proyectos conjuntos con socios locales. La producción local es una vía para acceder a un mercado de gran tamaño y crecimiento. Por ejemplo, es habitual la creación de consorcios en proyectos complejos para cumplir con los requisitos de experiencia y tecnología disponible. En dichos consorcios suele participar una empresa local, aunque no siempre es la líder, pudiendo ser la extranjera. En otro tipo de proyectos destaca las subcontrataciones, ya que muchas licitaciones son adjudicadas (y repartidas) a las “State-Owned Enterprises” (SOE) que tienen acuerdos con empresas privadas o subcontratan empresas para ejecutar los proyectos, ya que suelen carecer de tecnología o know-how. Es fundamental, por tanto, que las empresas españolas tengan una buena entrada en ese tipo de empresas públicas para participar en proyectos.

  • Movilidad Internacional
  • Barreras Comerciales
  • ICE
  • Datainvex